Apple iPhone 7 plus

Análisis del Apple iPhone 7 plus

Valoración: 8,5 de 10

SELLO-MOVILZONA-8Hemos podido probar el iPhone 7 Plus, uno de los nuevos modelos de la compañía de Cupertino. Exactamente el que está pensado para los que gustan de pantallas de grandes dimensiones, ya que este dispositivo llega con un panel de 5,5 pulgadas. El caso es que si hay algo indiscutible es que este phablet es un buen terminal, de eso no hay duda. Y, por ello, pertenece a la gama alta de producto.

El caso es que una vez se comienza con el análisis del iPhone 7 Plus se descubren cosas bastante positivas en él, y otras que no lo son tanto y que rápidamente hace que venga una pregunta a la cabeza: ¿merece la pena dar el salto a este nuevo modelo teniendo en cuenta lo que cuesta (el modelo más económico 909 euros)? Esto es algo a lo que daremos respuesta en las conclusiones, pero lo cierto es que no se puede dar un sí rotundo sin más.

Terminal iPhone 7 Plus en caja

Evidentemente, como el sistema operativo es iOS no haremos mucha comparación respecto a lo que se ofrece en Android (ya que este no es el caso del análisis), aunque sí comentaremos qué es lo nuevo que se puede encontrar integrado en el iPhone 7 Plus. Lo que sí es cierto es que este dispositivo funciona bien y que nada más verlo, cumple con lo que se espera de un modelo de gama alta: es bonito y atractivo, y al utilizarlo desde un primer momento se tiene una satisfacción bastante buena.

A continuación dejamos las opiniones y sensaciones que hemos obtenido al utilizar el iPhone 7 Plus, un terminal que evoluciona con novedades interesantes y, en algunos casos, únicas respecto a su hermano de gama de producto que tiene una pantalla más pequeña pero que comparte la inmensa mayoría de opciones que son de la partida en este phablet come se puede ver en este análisis del iPhone 7 Plus.

Diseño, entre el continuismo y la novedad

Se podría decir que es un sabor agridulce el que hemos obtenido con el análisis del iPhone 7 Plus. Estéticamente, el phablet no varía en exceso respecto al modelo al que sustituye en el mercado. Aparte de las obligaciones por el nuevo hardware, como por ejemplo la cámara trasera (mucho más prominente de lo esperado y que en ocasiones hace que el terminal baile al apoyarlo en una superficie plana), no se han variado en exceso las líneas que son de la partida.

Esto no hace que el iPhone 7 Plus sea un terminal poco atractivo, ni mucho menos, ya que su acabado en metal (aluminio serie 7000) le dota de un aspecto Premium y lo cierto es que puesto en la mesa queda claro que este modelo es una estrella en la constelación de los smartphones. Eso sí, dos pegas nada más empezar: es excesivamente grande para la pantalla de 5,5 pulgadas que tiene -aunque no le falta ergonomía- y el peso de 188 gramos no es precisamente contenido e, incluso, no está especialmente bien distribuido con una sensación clara de que la parte superior “tira” más que la inferior.

Logotipo del iPhone 7 Plus

La posición de los botones es la habitual, con una calidad de estos indudable. Al revisar el Home aparece la primera de las grandes novedades del terminal: ya no es mecánico, sino que utiliza tecnología háptica. Esto quiere decir que se evitan engranajes en su interior y futuras reparaciones -ojo que no son especialmente pocas con el sustituido-. El caso, es que se mata varios pájaros de un tiro, ya que se evita lo comentado y se avanza en que todo lo que se incluye en los dispositivos de Apple sea más “sencillo” y utilizable. Nada que objetar a la respuesta de lector de huellas, que se mantiene perfecta y como una de las mejores del mercado.

Lo curioso del botón Home es que se puede establecer una respuesta de diferentes grados que da la sensación de que se está pulsando un elemento mecánico, por lo que el usuario tiene la experiencia de que presiona algo, y esto es positivo y efectivo. Muy conseguido, pero en el ámbito de la utilidad no se aprecian grandes inclusiones.

Perfil de a cámara del iPhone 7 Plus

La llegada de este botón tiene una consecuencia directa (que es otra de las novedades vistas en el análisis del iPhone 7 Plus): la ausencia del puerto jack de 3,5 para los auriculares (aunque se incluye un adaptador para dar uso al accesorio que mantiene esta conectividad). Más allá de evitar el uso de cables (un mantra de Apple), lo cierto es que en esta ausencia hay claros y oscuros. Lo positivo es que la calidad del sonido es buena al utilizar el puerto Lighting con los EarPods incluidos, y la sencillez es también de la partida. También cabe destacar la llegada de los AirPods, que con su sinergia con Siri promete ser un accesorio realmente potente y útil, por lo que a buen seguro muchos son los que “pican” a la hora de comprarlo.

