Prueba a fondo del Wiko Cink Five

Escrito por Iván Martín
Móviles

Cada vez son más los dispositivos que se ponen a la venta en nuestro país que son Dual SIM. Un ejemplo de estos es el Wiko Cink Five, un terminal que tiene el elemento diferenciador de poder utilizar dos tarjetas en paralelo que incluyen acceso a datos móviles, algo que no muchos modelos permiten en la actualidad.

En lo referente al resto del hardware que ofrece el Wiko Cink Five, hay que indicar que este terminal dispone del ya habitual combo de los modelos de gama media compuesto por 1 GB de RAM y un procesador de cuatro núcleos a 1,2 GHz fabricado por MediaTek. De esta forma, se espera de él que ofrezca una capacidad adecuada, pero no mucho más que eso. Por cierto, no es compatible con 4G.

La pantalla de este dispositivo es de cinco pulgadas, incluyendo un panel tipo IPS que permite una resolución de 1.280 x 720, por lo que aquí sí que resulta convincente este terminal -y poco tiene que envidiar al Motorola Moto G recientemente presentado-. Aparte, en lo que se refiere al almacenamiento se debe indicar que resulta imprescindible el uso de tarjeta microSD, ya que el flash interno sólo llega a los 4 GB, poco en los tiempos que corren.

ranuras SIM del Wiko Cink Five

Finalmente, y antes de dejar el enlace para poder ver la prueba al completo, hay dos detalles que se deben conocer: la batería tiene una carga de 2.000 mAh, algo escasa para las dimensiones de su pantalla, y el sistema operativo es Android 4.1.2, por lo que en lo referente a este apartado no hay problema alguno en utilizar todas las aplicaciones que hay en la actualidad.

Si quieres ver la prueba completa del Wiko Cink Five pulsa aquí.