¿Tu móvil está loco? Intenta que vuelva a la normalidad

¿Tu móvil está loco? Intenta que vuelva a la normalidad

David Girao

Nuestros smartphones pueden tener infinidad de problemas, pero uno de los más habituales tiene que ver con esas ocasiones en las que puede parecer como si el móvil estuviera loco, poseído o peor, como si hubiera cobrado vida. Esto se suele dar al abrir y cerrar las aplicaciones, o también, al realizar toques fantasmas en la pantalla donde no hemos posado el dedo. Pero no es lo más grave a l que podemos enfrentarnos

Antes de acudir de urgencia al servicio técnico más cercano, vamos a ver las posibilidades que tenemos a mano para solucionar el problema. Pueden ser muchas las causas que provoquen este error de funcionamiento en la pantalla de nuestro móvil, como un error de configuración o la acumulación de energía estática. Incluso, el fallo que hay que está provocando esto podría ser directamente de software. Por lo tanto, presta mucha atención y no te pierdas ningún truco.

¿Qué le ocurre al teléfono?

La pregunta que todos nos hacemos cuando nuestro teléfono se vuelve loco es porque le sucede esto y para ello debemos dar con el origen del problema. No se trata de algo sencillo de averiguar, pero haciéndonos preguntas a nosotros mismos, que somos quienes mejor conocemos el móvil y sus cambios, podemos dar con la respuesta. Para ello nos preguntaremos en primer lugar: ¿Cuándo le empezó a ocurrir?

poco x3 pro loco

Es posible que haya sido tras una actualización, tras instalar alguna aplicación o en otras ocasiones puede ser causado por un golpe accidental o caída que haya sufrido el terminal. En la mayoría de casos, esto nos dará la respuesta al motivo por el cual nuestro terminal puede sufrir de las siguientes situaciones, así como otras muchas que nos lleva a pensar en la locura del smartphone:

  • La pantalla funciona a veces.
  • El móvil cambia de app.
  • No funcionan las zonas de la pantalla correctas.
  • Suenan sonidos extraños.
  • El volumen va y viene.
  • Las aplicaciones se cierran solas.

Orígenes de los problemas

Entre todo lo que puede estar cuando confusión en el móvil, provocando que no podamos usarlo como nos gustaría, hay varias razones. Es posible que algunas de ellas las averigüemos mientras estamos tratando de solucionarlo con los procesos que vamos a seguir a continuación y otros que nos dificultan encontrar de donde procede y requerirán de abrir el terminal en el servicio técnico porque no podamos hacer nada en nuestra casa. Otros, sin embargo, pueden ser tan básicos como un fallo puntual, un protector al colocado o una mala actualización.

Mujer con un móvil en las manos

Puede ser tanto un fallo del software como del hardware o de un mal uso por nuestra parte. En este apartado se involucran tanto accesorios como cambios en el sistema que hayan convertido a nuestro móvil en algo que no deseamos. Para tratar de dar con la razón de la locura del móvil, pasamos a poner en práctica los cambios necesarios y conseguir con ello la explicación que requerimos.

Fallos externos al móvil

Una de las primeras comprobaciones que debemos hacer será de manera externa, qué problemas tiene nuestro teléfono móvil y que no sea algo interno del mismo. Lo que más puede afectar a nuestra pantalla es el cristal protector que solemos tener en nuestro móvil para evitar que la pantalla pueda acabar rota con una caída.

Pero también puede darse que este cristal esté dañando de alguna manera a nuestra pantalla y es lo que está provocando esos fallos. Una mala unión entre el cristal y el móvil, algún fallo en el mismo o incluso alguna mota que se ha quedado entre la pantalla y el cristal protector, que finalmente está dando lugar a este problema. Por lo que deberemos retirar este cristal y posteriormente comprobar si el problema se ha ido o no.

Si no ha desaparecido nuestro problema, será el momento de comenzar a comprobarlo en nuestro propio teléfono.

El problema está en el software

Sin embargo, lo más normal es que es estemos ante un problema como en la mayoría de los casos, de software del terminal. Por lo que no deberéis preocupar demasiado, ya que al ser de este tipo, podremos solucionarlo por nuestra cuenta sin tener que llegar a acudir a un servicio técnico.