En el lado que menos nos ha gustado hay varias cuestiones. La primera es la imposibilidad de recargar el iPhone 7 Plus mientras se escucha música (más madera para hacerse con unos AirPods) y, por el otro, que la calidad analógica que ofrece el jack de 3,5 es más que suficiente en líneas generales (mi oído, por el momento, usa esta tecnología… desfasada, pero no hay forma de mejorarlo). El caso es que no era esto algo obligatorio por calidad, pero sí quizá por el espacio que se aprovecha bien con el botón háptico y para dar algo más de carga a la batería, que nunca viene mal.

Botón Home del iPhone 7 Plus

La parte trasera ahora no tiene bandas paralelas en la parte superior e inferior, y la S del modelo anterior bajo las letras iPhone pasa a mejor vida. El agarre es bueno, y para nada el terminal se escurre, esto es un excelente trabajo. En cuanto a los colores nosotros hemos probado el negro mate, y este es atractivo. Hay más tonalidades, y algunas son nuevas como la denominada Jet Black.

Un detalle importante es que en la parte baja del dispositivo, está el puerto para la recarga del terminal y agujeros que dejan salir el sonido. Aquí hay que dar la bienvenida, y con acierto, al estéreo ya que son dos los altavoces integrados. En el análisis hemos comprobado que la potencia respecto a la generación anterior es mucho mayor, pero que la decisión no da un salto cualitativo similar y los graves, por poner un ejemplo, son un poco bajos. Modelos del mercado ofrecen soluciones mejores, como por ejemplo el Axon 7 de ZTE o los modelos de gama alta de HTC con BoomSound.

Altavoces del iPhone 7 Plus

Pantalla, hay  mejoras

La pantalla del iPhone 7 Plus mantiene las 5,5 pulgadas del modelo al que sustituye y la resolución es de 1080p. Es decir, que hablamos de una densidad de píxeles de 401 ppp, una cifra habitual en muchos modelos que habitan, incluso, la gama media de producto. Eso sí, la calidad del panel LED-backlit IPS es bastante buena, y destaca frente a las similares del mercado. A primera vista, los colores son vivos y la definición realmente buena, con un acertado ajuste cromático.

Pantalla integrada del iPhone 7 Plus

Una de las nuevas inclusiones es el uso de gamut de color DCI-P3, es algo que se agradece ya que la sensación, en especial al ver vídeos, es muy buena. El caso es que con esta novedad se iguala a otros producto de Apple, por lo que tiene sentido. Lo que sí es un acierto es el aumento del brillo del panel -de casi un 50%- . Esto mejora la calidad en exteriores, que hacía falta. Se ha dado un paso importante aquí, pero no es lo mejor que hemos visto.

En lo que se refiere a los marcos de la pantalla no hay muchos avances respecto a la generación anterior, ya que el aprovechamiento frontal es del 67,7%… por lo que hay espacio para dotar de firmeza al panel… pero que lo aleja de modelos que tienden a que desaparezca este elemento y que son los habituales de la gama alta.

Para finalizar de comentar este apartado, queremos decir que se ha incluido, como una de las novedades del terminal, la protección IP67 frente al agua y polvo. Un acierto completo, esperado y bien ejecutado. Al probar el phablet comprobamos que no hay problema con sumergirlo un rato hasta casi un metro y que el mojarlo con el grifo es algo que no perturba al dispositivo. Además, en el análisis del iPhone 7 Plus, manipulamos los botones hardware sin dificultad bajo el agua. Como siempre recordamos, que el polvo deje de ser un problema es casi o más importante que el agua, y esto es de agradecer.

¿Y qué hacemos hablando de este añadido en el apartado de la pantalla? Sencillo: en las pruebas comprobamos que la pantalla capacitiva no detecta correctamente las pulsaciones, por lo que es imposible manejar el sistema operativo del iPhone 7 Plus. Esto se debe a la conducción eléctrica de los elementos, y es algo a mejorar en futuras entregas. Pero, lo cierto, es que la compatibilidad con IP67 hay que aplaudirla.

Rendimiento, nada que objetar

La combinación de hardware principal para este apartado es un acierto: el procesador es el Apple A10 Fusion de cuatro núcleos, del que hablaremos más adelante, y la cantidad de RAM asciende a los 3 GB. Estos componentes se exprimen, como siempre, de forma muy buena por el sistema operativo y la combinación da como resultado una simbiosis que por un lado muestran potencia sin concesiones y, por el otro, permiten una experiencia de uso más que satisfactoria.

Del SoC poco hay que indicar, con los juegos se comporta de una forma excelente (los seis núcleos de la GPU dan para ello) y las aplicaciones se ejecutan con una gran fluidez. La curiosidad de este componente es que el trabajo se hace en dos elementos de dos núcleos independientes (unos para la máxima potencia o, los otros, cuando hay menos necesidad). Esto mejora el control de consumo, pero no es posible que los cuatro “cores” trabajen al mismo tiempo. Es decir, que estamos ante un big.LITTLE puro y duro.

