Vende un riñón para comprarse un iPad 2

Vende un riñón para comprarse un iPad 2

R. Arranz

La noticia ha saltado a la prensa china y se ha extendido como la pólvora por Internet cuando se ha sabido que un estudiante chino de 17 años había vendido uno de sus riñones para poner conseguir la nueva tableta de Apple, el iPad 2. La policía está investigando los hechos.

La devoción que sienten algunos usuarios por los productos de Apple es de sobra conocida, pero esta noticia es sorprendente y supera los límites imaginables. Según las propias palabras de Zheng –que así se llama este estudiante de 17 años– “yo quería comprar un iPad 2 pero no me lo podía permitir. Un agente se puso en contacto conmigo por Internet y me dijo que podía ayudarme a vender uno de mis riñones por 20.000 yuanes”. Es decir, por unos 3.000 dólares o unos 2.100 euros. Al parecer la operación se llevó a cabo en Chengzhou a finales de abril y Zheng recibió el dinero pactado. Sin embargo, la noticia cuenta que regresó a casa con un portátil y un iPhone, desconocemos si este estudiante cambio de opinión en el último momento o si es un error de transcripción al redactar la noticia.

639x360_1246856263_Trasplante riñón 1 (1)

Tema delicado

Fuera de lo increíble que pueda parecer la historia, el caso es que en el mundo hay gente lo suficientemente desesperada para vender sus propios órganos a cambio de dinero. Y por supuesto, también hay personas dispuestas a aprovecharse de esta situación. El caso es que el estudiante llevó a cabo la donación sin decírselo a sus padres y cuando regresó a casa con los nuevos equipos, la madre descubrió lo que había pasado y lo puso en conocimiento de las autoridades locales. Desde entonces, han estado tratando de localizar a los compradores, algo que, al parecer, aún no han conseguido. El hospital donde se llevó a cabo la operación, se supone que no está cualificado para llevar a cabo trasplantes de órganos y ha negado cualquier relación con la operación.

+ Comparador de móviles

+ Fichas técnicas Apple

+ Foro Apple

Fuente: The Next Web