Los mitos más ridículos de pagar con el NFC del móvil

Cada vez son más los usuarios que se aprovechan de una de las grandes ventajas de contar con la tecnología NFC en sus smartphones, nos referimos a la función de pagar con el móvil. Y aunque no es la única característica de la que podemos sacar provecho, lo cierto que sí es la más extendida y, sobre todo, la que más se tiene que enfrentar a los mitos que circulan por la red y entre los usuarios que aún rechazan su uso.

Por esto mismo, y viendo que su funcionalidad cada vez se extiende más entre los usuarios, es el momento ideal de dar a conocer cada uno de los mitos más ridículos sobre el uso del NFC para pagar con cualquier smartphone. De esta forma, cualquier persona podrá hacer ver a otra las diferentes ideas erróneas que se han extendido sobre su uso.

No es seguro

Uno de los mitos más extendidos entre aquellos usuarios que aún muestran ciertas reticencias hacia esta tecnología es por culpa de una supuesta falta de seguridad a la hora de utilizar el NFC para pagar. Pero, lo cierto, es que todo dependerá del uso que hagamos de esta tecnología. Pues, incluso, podría ser hasta más seguro que el pago con una tarjeta de crédito o débito.

móvil NFC

Y es que es totalmente falso de que no sea seguro, ya que si se toman las debidas precauciones podremos utilizar el NFC para realizar compras cuando queramos. Más que nada, porque en la mayoría de los casos para poder acceder a la tarjeta que hemos introducido en nuestro smartphone, nos pedirá desbloquear el propio terminal para poder autorizar dicho pago. Por tanto, si contamos con cualquier tipo de método de seguridad para desbloquear el smartphone, siempre será más seguro que el uso de cualquier tipo de tarjeta física.

No se puede usar siempre

Otra de las falsedades es que no se puede llegar a utilizar en todas las tiendas o comercios en la actualidad. Y lo cierto es que no es así, ya que para hacer uso del pago con el móvil mediante el NFC tan solo necesitaremos que dicha tienda cuenta con un datáfono con la tecnología ‘contactless’, es decir, el sistema de pago sin contacto. Además, de que hoy en día es difícil que los datáfonos no vengan con esta tecnología.

Casi nadie lo utiliza

Muchos usuarios son los que piensan que es una tecnología demasiado difícil de utilizar, por lo que casi nadie hace uso de esta ventaja que nos ofrece el NFC en los smartphones. Sin embargo, es una de las opciones más extendidas entre aquellas personas que conocen de la existencia del NFC y del pago móvil. Y, como os decíamos, es habitual en la mayoría de los establecimientos, por lo que es todo un mito que casi nadie lo utilice en la actualidad.

Pago móvil NFC

Es más complicado bloquear la cuenta

En este listado de mitos más ridículos no podía faltar la idea de que es más complicado llegar a bloquear la cuenta en caso de que perdamos nuestro teléfono. Sin embargo, si contamos con un sistema de seguridad de bloqueo activado en el dispositivo móvil, lo cierto, es que será más seguro que si perdemos la tarjeta de crédito, ya que nadie podrá hacer uso de NFC para pagar. Además de que será igual de fácil que anular una tarjeta que hayamos perdido o nos hayan robado. Tan solo deberemos ponernos en contacto con nuestro banco o acceder mediante la app de nuestra entidad bancaria para bloquear dicha tarjeta que habíamos introducido en el smartphone. Por lo que no será en ningún momento más complicado.

¡Sé el primero en comentar!