HTC One X VS LG Optimus 4X HD: la batalla de los Quad Core

Hoy os presentamos una comparativa entre dos pesos pesados presentados en el MWC de Barcelona. El HTC One X y el LG Optimus 4X HD son dos de los terminales que más han dado que hablar por ser de los primeros terminales con procesador Quad Core. A continuación pasamos a analizar y comparar las características más destacadas de ambos.

La era de los quad-core ha comenzado. Estos teléfonos ofrecerán al consumidor prestaciones y una experiencia de uso desconocidas hasta la fecha. Si ya estáis pensando en haceros con una de estas maravillas durante este año, quizás te interesará leer la comparativa que hemos preparado para ti y que te presentamos a continuación. Los “caballos ganadores” de HTC y LG frente a frente. Que gane el mejor.

El Optimus lidera la contienda en tamaño y pantalla

A pesar de que las dimensiones exactas del LG Optimus 4X HD son todavía desconocidas, sí conocemos el grosor del terminal por lo que basaremos la primera batalla en este aspecto. El teléfono de LG presenta unos impresionantes 8,9 milímetros de grosor frente a los 9,3 del HTC.

Sabemos que el HTC One X pesa 130 gramos y casi con total seguridad el terminal de LG va a estar por debajo de esa cifra por lo que por este detalle y por la elegancia y estilización de sus líneas vamos a dar el primer punto de la comparativa a LG con un voto de confianza.

En la categoría de pantalla nos encontramos ante el mismo tamaño y resolución (4,7 pulgadas y 1280 x 720 en ambos terminales). Pero ¿cuál de las dos se ve mejor? En este caso, y teniendo en cuenta la enorme calidad de estas pantallas de por sí, debemos decantarnos por LG solo porque la tecnología IPS con la que cuenta su pantalla. Ésta es ya conocida por su excelencia en dispositivos como el iPad y el Asus Transforme Prime y sus impresionantes ángulos de visión y representación más natural del color. No obstante, es solo cuestión de gustos ya que el Super LCD 2 de HTC no se queda corto en absoluto con un alto nivel de brillo.HTC One X en blanco

Empate en procesador y software

Ambos terminales integran el procesador de cuatro núcleos NVIDIA Tegra 3.  Este renovado chip está destinado a recoger el testigo de su antecesor, el Tegra 2, y liderar el mercado de smartphones y tabletas . Siendo ambos exactamente iguales, necesitaríamos tener los teléfonos en nuestras manos al mismo tiempo para saber qué procesador se adapta mejor al software, especialmente al trabajo extra que supone mover las interfaces personalizadas por los fabricantes.

En cuanto al software, ambos teléfonos utilizan interfaz propia sobre Android 4.0 Ice Crean Sandwich. La capa HTC Sense 4.0 de la taiwanesa tiene la reputación de ser una de las más completas en cuanto a experiencia de usuario se refiere, pero LG ha conseguido un resultado parecido con un aspecto mucho más ligero, lo que podría beneficiar al rendimiento general del sistema, aunque todo indica que el procesador tiene capacidad suficiente para mover con soltura ambas interfaces y Android 4.0

El HTC One X contraataca en cámara y almacenamiento

La cámara se trata quizás de la categoría donde más diferencias encontramos en uno de los contrincantes. El HTC se lleva la palma con un dispositivo que realmente aprovecha toda la potencia de su procesador. A pesar de que ambos terminales pueden tomar fotos de 8MP y vídeo a 1080p, el HTC One X integra el nuevo ImageChip que mejora las imágenes en el formato RAW, incluso antes de ser comprimidas a JPG con una suavidad impresionante. Además, la cámara frontal del HTC permite vídeo en HD a 720p.

En cuanto al almacenamiento, vamos a darle el punto a HTC pero hay trampa. Los datos que presenta el One X son excelentes, ofreciendo 32 GB de almacenamiento interno y 25 GB adicionales en Dropbox gratuitos durante dos años. El LG ofrece solo 16 GB pero son ampliables mediante tarjeta microSD, algo que el HTC no permite.LG optimus 4X HD con ICS

La batería del LG

Seguro que muchos de vosotros estabais ya pensando que este apartado sería el decisivo a estas alturas, sobre todo teniendo en cuenta que hasta ahora parecen dos dispositivos muy parejos. En este caso, teniendo en cuenta que toda capacidad de la batería es poca cuando consideramos dispositivos con las necesidades energéticas de estos smartphones de 4 núcleos, LG se lleva un gran punto.

Los coreanos han tirado la casa por la ventana integrando una batería de una capacidad de 2150mAh. En teoría, este dato sumado a la gestión inteligente de energía del procesador Tegra 3 y una interfaz más ligera debería darle una clara ventaja en autonomía frente al terminal de HTC que presenta una capacidad de 1.800mAh. Sin duda parece un aspecto muy a tener en cuenta.

Conclusión: LG inclina la balanza

Partiendo de nuevo del hecho de que se trata de dos terminales impresionantes, debemos admitir que LG gana esta gran contienda por detalles. El hecho de que su aspecto exterior sea más atractivo y seguramente más ajustado en peso, la mayor capacidad de batería y la posibilidad de la expansión mediante tarjetas microSD nos hace otorgarle el honor de ser el primer ganador de una comparativa quad-core.