Microsoft está desarrollando smartphones con hasta una semana de automía

Windows Phone

Microsoft ya mira hacia delante con su nueva faceta como fabricante de terminales tras la compra de Nokia y según ha dado a conocer uno de sus ingenieros, están poniendo especial empeño en crear nuevas tecnologías que mejoren la autonomía de los terminales, afirmando que ya tienen algunos prototipos que alcanza la semana de funcionamiento normal.

Ranveer Chandra, investigador de Microsoft durante una conferencia en el MIT Technology Review’s Digital Summit, ha revelado alguno de los caminos por los que irán los pasos de la empresa de Redmond ahora que se encargará de la fabricación de los terminales Lumia tras la compra de Nokia. Según Chandra, en los laboratorios del gigante informático se lleva tiempo trabajando para conseguir terminales con un aumento considerable de su autonomía, un elemento en el que los últimos terminales Windows Phone de la marca ahora propiedad de Microsoft no se muestran especialmente notables.

Después de la dual-SIM, ¿baterías duales?

Uno de los métodos que se han desarrollado consistiría en dividir las baterías de los terminales y en lugar de llevar sólo una en ellos, montar dos en paralelo. La idea sería que una de ellas se utilizaría para las tareas habituales y que requieren de menor esfuerzo energético y a la hora de utilizar otras como podría ser la navegación GPS o los videojuegos, echar mano de la capacidad extra que hay en la segunda. Según el investigador, en las pruebas realizadas y con los prototipos construidos se ha logrado un 50% más de autonomía que modelos con una batería simple, alcanzando la semana de funcionamiento.

apertura bateria microsoft

Optimización a través de software

Otra de las posibilidades que están tanteando en Microsoft es lo que se llama E-Loupe. Esto sería un acercamiento a través de software que detectara las aplicaciones que utilizan más energía, incluso cuando están en segundo plano, con el objetivo de reducir su consumo o incluso desactivarlas. Esto sería incluso más interesante ya que podría llegar en forma de actualización a los terminales actuales pero parece que no ofrece una mejora tan drástica como la anterior propuesta. Además no sería tan novedosa ya que otros fabricantes, como Samsung en el Galaxy S5 o HTC en el One (M8), ya han implementado sistemas de este tipo.

Lo cierto es que el reto de mejorar la autonomía de los smartphone no es sólo de Microsoft, sino de todos los fabricantes que siguen utilizando casi la misma tecnología que hace diez años, el ión de litio, en baterías eso sí más grandes pero que se tienen que enfrentar a enormes pantallas de altísima resolución y a una pléyade de conexiones y notificaciones que las desgastan cada minuto.

Fuente: MIT Technology Review

Escrito por David G. Bolaños (@d_gomez_b)