Análisis del Huawei Mate 20: prueba a fondo, características y opinión

Valoración: 8,5 de 10

sello de Movilzona 8El modelo con un precio más ajustado de los terminales de gama alta que Huawei presentó en el día de ayer ya ha estado en nuestras manos y lo hemos probado dándole un uso habitual. Hablamos del Huawei Mate 20, un dispositivo que cuesta 799 euros y que llega con una buena cantidad de opciones que son interesantes (unas iguales a las del Mate 20 Pro y otras que le dan un toque personal).

En una de las cosas en las que los dos modelos de los que hemos hablado se parecen es en el uso de Android Pie como sistema operativo, sin que falte EMUI como es habitual en los dispositivos de la forma asiática. El funcionamiento es el esperado y creemos que es bastante positivo, pero el desarrollo propio de Huawei es recargado como es ya habitual, aunque en esta ocasión afecta de una forma menos directa al funcionamiento del terminal. Con añadidos que pueden ser interesantes, como la herramienta de gestión o la que permite realizar una copia de seguridad. El caso, es que el Huawei Mate 20 llega perfectamente actualizado en el software nada más sacarlo de la caja y este, además, se ejecuta con total solvencia.

Imagen trasera del Huawei Mate 20

Pasamos a desgranar apartado por apartado las opciones que ofrece el Huawei Mate 20 y las sensaciones y resultados que nos ha dejado al darle uso. Eso sí, ya anunciamos que nos ha convencido bastante y que nos parece un dispositivo que no está nada mal en la relación calidad/precio, especialmente teniendo en cuenta las novedades que ofrece.

DiseñoPantallaHardwareAutonomíaCámarasConclusión

Diseño

Estéticamente este es un modelo atractivo, como corresponde a un terminal que busca ser destacado en el mercado Android. Con acabado en metal y cristal, donde se quedan bastante marcadas las huellas, las líneas tiene bordes suaves que favorecen el agarre y el aprovechamiento frontal es muy bueno, lo que permite que el Huawei Mate 20 tenga un aspecto muy actual y bien diseñado. Por cierto, las dimensiones que tiene el dispositivo son las siguientes: 158,2 x 77,2 x 8,3 milímetros (es algo más grande que la variante Pro, lo que se debe a que su pantalla es mayor).

Uno de los detalles que nos parecen atractivos del Huawei Mate 20 es que dispone de notch tipo “gota de agua” en la parte superior del frontal. Este tiene unas reducidas dimensiones, por lo que permite disfrutar de más espacio visible de la pantalla y nos aparece una buena solución a la que no le falta atractivo. Evidentemente, es posible ocultarlo por software y, por la falta de espacio, no se pueden integrar componentes para ofrecer reconocimiento facial 3D como hace el Pro, pero esta función está presente. Su usabilidad es buena, pero la eficiencia es menor -en especial en lugares con poca iluminación-.

Notch del Huawei Mate 20

Disponible en varios colores como por ejemplo el negro y el azul, la distribución de los diferentes elementos físicos es la habitual. La bandeja para las tarjetas está en la parte izquierda del Huawei Mate 20, mientras que los botones hardware se ubican en la zona derecha (con un acabado de color rojo en el de encendido que resulta llamativo y una colocación que es perfecta). En la parte baja se encuentra el altavoz que ofrece una calidad que no está mal, los altos se reproducen muy bien y la potencia es suficiente, y el puerto USB tipo C. En la zona superior del dispositivo, hay buenas noticias: existe un emisor de infrarrojos que permite dar uso al equipo como mando a distancia, y una toma de auriculares que seguro que a más de uno le encanta que esté presente -algo que no sucede en el Pro-. Hay resistencia al agua, pero es a las salpicaduras y no llega a ser compatible con IP68.

En la parte frontal, destacan los marcos de reducidas dimensiones, lo que hemos comprobado que no afecta a la resistencia del panel, y la sensación de amplitud que se consigue con esto. En la trasera el Huawei Mate 20 está el elemento cuadrado que integra los tres sensores de la cámara junto al flash, que no queda mal, y un lector de huellas muy bien ubicado y de fácil acceso. Este accesorio funciona muy bien, con una respuesta perfecta y rápida, y mantiene el altísimo nivel que siempre ofrece la firma asiática aquí. Nada de integrarlo en pantalla, lo que es lógico debido a su precio.

Precios de los Huawei Mate 20 y Huawei Mate 20 Pro con Orange, que vienen con un Huawei Watch GT de regalo

En definitiva, estamos ante un terminal atractivo y que ofrece acabado premium. Es algo grande y en la mano eso se nota -ojo, que en ocasiones se resbala más de lo esperado-, pero los mate siempre han sido así. El caso, es que ofrecer un mal diseño es algo que no ocurre con el Huawei Mate 20, y lo cierto es que tiene su encanto, en especial por el pequeño notch que integra.