Estos problemas de software pueden ser fácilmente solucionables a través de diferentes métodos. El primero, será también el más ‘bobo’ de todos los que vamos a hacer y no es otro que un proceso de actualización para nuestro teléfono. Puede deberse a algún fallo o bug de nuestro teléfono que está impidiendo que la pantalla funcione como es necesario, por lo que lo ideal será que miremos si tenemos alguna actualización disponible. En el caso de que no la tengamos, lo que deberemos hace será instalar una ROM antigua de nuestro sistema operativo para comprobar si así se elimina nuestro error.

No debes de olvidarte que previamente deberás tener una copia de seguridad en tu teléfono para que nuestros datos no queden comprometidos y podamos recuperarlos tras la instalación de la nueva ROM.

Un fallo de hardware

También puede darse el caso de que nuestro problema sea procedente del hardware de nuestro teléfono móvil, siendo este el peor de los casos que podemos vivir pues, casi con total seguridad tendremos -o tendrán- que abrir nuestro terminal para comprobar el estado del mismo, por lo que siempre comprende ciertos riesgos. Además, casi seguro este problema acabe en una visita al servicio técnico del fabricante, por lo que deberíamos ir pensando en ello.

Quizás tras estas tres posibles explicaciones, no haya conseguido dar con el problema que está teniendo tu teléfono móvil y no puedas comprobar correctamente qué está pasando dentro de nuestro teléfono móvil y por tanto, qué es lo que está haciendo que nuestra pantalla no funcione correctamente,

En definitiva, hay muchos motivos que nos pueden llevar a encontrarnos con un móvil que hace locuras, sin embargo, hay todavía más soluciones para remediar que esto siga sucediéndonos. Te invitamos a que pruebes las amplias alternativas que te mostramos a continuación, para que una por una compruebes si hace efecto y termines recuperando el smartphone al estado normal.

Todas las posibles soluciones

Puesto que no estamos ante un fallo concreto, sino que a veces hay problemas con el sonido, otros con la pantalla, otras veces con la batería… proponer una solución única para cada uno de ellos es bastante complicado. No obstante, hay una serie de cosas que podemos hacer para acabar con cualquier error heredado en el smartphone que haga que el mismo parezca que está poseido.

Reinicio del móvil

Uno de los métodos más sencillos es reiniciar el terminal, quizá parezca algo obvio, pero soluciona el problema en un amplio número de casos, siempre y cuando no se trate de algo más grave. Al reiniciar se limpia la caché del sistema y es posible que el error desaparezca. Básicamente, el fallo podría haber aparecido por culpa de que alguno de los procesos internos del dispositivo se ha quedado ‘pillado’.

Por lo tanto, será mejor pasar a reiniciarlo, ya que no nos llevará más de un par de minutos y puede hacer que el terminal se comporte como esperamos. Básicamente, porque limpia todos los procesos que estaba realizando el dispositivo, y es que, un simple ‘bug‘, puede llegar a provocar todos los problemas que hemos visto anteriormente.

Retira la funda

Somos muchos quienes lo primero que hacemos cuando estrenamos móvil es ponerle sistemas de protección como son las fundas, las cuales en algunas ocasiones provocan una serie de toques en la pantalla que nos hacen pensar que la pantalla funciona mal o está loca.

Esto, sin embargo, será la culpa de lo que estamos sufriendo y solo con quitarla y remplazarla por otra de silicona o que no alcance tanto a la pantalla, estará solventado. También habrá que andar con ojo dónde compramos y si realmente es totalmente compatible con el modelo de smartphone que tenemos en nuestro poder.

Quita el protector

En otras ocasiones la culpa es de los protectores de pantalla, sobre todo en aquellos casos donde han quedado demasiadas burbujas en el protector que le habíamos puesto al smartphone. Estas bolsas de aire pueden provocar toques fantasmas en la pantalla que nos hagan sufrir movimientos o comportamientos extraños en el móvil sin explicación aparente, o también, pueden llegar a afectarnos en el sentido de que, al tocar el táctil, no responda tan bien como debería.

fundas Redmi Note 9

Al igual que antes, tan solamente hay que quitar el protector y comprobaremos que ahora el dispositivo funciona bien y que nada del otro mundo le estaba ocurriendo al teléfono. Sin embargo, si el fallo con el móvil sigue apareciendo, será el momento de pasar a ver las siguientes soluciones, ya que podría ser que el error es más grave de lo que nos habíamos imaginado.

