El LG G Pro Lite Dual, un LG Optimus G Pro de bajo coste

LG

Esta compañía, LG, ha estado lanzando en los últimos meses una serie de terminales muy interesantes, y próximamente nos ofrecerá, junto con Google, el nuevo Nexus 5, que es un dispositivo derivado del LG G2. En este caso, el terminal que nos ocupa es el LG G Pro Lite Dual, un nuevo phablet que comparte ciertas características del LG Optimus G Pro, pero con unos componentes más bajos de gama y, evidentemente, un precio bastante reducido en comparación.

Sus especificaciones lo sitúan por debajo del LG Optimus G Pro, pero su pantalla de gran tamaño lo hace llamativo para aquellos que más allá del rendimiento están buscando unas dimensiones mayores a “lo común” manteniendo un precio inferior a los terminales de gama alta actuales. Samsung, al igual que abrió la veda para los “mini”, también lo ha hecho para un nuevo catálogo de teléfonos inteligente que, a pesar de incorporar una pantalla de grandes dimensiones, conservan unos componentes para los usuarios menos exigentes y un precio que los haga más accesibles.

Siguiendo el ejemplo del Samsung Galaxy Grand, esto es exactamente lo que define al LG G Pro Lite Dual: un dispositivo de gran pantalla con componentes de gama media-baja y un precio más bajo. Entre sus características cabe resaltar la pantalla de 5,5 pulgadas con resolución 540×960 y panel IPS. Gran tamaño, pero una resolución muy por debajo a los 1920 x 1080 píxeles, por ejemplo, del Samsung Galaxy Note 2. En cuanto al procesador, nos encontramos con un dualcore a 1 GHz, que viene acompañado por 1GB de memoria RAM. Por otra parte, la cámara con sensor de 8 megapíxeles bien recuerda a la gama alta de la pasada generación, aunque con 8 GB de memoria interna volvemos a la realidad de este smartphone. No obstante, podemos ampliar el almacenamiento a través de una tarjeta MicroSD de hasta 64 GB.

lg g pro lite dual

Aspecto de lujo, componentes moderados

El LG G Pro Lite Dual cuenta, a su favor, con un precio que no alcanzaría los 400 euros libre, y con el diseño heredado del LG Optimus G Pro. Sin duda, se trata de una excelente opción para los que, como únicos requisitos, buscan un terminal con Android, pantalla de gran tamaño y de un fabricante “de confianza”. Además, funciona con Android 4.1.2, por lo que la compatibilidad con las últimas aplicaciones está asegurada (sin tener en cuenta el hardware, que es otro tema a añadir).

Fuente: UnwiredView

Escrito por Carlos González Villamil