¿Hay que instalar siempre las actualizaciones de Android? 3 razones para no hacerlo

Las actualizaciones del sistema operativo Android siempre generan una gran expectación entre la comunidad de usuarios que se encuentra bajo el ecosistema desarrollado por Google. Principalmente, porque llegan a nuestro smartphone con la intención de renovarlo por completo y ofrecer un lavado de cara tanto a la interfaz como a las herramientas que incorpora en su interior.

Es justo por este motivo que andamos pendientes de las fechas establecidas por Google para el lanzamiento de la nueva versión y de los fabricantes para saber cuándo la harán llegar al dispositivo que tenemos. Sin embargo, no es oro todo lo que reluce, pues hay ocasiones en las que una simple actualización del software puede lastrar el funcionamiento del teléfono, ya sea por una mala optimización o error en la programación. De modo que existen casos en los que uno debe sopesar la decisión de proceder antes de dar el paso definitivo, aunque te interesará saber que existen métodos para retroceder a una versión anterior y deshacerte de los fallos.

Razones para no actualizar Android

No es ninguna novedad que un parche cause errores en el sistema. La compañía estadounidense lleva a cabo varias actualizaciones de manera constante bajo el objetivo de solucionar y pulir detalles. No obstante, hay posibilidades de que, lejos de solventar la situación, acabe por arruinar la experiencia Android. Estos son algunos de los motivos por los que hay que pensar si conseguir la siguiente versión o no.

Mayor consumo de batería

Encender móvil sin batería

Los problemas de autonomía son de lo más comunes cuando hablamos de nuevas actualizaciones. De hecho, la reciente versión Android 12 presentó esta clase de fallos que provocaron un consumo desmedido de la energía del smartphone mientras este permanece inactivo. Hasta tal punto, que algunos usuarios afirman que la batería se gastaba el doble de rápido por la noche. Este fallo actualmente ya está corregido, pero sirve de aviso para renovaciones venideras.

Problemas de funcionamiento

Esta es una cuestión que tiene que ver con varios apartados del móvil, puesto que son varias las facetas que pueden ser víctimas de errores de funcionamiento tanto por una velocidad ralentizada como por funciones del sistema deshabilitadas. Hay aspectos como el Asistente de Google que presentan fallas al establecer alarmas, entender lo que decimos e incluso ha llegado a hablar en otro idioma sin motivo aparente. Asimismo, hay quienes en ciertas actualizaciones han presenciado cómo su terminal era incapaz de reproducir un archivo multimedia adecuadamente, ya que este se pausaba constantemente. Por otro lado, los reinicios repentinos son un elemento que generan enfados en la comunidad al imposibilitar un uso adecuado.

Aplicaciones con bajo rendimiento

problemas rendimiento samsung

Los programas instalados en tu dispositivo no son independientes del sistema operativo Android y una actualización podría ser la consecuencia del adiós definitivo a la aplicación. Esto se debe a que estas son desarrolladas para funcionar bajo cierta versión. Esto quiere decir que, si la compañía encargada de la app no ofrece un renovado a su software, este quedaría obsoleto llegados a cierto punto. Este sería el caso en un escenario más brusco, pero esto no quiere decir que no existan otro tipo de problemas relacionados con esta faceta. Cierres inesperados de la aplicación, mal funcionamiento, bloqueos inesperados… Son múltiples los resultados que una versión puede llegar a tener para las apps.

Cómo saber si es una buena versión

Lo cierto es que conocer a ciencia cierta si la nueva actualización disponible de Android para tu móvil goza de unas condiciones óptimas resulta extremadamente sencillo. El proceso es tan fácil como buscar información sobre ella antes de comenzar con ella. Para ello puedes acceder a foros relacionados con el software o realizar una búsqueda directamente a través del buscador de Google. Otra opción es actualizar el smartphone y comprobar su funcionamiento, batería… De modo que, en el caso de que no estés contento con el resultado, vuelvas atrás como ya hemos mencionado al inicio, es decir, volviendo a instalar en tu dispositivo una versión anterior.

¡Sé el primero en comentar!