Calibra la pantalla

Podemos intentar que alguna app solucione el problema, ya que hay varias disponibles para Android que han solucionado el problema a miles de usuarios. Primero os dejamos con Touchscreen Calibration, que calibrará la pantalla tras seguir unos sencillos pasos y mejorará su rendimiento haciendo que deje de hacernos ver locuras con cada toque en la pantalla.

Tan solo con seguir las indicaciones que aparecen en pantalla y usar el número de deseo que nos pide, conseguirá que el panel vuelva a reconocer los dedos tal y como interactúan con la pantalla. Para hacerlo de la mejor forma posible, recomendamos que estemos colocados sobre una superficie plana y hacerlo con total tranquilidad.

calibrar pantalla app

La segunda app es del mismo desarrollador y se llama Touchscreen Repair, que se encarga de eliminar los toques fantasmas y otros problemas de funcionamiento al modificar los valores del tiempo de respuesta. Algo que puede explicar todo lo que le ocurre a nuestro panel, incluso cuando no estamos interactuando con él.

Analiza la batería

Uno de los problemas que puede estar provocando que nuestro teléfono móvil se apague de manera repentina es nuestra batería, la cual puede tener algún tipo de fallo que nos está provocando que nuestro smartphone aun teniendo un buen porcentaje de batería, se nos apague. Por ello, será necesario comprobar la salud de nuestra batería y vigilar muy de cerca el comportamiento de la misma durante los últimos días.

Si vemos que durante mucho tiempo nuestra batería no se ha descargado pero a pesar de ello, nuestro móvil se apague. Esto es un claro indicativo de que la batería de nuestro teléfono móvil está mal calibrada y deberemos realizar la calibración de la misma. Para ello, tendremos que cargar nuestra batería al 100% y posteriormente, dejar que nuestro teléfono móvil se descargue a través del uso natural. Una vez se haya descargado y apagado, tendremos que dejarlo apagado durante unas 6 horas sin cargar y posteriormente, enciende tu teléfono móvil.

A pesar de esto, existen numerosas apps que nos permiten conocer de manera exhaustiva la salud de nuestra batería aunque si tenemos la oportunidad de realizar este proceso a través de apps o configuraciones que sean nativas, siempre será más fiable realizarlo así.

Acelera la GPU

Este truco también suele dar buen resultado ante este tipo de problemas, además de que es muy sencillo de realizar. Un método que lo que provoca es que el chip tenga que analizar y procesar siempre los elementos 2D de las apps del sistema o con las que interactuamos. Con ello conseguimos que no haga libremente lo que quiera, sino que se concentre en los procesos principales que nosotros activamos. Para ello, deberemos hacer lo siguiente:

  • Entramos en Ajustes y bajamos hasta información del teléfono.
  • Tocamos varias veces sobre el Número de Compilación para activar las opciones avanzadas.
  • Ahora en Ajustes > Opciones de desarrollador, buscamos Forzar aceleración GPU.

Opciones desarrollador Android

Sin embargo, esta opción no está presente en todos los móviles Android. Dependerá también de la versión del sistema operativo. Aunque, si no te aparece, puedes probar a activar la opción ‘Forzar MSAA 4x‘. El principal problema de estas dos funciones que forzamos, es que el teléfono comenzará a consumir mucha más batería.

Análisis de seguridad

En caso de que el problema persista, tenemos que comenzar a pensar que podría deberse a algún tipo de malware o virus que se haya colado en nuestro smartphone. La solución no será sencilla y pasa por extraer cuanto antes nuestros archivos y elementos para pasar a analizar la situación y que no vaya a mayores.

Existen varias medidas de seguridad en Android y sobre todo en iOS, pero igualmente en algún paso podemos enfrentarnos a problemas. Por eso lo primero que debemos hacer en caso de que esta sea una posibilidad es actualizar el móvil y las aplicaciones, pero esto no nos evita un agujero de seguridad.

