El iPhone 6s se enfrenta a agua hirviendo, mazos, flechas o rifles en sus test más salvajes

Escrito por David G. Bolaños (@d_gomez_b)
Apple

Si llevas tiempo ahorrando pacientemente para hacerte con un iPhone 6s o un iPhone 6s Plus, seguro que te hace sudar ver cómo hay quien tiene la sangre fría o, simplemente, el dinero suficiente para cargarse un teléfono que parte de los 700 euros por los “diez minutos de gloria” de los que hablaba Andy Warhol y que se concentra ahora en las reproducciones de YouTube. Nitrógeno líquido, flechas y hasta un rifle de un calibre capaz de acabar con un rinoceronte han hecho estragos con flamantes terminales de Apple solo por el gusto de ver cómo se destruyen.

Sabemos que son pruebas totalmente absurdas y que no sirven para nada. Nadie va a confiar que un móvil puede parar una bala del calibre 50 o una flecha, pero son vídeos que cuando sale un nuevo terminal se repiten una y otra vez… y para que negarlo, a muchos nos encana ver como alguien es capaz de malograr un terminal – aunque luego, si lo pensamos, es algo grotesco ya que se destruye el equivalente al sueldo de una persona para hacer un vídeo de YouTube -.

Sea como fuere, tanto si te disgustan como si te apasionan, recogemos a continuación algunos de los vídeos más salvajes con las pruebas a las que se ha sometido el iPhone 6s en el poco tiempo que lleva entre nosotros desde su lanzamiento a finales del mes pasado en EE.UU. y que pronto, tanto como este viernes, ya lo tendremos en España (donde nos da la sensación de que no vamos a tener tantos vídeos como estos).

iPhone 6s vs arco

Y empezamos por uno de los que hemos comentado, el que ha enfrentado la nueva aleación de Aluminio 7000 de la carcasa del equipo de Cupertino, que si bien es capaz de resistir y alejar el problema del “bendgate”, no tiene mucho que hacer frente a una flecha.

Por otra parte, no podían faltar quienes han hecho pasar un coche por encima del terminal y, tras esto, se han dedicado a arañarlo con un cuchillo y hasta se han ensañado con un martillo con el dispositivo de Cupertino. Por si fuera poco, se ha probado su impermeabilidad no sólo metiéndolo en el agua, sino cociéndolo. El resultado… podéis imaginarlo.

iPhone 6s vs coche, agua hirviendo, cuchillo y martillo

iPhone 6s vs nitrógeno líquido (con extra de mazo)

En esta línea de pruebas absurdas, tampoco falta una que nos ha dejado con la boca abierta por la complejidad que requiere porque ¿cuándo estamos cerca de un bote de nitrógeno líquido y tenemos una maza a mano?

iPhone 6s vs rifle

Hemos dejado para el final el que es, quizás, el más bestia, el que enfrenta al iPhone 6s con un rifle de un calibre 50 mm. Sobran las explicaciones.

Después de todas estas pruebas, aún nos queda una que esperamos y que es de las más típicas, las de “Will It Blend?“, otra de estas animaladas que aunque sabemos el resultado, nunca nos dejarán de levantar una sonrisa.

También te puede interesar…