HTC Desire: consejos para ahorrar batería

HTC Desire: consejos para ahorrar batería

Víctor Rodríguez

HTC Desire es un potentísimo terminal, pero su potencia y dimensiones de pantalla ponen en aprietos a la batería. Es un problema común en todos los terminales inteligentes que encontramos en el mercado. Por eso te damos las claves para que la batería de tu smartphone aumente sus tiempos de autonomía.

La autonomía de los smartphone actuales están en el punto de mira. Como norma general, estos teléfonos no aguantan mucho más de un día entero sin tener que recurrir al cargador, ya que cada vez son más ponentes y cuentan con pantallas de grandes dimensiones. Los terminales equipados con Android son más propensos al alto consumo ya que al problema del hardware se le une su filosofía, que se basa en la conexión permanente a Internet. HTC Desire puede ser considerado un terminal de estas características y por ello os ofrecemos una serie de consejos para alargar la vida de su batería. En estos momentos, el HTC Desire es uno de los smartphones más potentes que equipa Android. Su gran pantalla de 3,7 pulgadas, sus 576MB de memoria RAM o su procesador Snapdragon a 1GHz moviendo Android 2.1 Eclair forman una combinación que nos hará disfrutar pero también temer por la autonomía de su batería.

LOS TRUCOS

¿Cuántas veces se da la situación de esperar una llamada importante y el bajo nivel de batería amenaza con apagar el terminal? ¿Se os ha olvidado cargar el móvil antes de salir de casa y la batería no nos va a durar dos telediarios? Si disponéis de un smartphone de última generación, es muy posible que os hayáis encontrado es estas situaciones u otras parecidas, y teniendo en cuenta la dependencia de estos dispositivos  que muchos tenemos, puede llegar a ocasionar hasta estrés. Para minimizar los inconvenientes que trae consigo los bajos niveles de batería y aumentar la autonomía de esta, os proponemos una serie de puntos por los que tu HTC Desire alargará la vida de su batería:

Desactivar conexiones inalámbricas: esta función es la que más consume en conjunto. La esencia de Android es la conexión permanente a Internet, pero si no necesitamos la conexión, es preferible apagar el 3G, WiFi, Bluetooth y GPS. Si os encontráis en casa o en un lugar con acceso a una red inalámbrica, es preferible navegar por WiFi que por 3G. Todas estos cambios los puedes realizar desde el apartado de ajustes o bien configurar los widgets de HTC Sense en la pantalla de inicio para que la labor sea más rápida y cómoda. También hay aplicaciones en el Market que unifican estos ajustes. Una aplicación muy conocida es APNdroid, que con una sola pulsación desactiva la conexión a Internet.

Widgets: La interfaz gráfica HTC Sense tiene una vista estupenda. Las pantallas del Desire están repletas de estos pequeños programas que muestran información de todo tipo, desde el calendario, el tiempo hasta Friend Stream. Estas aplicaciones están programadas para acceder a Internet y actualizar los datos cada un cierto periodo de tiempo y son otra de las razones por lo que la batería sufre considerablemente. Si modificamos la frecuencia de refresco podremos conseguir otro pequeño ahorro. Basta con acceder al widget, pulsar menú y configuración. Aquí decidiremos si queremos desactivar la actualización automática o por el contrario modificar la frecuencia de actualización.

Pantalla: Otro aspecto que hay que cuidar es la pantalla. Cuanto más grande más consumo. Aunque el HTC Desire cuenta con una pantalla AMOLED, que ofrece más brillo y menos consumo que las TFT, su uso indiscriminado es otra fuente de derroche. Es conveniente reducir el tiempo de espera por defecto a 30 segundos. La intensidad del brillo se puede modificar y fijarlo en un 25%. No obstante, el Desire tiene la función automática para regular el brillo según las condiciones lumínicas. Si crees necesario bajar aún más la intensidad, puedes desactivar esta opción y ajustarlo manualmente.

Aplicaciones: Como ya hemos comentado anteriormente, la gran mayoría de las aplicaciones para Android tienen como base la conexión a Internet. Haremos especial hincapié en las relacionadas con las redes sociales, ya que son las que más conexiones automáticas hacen. La configuración dependerá de tu grado de dependencia a las redes sociales. Muchas veces pasamos desapercibida la aplicación de Google Gtalk, sin darnos cuenta que está activado por defecto desde el arranque. Si no queremos tenerlo activo basta con abrirlo, pulsar la tecla menú, más, ajustes y desactivar la casilla de acceso automático.

Gestión de aplicaciones en segundo plano: en muchas ocasiones las aplicaciones no se cierran y quedan en reposo. Si no vas a utilizarlas es conveniente matar todos estos procesos que no hacen más que consumir recursos, por pocos que sean. Para estos menesteres no hay nada mejor que ciertas aplicaciones que se encargan de cerrarlas. Algunas de ellas son Advanced Task Manager o Taskiller, siendo esta última realmente efectiva.

Aplicaciones especializadas: desde el Market podremos tener acceso a aplicaciones que están desarrolladas para maximizar al límite el consumo de batería. De entre todas cabe destacar Juice Defender y Locale. Su configuración puede ser un poco laboriosa pero el resultado se deja notar. Estas aplicaciones combinan infinidad de ajustes teniendo en cuenta la situación geográfica, el tramo horario o mediante perfiles configurados previamente.

      Estos ajustes y las aplicaciones propuestas pueden alargar la batería del terminal una media de un 20% más de tiempo. Insistir de nuevo en la importancia de desactivar las redes inalámbricas, sobre todo el 3G, cuando no son necesarias ya que el ahorro es importante. Como referencia, con un uso medio-intenso y aplicando la mayoría de las propuestas el HTC Desire tiene una autonomía de casi dos días, unas 42 horas.

      + Fichas técnicas HTC
      + Foro HTC