¿Mi móvil puede romperse por una tormenta eléctrica?

Las tormentas eléctricas siempre provocan que surjan diferentes dudas sobre el uso que debemos hacer de nuestros móviles y si están seguros de este factor meteorológico. Con el paso de los años ha crecido el pensamiento de que usar el dispositivo móvil durante estos temporales puede llevarnos a sufrir una descarga eléctrica.

Incluso, no se queda ahí la cosa, pues mucho creen que simplemente al cargar el móvil durante una tormenta puede provocar que el móvil acabe totalmente inservible. Pero, ¿qué hay de ciertos en estas afirmaciones? ¿Se puede llegar a cumplir esto? Por esto mismo, os explicaremos qué hay de verdad en estos pensamientos generalizados entre los usuarios y si tenemos que andar con ojo durante estas tempestades.

El móvil no hará que te caiga un rayo

Uno de los primeros factores que debemos poner sobre la mesa es que los rayos son atraídos siempre por los objetos de metal. Por lo que la atracción está ahí siempre, pero lo cierto es que los móviles tienen un porcentaje demasiado bajo como para que esta situación llegase a ocurrirnos. Además, se ha demostrado que el principal peligro se da con objetos metálicos puntiagudos y que estén en una altura por encima de nosotros, como es el caso de las antenas de telefonía móvil, por ejemplo.

Móvil mojado

Aun así, todavía no se ha comprobado al cien por cien que esto no pueda llegar a ocurrirnos al usar nuestro móvil durante una tormenta eléctrica. Y si nos fijamos en las diferentes recomendaciones de los expertos, siempre señalan que no utilicemos aparatos electrónicos conectados a la red eléctrica. Algo que nos da pie a la siguiente cuestión, ¿el móvil se romperá si lo cargamos cuando se está dando esta tempestad?

No cargues el móvil durante una tormenta

No suele ocurrir, pero siempre puede llegar a darse el caso que, durante estas condiciones meteorológicas, la luz de nuestro hogar o de la zona en la que vivamos se va. Y el motivo siempre es el mismo, una sobrecarga. Aunque, las diferentes redes de distribución cuentan con distintos sistemas que protegen el cableado para evitar daños mayores.

De esta manera, si no tuviéramos estos sistemas, la corriente eléctrica podría llegar a dañar para siempre nuestro dispositivo móvil, pues provocaría una sobrecarga. Entonces… ¿Cuál es el problema? La causa que dañará de verdad a nuestro smartphone será el hecho de que si mientras se está cargando se va la luz, dejará de cargarse. Por lo que, si esto sucede continuamente, estaríamos perdiendo ciclos de carga. Por ello, es mejor esperar a que pase el temporal para poner a cargar el móvil y usarlo tranquilamente sin que su batería llegue a sufrir este problema.