Telefónica, proveedor de la conectividad inalámbrica en el Tesla Model S europeo

Operadores

El salto de Tesla Motors a Europa para comercializar su afamado Tesla Model S vendrá acompañado de la cooperación de Telefónica. La operadora, que acaba de anunciar un acuerdo con el fabricante de coches eléctricos, se convertirá a partir de ahora en uno de los proveedores que garantice la conectividad inalámbrica M2M al vehículo propulsado con energía eléctrica. De este modo los propietarios del vanguardista Tesla podrán disfrutar de la completa experiencia multimedia del sistema inteligente integrado.

El Tesla Model S es el coche de nueva generación, el modelo que ha hecho posible implantar un vehículo eléctrico puro en el mercado a pesar de las dificultades iniciales. Las prestaciones y diseño no son el único gancho. El más exitoso producto de Tesla también integra lo último en tecnología. Producto de una de las innovaciones aplicadas surge el coche conectado, un sistema informático y multimedia que, como si de un smartphone se tratase, requiere una conexión a Internet para sacar el máximo partido a la experiencia al volante de este bólido encubierto.Tesla Model S y los servicios de Telefonica

Tesla confiará en la red de telecomunicaciones de Telefónica en Europa

Con la llegada del popular y potente coche eléctrico a Europa, Tesla y Telefónica aúnan fuerzas para ofrecer a los clientes de la marca norteamericana la mejor experiencia automovilística del futuro. Y es que la operadora de origen español será la encargada de brindar la conectividad M2M (máquina a máquina) a través de Movistar y sus filiales en varios países europeos. No obstante, también contará con la cooperación de otras compañías pertenecientes a la M2M World Allianze tales como KPN en Holanda.Interior del Tesla Model S

El coche conectado

El resultado será que el Tesla Model S será capaz de brindar a sus ocupantes la más innovadora experiencia de “infoentretenimiento” al volante. Tal y como tuvimos oportunidad de mostraros el pasado mes de febrero, este coche no solo ofrece una aceleración endiablada, sino que además cuenta con una pantalla multifunciones de 17 pulgadas integrada en el salpicadero. Desde este panel multitácil es posible gestionar todas los reglajes, ajustes y herramientas disponibles en el Model S. Sin embargo, para dar funcionalidad plena a gran parte de las prestaciones por software será vital que este sistema inteligente cuente con acceso a Internet. Aquí es donde entran en escena Movistar y la filial O2, operadoras encargadas de distribuir el servicio de banda ancha para que sea posible hacer uso del GPS, acceder al servicio de música en línea, navegar por la web e incluso facilitar a los ocupantes una red inalámbrica WiFi con acceso a Internet. También será la red de conexión entre el coche y el fabricante, un canal de información que servirá para enviar a sus servidores datos en tiempo real sobre el estado del coche relacionados con la seguridad y el rendimiento de los motores eléctricos.

El futuro del automóvil está unido a la conectividad

El concepto de coche conectado aumentará de forma exponencial durante los próximos años. Las previsiones de la propia Telefónica indican que en 2020 hasta un 90% del parque automovilístico contará con un sistema de conectividad integrado. Por tanto, es de esperar que las operadoras tomen parte del proyecto de forma más destacada en los próximos años.

Os animamos a que reviváis la prueba del sistema de entretenimiento a la que tuvimos acceso en exclusiva en Barcelona durante la pasada edición del Mobile World Congress. En dicho análisis podréis visualizar y comprender en mayor medida las prestaciones “infomultimedia” de la pantalla, aunque para los más aficionados al mundo del motor también tenemos su ración de adrenalina a través de un vídeo con el que experimentar la sensación de fuerte  aceleración del Tesla Model S.

Prueba del Tesla Model S

Escrito por Víctor Rodríguez