Puerto USB el Huawei Mate 20

Pantalla

Este modelo de la nueva gama de producto de Huawei llega con un panel IPS de 6,53 pulgadas, por lo que no es precisamente pequeño. La resolución es Full HD+ y el ratio de 18.7:9, por lo que es estrecho aunque no una barbaridad -no queda especialmente mal en la mano en lo que tiene que ver con la ergonomía-. El caso, es que la densidad de píxeles supera los 400 ppp, esto permite que su definición sea buena y en nuestras pruebas hemos comprobado que los textos y juegos se muestran con una precisión más que aceptable.

El aprovechamiento frontal es excelente en el Huawei Mate 20, por lo que estamos ante un Todo Pantalla en toda regla y con una simetría en su aspecto que nos ha gustado mucho algo que permite el uso de un notch de pequeñas dimensiones. Con una buena resistencia, nosotros no hemos tenido problemas al llevarlo en el bolsillo y en alguna pequeña caída, la respuesta del panel es correcta en líneas generales, ya que la tactilidad está bien solucionada. Eso sí, la latencia es algo alta en algunas ocasiones, especialmente cuando se tiene varias aplicaciones en ejecución (pero esto es algo que no se nota en exceso).

En lo que tiene que ver con la calidad, esta es bastante buena. Los colores están bien representados, aunque son algo apagados por defecto (lo que se puede solucionar mediante las opciones de configuración que permite por software el dispositivo, que incluso posibilitan el establecer la resolución más conveniente). El brillo es potente, sin ser el más destacado del mercado, y en exteriores se completa de forma correcta. Eso sí, excelente el funcionamiento del modo automático en el Huawei Mate 20. Los ángulos de visión cumplen, con alguna tendencia al verde en ocasiones, pero en líneas generales ofrece una buena experiencia visual gracias a su panel IPS.

Pantalla superior Huawei Mate 20

Bien equipado este terminal en lo que tiene que ver con la pantalla, ya que la calidad de este componente cumple perfectamente en casi todos los apartados. Nos hubiera gustado un tratamiento de los negros algo mejor, pero lo cierto es que ver películas -el HDR es algo que se le escapa al Huawei Mate 20- o disfrutar de los juegos es completamente posible y con una calidad que no está nada mal en líneas generales.

Análisis en vídeo del Huawei Mate 20

Hardware

Aquí hemos encontrado luces y sombras en lo que tiene que ver con los componentes esenciales. Lo mejor es que en el interior del Huawei Mate 20 está el nuevo procesador Kirin 980, que ofrece con sus ocho núcleos un rendimiento espectacular con todo tipo de aplicaciones (juegos incluidos, dónde Dead Trigger se ejecuta con fluidez y precisión, por poner un ejemplo). Además, su tecnología de fabricación de 7 nanómetros permite que el consumo sea reducido, de lo que hablaremos más adelante, y el control de la temperatura ya decimos que es fantástico en todos los usos posibles. Lo que no nos ha gustado tanto es que el terminal tenga 4 GB de RAM. Sí, son suficientes para que Android Pie funcione sin problemas, pero le hace alejarse del mercado más potente y, además, cuando hay una carga excesiva de desarrollos en ejecución, se nota cierto “cansancio” que en la variante Pro no aparecen por ningún lado.

Huawei presenta el Kirin 980. Doble NPU, 7nm y listo para el Huawei Mate 20

El almacenamiento está bien resuelto con 128 GB, donde hemos encontrado que la lectura es muy buena y la escritura no le va a la zaga, y es posible ampliar esta opción mediante el uso de tarjetas nanoSD (NM Card). Este es un nuevo formato que ha decidido la compañía utilizar en toda la gama de prodcuto Mate y en nuestras pruebas su rendimiento se muestra superior a la práctica totalidad de las microSD que hay en el mercado, con una fiabilidad muy destacable. Eso sí, veremos si hay una disponibilidad grande de modelos y, por lo tanto, competitividad en precios.

Toma de auriculares del Huawei Mate 20

Estos son los resultados que hemos conseguido con el Huawei Mate 20 en las pruebas de rendimiento habituales que utilizamos en MovilZona:

Sin ausencias destacables en lo que tiene que ver con la conectividad, un ejemplo es que no falta NFC; Bluetooth 5.0 (excelente comportamiento al combinarse con todo tipo de dispositivos, como por ejemplo las radios de coches); y, en este caso, radio FM gracias a la inclusión de tomas de auriculares. La cobertura en movilidad no ha mostrado fallo alguno, y la cobertura WiFi es convincente, ya que ofrece lo que se puede esperar de un equipo de su rango de precio (con buena latencia y estabilidad).

Lo cierto es que funciona muy bien, con una ausencia de “lag” evidente el Huawei Mate 20. No llega a los niveles de algunos modelos con más RAM, pero lo cierto es que no se tendrá decepción alguna al utilizar este terminal, ya que la experiencia de uso es resolutiva. Por cierto, Fortnite funciona sin el más mínimo problema, por lo que es una opción excelente este dispositivo gracias a su combinación con una pantalla de grandes dimensiones.

