La garantía de tu móvil no te cubrirá nunca estos daños

Hoy en día la garantía de la que disfrutaremos los compradores de un nuevo smartphone será de dos años. Sin embargo, esta no llegará a cubrir todas y cada uno de los daños que podrían llegar a provocar que nuestro dispositivo móvil deje de funcionar por completo en cualquier momento. Más bien, todo dependerá de nosotros, según la propia garantía que cubre los teléfonos en la actualidad.

Y aunque, a partir del próximo 2022, contaremos con un año extra para poder recurrir a esta opción que nos repare el smartphone, lo cierto es que las condiciones seguirán siendo las mismas. Por lo que siempre viene bien conocer cuáles son los daños que no llegará a cubrir esta protección que tiene todo smartphone recién comprado y que, por ahora, solo tenemos 2 años.

Los daños que no cubre la garantía del móvil

Los diferentes fabricantes de smartphones están obligados a ofrecer hasta dos años de protección a todos los dispositivos móviles que vengan con desperfectos, tanto en su exterior, como en el propio software o hardware del teléfono que impidan su correcto funcionamiento. Esto quiere decir, que si antes de los 2 años, nuestro teléfono sufre un problema que nos impide que funcione con normalidad, podremos llegar a recurrir a esta protección de la marca. Por ejemplo, si se te rompe la pantalla del móvil, no te lo cubrirá.

movil roto pantalla rota

Por tanto, el propio fabricante reparará nuestro teléfono móvil en caso de que el fallo haya surgido por sí mismo y no por un mal uso que hayamos hecho del smartphone. Es por esto por lo que debéis conocer cuáles serán los daños que no llegará a cubrir la garantía de un dispositivo móvil:

  • Pantalla rota.
  • Arañazos en cualquier parte del terminal.
  • Rotura de la parte trasera del smartphone.
  • Agua en el dispositivo móvil aunque tenga certificado IP68.
  • Arena en los altavoces.

Si tiene más de una avería…

El problema puede llegar a darse cuando nuestro dispositivo móvil tiene más de una avería. No obstante, nos referimos al caso de que puede que el propio terminal haya sufrido un daño por el mal uso que hemos realizado y, posteriormente, ha comenzado a fallar. Y es que, por ejemplo, si nuestro teléfono móvil ha sufrido un golpe, el cual se puede ver en su carcasa exterior el daño, pero lo que falla es la batería. Lo cierto es que el servicio técnico del fabricante puede que nos obligue a reparar el smartphone para que nos puedan arreglar este componente del terminal, ya que pueden alegar que el problema de la batería ha sido a raíz del golpe.

¿La garantía cubre la batería del móvil?

bateria del movil

Lo cierto es que, por ley, es uno de esos componentes que debe cubrir el propio fabricante al menos durante dos años. Sin embargo, en algunos casos, nos podemos encontrar diferentes marcas que solo nos llegarán a ofrecer un servicio máximo de 6 meses, pues explican que las baterías de los smartphones es uno de esos elementos que sufren un desgaste continuo con el uso que realizamos de nuestro teléfono móvil. Aunque, sí que podremos encontrar marcas como Samsung que sí ofrecen la misma garantía que tiene el propio dispositivo.

¡Sé el primero en comentar!