¿Android o iPhone? ¿Qué móvil usará Donald Trump tras su investidura?

Móviles

El nuevo inquilino de la Casa Blanca está a punto de dejar sus maletas en la habitación presidencial gozando de nuevos (y peligrosos) privilegios. En apenas unas horas tendrá lugar la investidura de Donald Trump como nuevo presidente de los Estados Unidos de América, postulándose como uno de los mandatarios más polémicos que han estado a la cabeza del gobierno estadounidense. Dentro de nuestro ámbito, nos disponemos a debatir sobre qué móvil usará Donald Trump tras su investidura… ¿un smartphone Android o un iPhone?

Si echamos la vista atrás, podemos recordar como el ya ex-presidente Barack Obama no tenía permitido tener un iPhone por razones de seguridad y por ese motivo ha estado usando su Blackberry 8830 de 2009 para uso personal.

El cambio en la presidencia de la primera potencia mundial conlleva una renovación del parqué telefónico usado por el Presidente de los Estados Unidos. Según la información proporcionada por The New York Times, el móvil que hasta ahora usaba Donald Trump mediante el cual redactaba sus incendiarios tweets era un Samsung Galaxy de modelo desconocido. Ahora  diferentes fuentes aseguran podría recibir  un Samsung Galaxy S4 que, recordemos, es uno de los smartphones Android más vendidos de toda la historia.

Al parecer, y según las fuentes citadas, Donald Trump ha tenido que renunciar a su smartphone habitual según los consejos del departamento de seguridad de la Casa Blanca.

donald trump

Donald Trump renuncia a Android… a medias

Según el New York Times, tras la investidura de Donald Trump el presidente se ve obligado a prescindir de su smartphone Android personal para publicar sus famoso tweets que a partir de ahora deberán ser filtrados, recibiendo a cambio un “dispositivo seguro y cifrado aprobado por el Servicio Secreto con un número nuevo que pocas personas poseen”. Associated Press informa que a Donald Trump no le ha sentado demasiado bien este cambio y está por ver si el polémico magnate y político acabará volviendo a Android desoyendo los consejos de las agencias de seguridad.

El Galaxy S4 es uno de los pocos dispositivos compatibles para aprovechar SIPRNet, la red extremadamente clasificada de los militares estadounidenses, motivo por el cual Obama también utilizó a lo largo de su mandato un Samsung Galaxy S4, muy modificado según los protocolos de seguridad, eso íi, que ni siquiera podía realizar llamadas, mandar mensajes de texto, o realizar fotografías.

Probablemente Trump también recibiría un Samsung Galaxy S4 extremadamente modificado que renunciaría a casi todas las funciones que Android ofrece a los usuarios, ya que las restricciones adicionales impiden al presidente usar cualquier aplicación regular de Android.

¿Android o iOS?

Todos sabemos que Android se ve envuelto a menudo en fallos de seguridad, motivo por el cual no está claro si este teléfono “extremadamente seguro” que usará el presidente de los E.E.U.U será el Samsung Galaxy S4, pese a las muchas modificaciones que se puedan incorporar al dispositivo, precisamente una de las principales ventajas del sistema operativo de Google.

También hay que recordar que el Servicio Secreto de E.E.U.U suministraba el año pasado a Obama un iPhone 7 igual de capado que el Samsung Galaxy S4 mencionado anteriormente. Exteriormente es un iPhone, con las mismas características que en el modelo estándar de Apple , pero incluye un software especial que también elimina la posibilidad de hacer fotos o realizar llamadas.

Tanto iOS presentan ventajas e inconvenientes para el nuevo presidente de los Estados Unidos, pero teniendo en cuenta que ambos estarán modificados de forma extrema, es de esperar que finalmente el iPhone 7 sea el modelo elegido para alojarse en el bolsillo de Donald Trump.

Desconocemos si esto es una estrategia del FBI que permita acceder al terminal del magnate con el fin de tenerle controlado durante todo su mandato.

Escrito por Miguel Martínez

Fuente > NY Times