Los fabricantes podrían dar la espalda a Android por culpa de Google

Los fabricantes podrían dar la espalda a Android por culpa de Google

Carlos González Villamil

Anteriormente, la gama «Nexus» de Google suponía una ligera amenaza para los demás fabricantes de teléfonos inteligentes y tabletas, puesto que Google cuenta con la ventaja de ser desarrollador del sistema operativo Android y por tanto «manejar» con cierto tiempo de antelación los tiempos de actualización. Pero ahora, con la actividad que Motorola está llevando a cabo con el lanzamiento de teléfonos inteligentes como el Motorola Moto G, las cosas se están poniendo aún más serias y los fabricantes podrían dar la espalda a Google y su sistema operativo móvil, Android.

La entrada de Google en el mercado de la telefonía móvil desde el «polo» del hardware de la mano de Motorola, no ha sentado bien a prácticamente ningún fabricante de teléfonos inteligentes y tabletas que anteriormente se ha estado «sirviendo» del sistema operativo móvil de Google, Android. La compañía de Mountain View está haciendo uso de sus claras ventajas por la propiedad y desarrollo de Android, un sistema operativo que es también utilizado por muchos otros fabricantes de este tipo hardware. Nuevas alternativas, como Sailfish OS, CyanogenMod, Ubuntu o Firefox OS, podrían ser el arma de estos fabricantes para ponerse a trabajar en el horizonte contrario a Google.

cuerpo android google world

Android no; Ubuntu, forks, capas personalizadas y otros SOs, sí.

Amazon, con sus dispositivos «kindle», utiliza el sistema operativo móvil de Google, Android, pero de una manera muy concreta y especial. Lo que estos hacen es utilizar una modificación de Android que no hace uso de la tienda de aplicaciones oficial de Google, la Play Store, de esta forma se desvinculan por completo de su régimen de actualizaciones y de sus versiones. Esto es lo que comúnmente llamamos «fork».

Otros fabricantes como Samsung, Sony, LG o HTC, utilizan también Android pero aplican sus respectivas capas personalizadas que tratan de diferenciarse del software de los demás. Sin embargo, en este caso, estos sí que hacen uso de la tienda de aplicaciones oficial de Google, aunque Samsung también trata de dar protagonismo a su propia tienda.

Las anteriores alternativas, junto con los nuevos sistemas operativos, parece que se muestran fuertes frente a un Android que está perdiendo interés para los fabricantes tras la actuación de Google. Sin embargo, el problema fundamental está en que algunos fabricantes están «atados» por algún tiempo a Google y su sistema operativo, además de que esas alternativas suponen un importante riesgo que aún no interesa asumir.

cuerpo meizu ubuntu android

Algunos fabricantes comienzan a arriesgar dejando Android a un lado

Meizu, importante fabricante chino de teléfonos inteligentes, va a lanzar su primer teléfono inteligente con sistema operativo Ubuntu Touch OS. Además de Meizu, otros fabricantes como Sony o ZTE, comenzarán a apostar por diferentes sistemas operativos como, en el caso de estos dos últimos, por Windows Phone de Microsoft. En cualquier caso, vemos cómo los fabricantes se despegan con cierto cuidado de Android, lanzando así terminales con otros sistemas operativos pero sin dejar del todo Android. Samsung, por su parte, lleva tiempo desarrollando su propio sistema operativo, Tizen OS.

Es arriesgado apostar por que los fabricantes acaben dejando Android por completo, pero está claro que el descontento de los mismos se está plasmando en el mercado, y especialmente en sus catálogos. Según comentan nuestros compañeros de ADSLZone, 2014 podría ser el año en que la relación entre Google y los fabricantes Android cambie para siempre, lo cual no sería extraño en absoluto.