Diseño del iPhone 7 Plus

Los resultados en las pruebas de rendimiento no faltan, y estos son los que hemos obtenido en MovilZona. Lo cierto, es que son realmente buenos y la potencia no es un problema detectado en el análisi del iPhone 7 Plus:

En lo que se refiere a la autonomía, hay que decir que la batería integrada en el terminal es de 2.900 mAh, por lo que se añaden ciento cincuenta más respecto al iPhone 6 Plus. Con un uso habitual se consigue llegar al final del día sin problemas. Pero si es intensivo y la pantalla está activada de forma constante se reduce el tiempo y la recarga antes de ir a dormir será necesaria (pero esto sólo en momentos puntuales). El caso es que hay mejoras en este apartado, lo que se consigue por lo bien diseñado del software y lo comentado antes del procesador. Por lo tanto, se cumple, pero no hay que pensar que es el mejor modelo del mercado, ya que no es así y Apple debe seguir avanzado aquí.

Cámara, gama alta sin dudarlo

Aquí está una de las joyas de la corona: los dos sensores que componen a este componente (que son bastante prominentes, todo hay que decirlo) y que suponen un salto evolutivo importante. Ambas son de 12 megapíxeles, pero una se utiliza como gran angular y, la otra, como teleobjetivo (favoreciendo, entre otras cosas, el zoom).  Evidentemente, el usuario no tiene que realizar ningún tipo de ajustes independientes, ya que es iOS el que se encarga de realizar este trabajo y, por lo tanto, se mantienen el “enfocar y disparar”.

Cámara del iPhone 7 Plus

Un detalle interesante a conocer es que la apertura del elemento para el gran angular es de F:1.8, mientras que el teleobjetivo salta hasta los F:28, por lo que este último en condiciones de poca luz no se utiliza, ya que los resultados no serían los mejores. En exteriores, raro es el momento donde el sensor mencionado en segundo lugar no trabaja de forma efectiva, pero en interiores esto sucede más de una vez. Un acierto de Apple, pero que es importante tenerlo en cuenta ya que la ayuda del segundo componente en ocasiones no existe.

Mejora luminosidad en foto con el iPhone 7 Plus

Mejora en Modo manual de una foto con luminosidad excesiva.

La calidad de las fotos que se hacen con el iPhone 7 Plus es realmente buena. Bien definidas, con una ausencia de grano evidente y colores realistas (el rango dinámico es sorprendentemente bueno). Además, el zoom trabaja de forma muy eficiente, lo que es un detalle positivo. Con luz adecuada lo que se consigue es muy bueno, y con la falta de esta se baja algo el nivel, pero no en exceso como ocurre con otros dispositivos. También hay que hablar bien del nuevo flash de cuatro tonos, que permite que adquisiciones complicadas, como por ejemplo el fuego o una pecera, dejen de serlo.

Foto con zoom con el iPhone 7 Plus

Estos son algunos ejemplos de fotos que hicimos en el análisis del iPhone 7 Plus:

La verdad es que las cámaras se han convertido en un punto de disputa importante en la gama alta, y los modelos de este año son especialmente buenos en general. Así pues, estamos en un momento en el que se acabarán las potenciales novedades disruptoras -un ejemplo, las cámaras duales no son nuevas, y sin ir más lejos Huawei la implementa en modelos como el P9 o el propio Honor 8- y, por ello, será complejo diferenciarse mucho más. Pero, eso sí, este modelo actualmente es de lo mejor del mercado con posibilidades como hacer fotos en formato RAW.

Al grabar, con una calidad máxima de 4K, los resultados son excelentes en líneas generales (es posible mejorar algo el sonido, todo hay que decirlo), pero la estabilidad conseguida es muy buena -la inclusión de estabilizador óptico siempre se agradece- y el enfoque instantáneo. Así, es posible conseguir resultados espectaculares en todo tipo de condiciones.

Conclusión

Es innegable que el iPhone 7 Plus es un teléfono de buena calidad y que es uno de los más destacados de la gama alta de producto. Su funcionamiento es óptimo y se han mejorado en detalles claves como la inclusión de la protección frente al agua y polvo o una batería mayor, lo que redunda en una autonomía más convincente (sin ser de lo mejor, eso sí). Aparte, la cámara dual que hay en su parte trasera es de una excelente calidad. El caso, es que este modelo es llamativo.

Por el contrario, en el análisis del iPhone 7 Plus nos ha quedado claro que el quitar el puerto para auriculares, algo que no vemos especialmente justificado, y que el diseño no ha evolucionado apenas nada, no son grandes aciertos. Y, esto, es algo que se debe considerar. Así las cosas, la gran duda es si merece la pena hacerse con uno de estos dispositivos, costando los casi 1.000 euros del modelo más económico, es una buena idea… más teniendo en cuenta que el iPhone 8 sí que apunta a ser un terminal revolucionario por celebrar su décimo aniversario. La decisión es personal, pero las dudas son bastante grandes.

Lo mejor

  • Cámara de buena calidad
  • Buen rendimiento en general
  • Inclusión de protección frente al agua y polvo

Lo peor

  • Diseño algo estancado
  • Dimensiones y peso mayores de las esperadas
  • Los dos altavoces sólo aportan potencia

Puntuación del iPhone 7 Plus


Opiniones



Los campos con * son obligatorios.