Además, podemos ayudarnos en Android de algunas funciones de seguridad que trae de serie móviles Xiaomi, Samsung o Huawei. Además, en todo caso siempre podemos descargar alguno de los mejores antivirus como es el caso de Avast y tratar de que él dé con el fallo. De todos modos, esto no se da la total tranquilidad y recomendamos tras esto, pasar al punto en el que restablecemos el terminal de serie.

El truco del mechero

Por sorprendente que parezca, este truco ha conseguido eliminar el problema del móvil loco o toques fantasma a multitud de usuarios. Se trata de hacerse con el generador de chispa de un mechero normal y corriente, para aplicar mini-descargas eléctricas en las zonas de la pantalla dañadas, aquellas que se pulsan solas o que no funcionan.

Este método es seguro, ya que la electricidad generada no es lo suficientemente potente como para dañar el terminal, pero sí para devolver su funcionamiento a la normalidad. De todos modos, aconsejamos hacerlo con mucho cuidado, siempre en manos de adultos y tras estar seguros de que el móvil no tiene garantía o que la reparación será muy costosa y no nos trae cuenta.

Seca el móvil

Uno de los motivos por los que el móvil se puede estar comportando de forma extraña lo tenemos en la humedad, quizá uno de los peores enemigos de los dispositivos electrónicos junto el calor. Que no se haya mojado (o no lo recuerdes) no significa que el smartphone esté libre de acumular líquido en su interior, motivado por la condensación o por la humedad propia del ambiente.

Por ello, puesto que no sabemos si el smartphone está mojado o no, lo mejor que podemos hacer es meterlo en una pequeña caja junto a bolsas de sílice (esas pequeñas bolsas que vienen con las prendas o zapatos nuevos) y guardar esa caja en un entorno seco como u armario, rodeado de ropa. Déjalo en ese lugar durante unas horas y después comprueba si el teléfono vuelve a funcionar con normalidad después de cargarlo al 100%.

Habilita el Modo seguro

La mejor forma de encontrar al culpable cuando algo no funciona del todo bien es encender el smartphone en Modo seguro. Esto anulará todas las apps y, digamos, encenderá el teléfono como si lo acabaras de sacar de la caja, solo que sin perder nada por el camino.

Si tu teléfono hace cosas raras, prueba a usarlo de esta manera durante un rato y, si ahora funciona bien, queda claro que la o las culpables de que no funcione como antes es una de las apps que hayas instalado recientemente. Para acceder a este modo solo debes apagar el teléfono y, al encenderlo, dejar pulsado el botón de volumen hasta que aparezca el logotipo de Android en pantalla.

Ahora toca el proceso más difícil. Tras ver que el móvil funciona bien, tienes que localizar la app que falla. Haz memoria a ver si el smartphone empezó a funcionar de forma extraña a raíz de instalar alguna app en concreto. Si no deberás reinstalar las últimas que hayas descargado en el teléfono.

Intenta actualizar el teléfono

El fallo podría estar en el software, y aunque una buena manera de volver a una versión anterior del sistema operativo es directamente formateando el smartphone, puede que una actualización solucione todos nuestros problemas ‘fantasma’ con el móvil. Por lo tanto, será tan sencillo como hacer lo siguiente:

  • Entra primero en la app de Ajustes.
  • Luego, entra en el apartado de Sistema.
  • Toca sobre la opción de Actualizaciones.

actualizar Android

No obstante, estos pasos podrán cambiar dependiendo de la capa de personalización que tenga el teléfono que tengamos. En cualquier caso, deberéis ir al apartado donde os dirá si tenéis o no una actualización de Android pendiente.

Bórralo todo

Lo que terminará solucionando nuestros errores con el móvil es devolverlos al estado original. Ya sea por un error en el software, en el hardware o por culpa de un virus. Con esto vamos a conseguir averiguar y dar fin a esta pesadilla con un reseteo. Lo primero será hacer una copia de seguridad de todos tus archivos, moverlo a otro dispositivo y posteriormente seguir este proceso:

  • Comenzaremos entrando en los Ajustes.
  • Bajamos hasta el apartado de Sistema > Opciones de restablecimiento / Copia de seguridad y restablecimiento de fábrica.
  • Y, por último, escogemos la opción de Borrar todos los datos (todos estos pasos podrán variar dependiendo de la capa de personalización de nuestro terminal).

