¿No va bien el Wi-Fi de tu Galaxy S10? Echa un vistazo a estas soluciones

Samsung

No importa si tienes el último modelo o un móvil con varios años. Los problemas con el Wi-Fi están a la orden del día y son miles los usuarios que se encuentran con ellos. En ocasiones achacamos rápidamente el problema al móvil, aunque hay muchos factores que pueden influir. Si tienes un Samsung Galaxy S10 y estás teniendo problemas con el Wi-Fi, sigue leyendo porque vamos a dejaros con algunos consejos para poder solucionarlo.

Wi-Fi que no conecta, Wi-Fi que va y viene o una lentitud en la velocidad, son algunos de los síntomas más habituales del problema con el Wi-Fi. Algunos usuarios del Galaxy S10 están reportando estos problemas en los foros especializados, pero en la mayoría de los casos el problema se soluciona tras realizar una serie de acciones, que permiten dar con el problema para hacer que todo vuelva a la normalidad. Antes de ver los consejos, debemos asegurarnos que nuestro Galaxy S10 está actualizado a la última versión, ya que en muchas ocasiones se solucionan este tipo de problemas.

Reinicia el router

La mayoría de los problemas del Wi-Fi se solucionan mediante una acción tan sencilla como reiniciar el router. Este debe ser nuestro primer paso. Podemos apagar el router si tiene un botón para ello o desconectar el cable de alimentación y dejarlo apagado durante 10 segundos antes de volver a conectarlo. Una vez reiniciado debemos verificar si el problema ha desaparecido.

reiniciar router

Para determinar si se trata de un problema del Wi-Fi o de nuestro móvil, es importante comprobar si otro aparato electrónico como un segundo móvil o una tablet, pueden conectarse a la misma red sin problema.

Reinicio forzado

Si hemos comprobado lo anterior y el problema persiste, es conveniente realizar un reinicio forzado del dispositivo. En el Galaxy S10 tendremos que mantener encendido el botón de encendido + volumen abajo durante aproximadamente 12 segundos hasta que el terminal se apague y vuelva a encender. Esto hará que aparezca una pantalla de Modo de arranque, en la que tendremos que seleccionar Arranque normal. La selección debemos hacerla desde las teclas de volumen y el botón de encendido hará de “intro” para confirmar. Tendremos que esperar aproximadamente 90 segundos hasta que el reinicio se complete.

Galaxy S10 reseteo de fabrica

Borrar la caché del sistema

Pasado un tiempo, los archivos temporales que conforman la caché del sistema pueden corromperse, lo que provoca un mal funcionamiento general del sistema y puede provocar errores en la conexión Wi-Fi. Para borrar la caché debemos seguir los siguientes pasos: Volvemos a entrar en las opciones de recuperación del sistema y presionamos sobre la tecla “Bajar volumen” hasta llegar a la opción «borrar partición de caché» y confirmamos con el botón de encendido. Cuando se complete la eliminación de la partición de caché, pulsamos sobre “Reiniciar Ahora”.

Olvidar Wi-Fi

Otro paso que suele arreglar los problemas con el Wi-Fi es “olvidar” nuestra conexión Wi-Fi. Esto hará que el sistema borre las credenciales almacenadas para acceder a la red, por lo que tendremos que volver a introducir de nuevo la contraseña. El método más rápido para hacerlo es deslizar hacia abajo la barra de notificaciones y tocar sobre el icono del Wi-Fi. Después solo tendremos que tocar sobre el nombre de nuestra red Wi-Fi y pulsar sobre “olvidar”. El siguiente paso es reiniciar el teléfono y volver a conectarse a la red Wi-Fi para ver si el problema ha desaparecido.

wifi samsung

Reestablecer conexiones de red

Si el paso anterior no funciona, podemos probar a reestablecer la configuración de la red. Esto borrará todos los ajustes de red no predeterminadas, lo que en ocasiones puede suponer una solución. Para hacer tenemos que tocar sobre Ajustes/General/Restablecer/Restablecer configuración de red y pulsamos sobre “confirmar”

A valores de fábrica

Si todo lo anterior falla, podemos probar a restablecer el móvil a valores de fábrica. Es el último método antes de acudir al Servicio Técnico, pero que en una gran parte de los casos arregla el problema. Es un método más agresivo, pero dejará el móvil tal y como lo compramos, haciendo una limpieza total de software y ajustes que hayan podido desestabilizar nuestra conexión Wi-Fi.

Después de haber guardado todos nuestros datos, debemos ir al menú de ajustes y acudir a General. Dentro de este menú tenemos que tocar en Restablecer y seleccionar Restablecer a valore de fábrica. Una vez confirmado el terminal estará un rato trabajando para volver a su estado original. Si este método tampoco da resultado, podemos ir pensando en hacer una visita al Servicio Técnico para que pueda dar con el problema.

Escrito por David Girao