Di adiós al tono amarillo de la funda transparente de tu móvil

A todos nos ha pasado que con el paso del tiempo la funda transparente que tanto nos gustaba de nuestro dispositivo móvil ha empezado a tener un tono amarillento un poco desagradable a la vista. Además, por mucho que nos la vendan como anti-amarilla, lo cierto es que con el paso de los días y meses se volverá con este tono. Incluso, dará igual que sea una más barata o de una marca buena, pues todas acabarán con este color.

Sin embargo, la calidad sí que será un factor clave a la hora de volver a conseguir que vuelva a estar tan reluciente y transparente como el primer día. De todas formas, podréis intentar seguir estos métodos con vuestra carcasa preferida, ya que lo último que se pierde es la esperanza. Además, como extra, os daremos algunos consejos para intentar evitar que os vuelva a suceder el día de mañana.

Productos a usar

Existen varias posibilidades que nos podrían ayudar a conseguir el objetivo de volver a contar con una carcasa completamente transparente. Sin embargo, puede que no todos lleguen a funcionar, o que incluso, sea demasiado tarde para vuestra funda. También dependerá de la calidad, pues no será lo mismo una de 2 euros que otra de 20 euros. Por tanto, estas serán las posibilidades que tendréis a vuestro alcance para poder limpiar correctamente este accesorio de vuestro smartphone. ¡Suerte!

Funda Xiaomi Mi 11i

Lava la funda con agua y jabón

El primer método será el más sencillo de todos, pero puede que no sea el más eficaz de todos los que vamos a presentar. Aunque, como os decíamos, será el que menos esfuerzo nos lleve realizar, más que nada porque todos contaremos con agua y jabón. Por tanto, empezaremos rellenando cualquier un tazón o vaso con agua y jabón. Eso sí, os recomendamos usar un jabón suave para que no acabe dañándola.

Después, necesitaremos un cepillo de dientes el cual humedeceremos para luego frotar la carcasa del smartphone. Tras pasar el cepillo por cada uno de sus rincones. Y aunque podremos llegar a utilizar una esponja o un paño, lo cierto es que con el cepillo podremos limpiar cualquier parte sin ningún tipo de problema. Luego será el momento de aclarar con agua la carcasa. Por último, tendremos que secarla con una toalla limpia y dejarla secar durante al menos media hora.

El alcohol isopropílico puede ser la mejor opción

Para esta alternativa necesitaremos contar tanto con un paño de microfibra totalmente limpio como con alcohol isopropílico. Cuando contemos con estos dos instrumentos, será el momento de pasar a la acción. Por ello, moja un poco el paño con el alcohol y comienza a frotar este por todas las manchas amarillentas que veas en el protector transparente de tu dispositivo móvil. Además, será una segunda opción viable tras realizar el primer método, pues acabaremos con las manchas que anteriormente no conseguimos quitar.

Limpiar funda transparente amarilla

A la hora de empezar a frotar la carcasa, será mejor que hagas movimientos circulares y sin mucha presión. Más que nada porque podemos dañar el propio protector. Luego, tendremos que secar la funda con otro paño de microfibra que esté totalmente seco y limpio. Por último, deja que el protector se seque por sí mismo durante unos diez minutos aproximadamente.

Es hora de usar lejía

La tercera opción que también tendremos disponible en cualquier hogar será el uso de la lejía. Además, de que la cantidad que necesitaremos para limpiar este protector no será demasiado, puesto que estamos ante un producto de limpieza con un nivel de acción bastante incisivo. Por ello, será uno de los últimos métodos que os hemos traído hoy, ya que puede acabar dañando la carcasa. Por tanto, echa una pequeña cantidad en cualquier recipiente que tengas por casa y deja durante unos minutos en reposo la protección. Tras esto, sácala y vuelve a mojarla, pero esta vez con agua totalmente limpia.

El turno del bicarbonato de sodio

El último consejo del día para poder limpiar por completo y acabar de una vez con este tono tan desagradable será usar bicarbonato de sodio y un poco del jugo de un limón. Cuando tengamos estos dos, tendremos que comenzar a hacer una especie de pasta con la que cubriremos posteriormente la carcasa de nuestro dispositivo móvil. Tras esto, tendremos que dejar que haga efecto durante al menos una hora. Después, tendremos que frotar con una esponja o cepillo de dientes. Por último, solo nos quedará aclarar con agua limpia y esperar a que se seque por sí misma.

Evita que se ponga amarilla de nuevo

Es prácticamente inevitable que una funda de silicona transparente no llegue a ponerse de un tono amarillento. Y es que no solo deberemos tener en cuenta el paso del tiempo ni el uso que hagamos de ella, ni siquiera la limpieza continua que realicemos. Si no que la propia luz del sol juega en nuestra contra. Por esto mismo, el único remedio que os podremos dar para evitar que se vuelva de un color amarillo es que el material no sea silicona.

Funda OPPO Find X3 Lite

Básicamente porque es poroso, por lo que más tarde o temprano acabará teniendo un tono amarillento. Además, dará igual que sea más cara o barata, todas y cada una de ellas acabarán con este color. Por tanto, para poder ayudar a que tarde más en el tiempo en volver a ponerse amarilla, os aconsejamos que lavéis la carcasa al menos una vez a la semana, con el objetivo de que no se vuelvan a formar estas manchas.

Además, también será fundamental cómo de sucias estarán nuestras manos a la hora de coger el dispositivo móvil. Más que nada porque nuestra propia piel va dejando una serie de rastros, por lo que con el paso del tiempo iremos manchando poco a poco el propio protector sin darnos cuentas, y a esto hay que sumarle el sudor. Por esto mismo, es aconsejable realizar una limpieza semanal siguiendo alguno de los métodos que os hemos explicado anteriormente.

Aunque, como os decíamos, será prácticamente inevitable que no se vuelva a poner amarillenta. Pero, de esta forma, conseguiremos que las manchas tarden mucho más tiempo en salir a flote.

¡Sé el primero en comentar!