Restablecer móvil Android

Tras completar los pasos, el móvil se reiniciará y comenzará como si fuese nuevo, dejándonos la opción de poner nuestra cuenta y datos, viendo por nosotros mismo si todo está solucionado.

¿Sin solución? Acude al servicio técnico

Aunque hemos estado tratando de evitarlo para no tener que llegar a esta solución, cuando todo lo anterior falla, no nos queda otra que visitar a nuestro servicio técnico. Podemos hacerlo a través del servicio oficial o la tienda donde adquirimos el smartphone, quienes nos darán los pasos a seguir en el proceso.

Lo más probable es que el error se diera en el hardware, pues si se tratase de software el restablecimiento o todo lo que hemos hecho hubiera conseguido arreglarlo. Puede que el error viniera de serie en el teléfono, y ha comenzado a aflorar ahora. En cualquier caso, si tienes garantía acude directamente al servicio técnico oficial de la marca de tu smartphone. Si no es así, y el problema ha aparecido porque se ha mojado o se ha dado un golpe, puede que te compense ir directamente a otra tienda especializada, ya que te saldrá más económica la reparación.

En el caso de que tengas que pagar por el arreglo de tu teléfono móvil quizás sea el momento de pensar en un nuevo teléfono móvil y no alargar de manera inútil la vida de nuestro actual teléfono. Aun así, este problema se solucionará de una manera o de otra en función de nuestro poder adquisitivo y de la capacidad que tengamos para adquirir un nuevo teléfono móvil.

Prevenciones de cara al futuro

Una vez hayamos solucionado el problema que venía acusando nuestro teléfono móvil, quizás sea el momento de comenzar a poner ciertos sistemas que nos permitan no volver a pasar por estos trances tan desagradables con nuestro teléfono móvil y blindar el mismo con seguridad para respirar en el futuro. Y es que si no queremos que nuestro móvil se vuelva loco, tenemos que hacer unas cuantas cosas:

Limpia el equipo

lo primero que tendremos que hacer es una limpieza para mejorar su rendimiento; archivos pesados, un cambio de batería si hiciese falta o incluso una restauración de fábrica del mismo, cuestiones, que una vez solucionado el tema, ayudarán a mejorar el rendimiento.

Ten en cuenta que cuanto menos espacio tenga disponible el teléfono, peor va a funcionar. Nosotros tenemos que hacer uso de las herramientas de gestión del smartphone (que generalmente encontrarás en una app llamada Gestión, Seguridad o Administración) para usar sus opciones de limpieza de memoria. Ojo, no confundir limpieza de RAM, que liberará memoria caché y poco más, con las opciones de limpiar almacenamiento que borrarán apps innecesarias, fotos duplicadas y otros archivos basura.

Protege el móvil

También, será ideal que pasemos a instalar un antivirus en nuestro teléfono con el fin de que podamos evitar que un malware entre en nuestro teléfono y poner toda la carne en el asador en lo que a seguridad se refiere para evitar que nuestro teléfono tenga problemas en el futuro. Nos referimos no solo a poner en marcha el antivirus, sino que también pongamos diferentes contraseñas en nuestro teléfono que impidan a cualquier persona poder entrar fácilmente a los diferentes archivos que guardamos en nuestro terminal, por lo que será una cuestión en la que tendremos que afanarnos.

Cuidado con las apps sospechosas

Lo hemos dicho antes, cuando el móvil parece haberse vuelto loco, por lo general el origen del problema está en un virus o un malware que se haya podido apoderar de nuestro teléfono. Y, sin lugar a dudas, la principal puerta de entrada de estos archivos maliciosos a nuestro terminal es a través de la instalación de APK de dudosa procedencia.

Siempre, en la medida de lo posible, debes evitar instalar aplicaciones de orígenes desconocidos. Pero, si no te queda más remedio ,siempre puedes recurrir a sitios 100% contrastados como APK Mirror o APK Pure, sitios web con un especial trabajo de detección dd virus en los archivos que se ofrecen para descargar.

¡Sé el primero en comentar!