Autonomía

Buenas noticias, ya que el dispositivo del que hablamos tiene una batería de 4.000 mAh, una cantidad que está muy bien y que se sitúa entre las mejores del mercado. Con ella y debido a un panel que consume especialmente poco y un procesador optimizado para no abusar, se consiguen dos días de uso normal sin el más mínimo problema. Además, las marcas al probar el Huawei Mate 20 con la pantalla siempre encendida es excelente, con picos que llegan a las 10 u 11 horas perfectamente -eso sí, aquí no hablamos del brillo a la máxima intensidad-. Grandes resultados.

Al dispositivo no le falta recarga rápida tipo SuperCharge, lo que siempre es de agradecer y en los tiempos que hemos conseguido en los procesos se puede establecer una media de un 15% de rellenado cada diez minutos -siempre por debajo del 85% de carga-. Buenas marcas, pero no llega a lo que ofrece por ejemplo el Mate 20 Pro. Nada de carga inalámbrica, por lo que esta opción no se debe buscar en este modelo.

Cámaras

El Huawei Mate 20 llega con tres sensores en su cámara principal, por lo que la buena calidad al hacer fotos se espera como muy buena, y lo cierto es que se cumple bien. No es de lo mejor del mercado, pero se consiguen tomas de bastante definición y con colores bien trabajados. La combinación de elementos es la siguiente: 12 Mpx con F:1.8 como principal + 16 Mpx F:2.2 Super Wide Angle + 8 Mpx F:2.4 para telefoto. Es decir, que nada de sensor para monocromo algo que parece que será algo del pasado en la firma. Los selfies, por cierto, son de calidad gracias a su cámara de 24 megapíxeles que permite un angular de lo más competente.

Cámara trasera del Huawei Mate 20

Los resultados que se consiguen con el terminal son muy buenos, con una ausencia de ruido evidente y una gestión de la luz que nos ha gustado bastante. Con un rango dinámico que se comporta bien, un balance de blancos que no desentona, lo cierto es que el Huawei Mate 20 es un buen terminal que está por encima de la media de la gama alta y que permite incluso alardes en algunas situaciones. No falta un Modo Noche muy bien ejecutado y el uso de desenfoque en los retratos, que es donde menos destaca el dispositivo (ya que hay fotos que resultan poco naturales).

Zoom con el Huawei Mate 20

Estos son los resultados que hemos conseguido con el Huawei Mate 20 a la hora de hacer fotos en situaciones habituales (por cierto, el zoom directo en pantalla se queda en 2X, que no está mal pero no llega a los niveles del Pro):

La aplicación es la ya habitual de la firma, por lo que es completa y sencilla de utilizar. Hay gestos que permiten dar uso a todas sus opciones -siempre sin “lag” y con un procesador decente. No le falta un útil Modo Pro y posibilidades adicionales y que se pueden descargar para sacar partido a la óptica de Leica que está presente en el Huawei Mate 20. Gran comportamiento de la Inteligencia Artificial al reconocer escenas -se nota la presencia del Kirin 980-, así como al ejecutar el asistente HiVision que permite incluso realizar traducciones a tiempo real. Un buen añadido este.

En la grabación hemos encontrado un smartphone que permite llegar a 4K sin problemas y que enfoca muy rápido, lo que son excelentes noticias. Aquí hemos descubierto que se tienen algunos problemas con los destellos con las luces artificiales, pero no son graves.

Conclusión

No hay duda que estamos ante un buen teléfono que no tiene un coste muy elevado para lo que ofrece. Su procesador es excelente, y permite ejecutar trabajos con Inteligencia Artificial con gran solvencia, y las aplicaciones funcionan de forma estupenda. La pantalla, sin ser OLED, es correcta y el diseño no desentona. En lo que tiene que ver con la fotografía, sin llegar al máximo nivel, sí que es más que competente lo que ofrecen los tres sensores, en especial con las tomas con poca luz.

Notch Huawei Mate 20 comparado Mate 20 Pro

Lástima que sólo tiene 4 GB de RAM, lo que le hace perder algo de distancia con los modelos más “top”, pero esto es algo que en parte corrige Android Pie, el sistema operativo del Huawei Mate 20. La ergonomía es buena aunque el terminal es un poco más ancho de lo esperado, y la solución del notch tipo “gota de agua” es una buena idea al no disponer de reconocimiento facial 3D. El caso, es que este dispositivo creemos que es recomendable y que será una buena solución para la inmensa mayoría, en especial por su gran autonomía.

Lo mejor

  • Fotografías de calidad
  • Procesador muy potente
  • Excelente autonomía
  • Notch atractivo y bien implementado

Lo peor

  • Sólo integra 4 GB de RAM
  • Es algo más ancho de lo esperado
  • EMUI es un desarrollo bastante pesado

Puntuación del Huawei Mate 20