Haz que la zona Wi-Fi de tu móvil no pierda la conexión

Haz que la zona Wi-Fi de tu móvil no pierda la conexión

Daniel Caballero

Esta función de los teléfonos Android nos permite sacar más partido a nuestra tarifa de datos móviles para poder conectarnos a Internet con otros smartphones, tablets, ordenadores u otros dispositivos. Sin embargo, son muchos los que se encuentran con problemas que provocan que la zona WiFi se apague o desconecte sola. Ante esto, tenemos varias soluciones que os harán conseguir que vuestro terminal os permita estar conectados a la red como necesitéis.

Por eso vamos a ponernos en situación, siguiendo todos los pasos en el móvil para conseguir que esto no se repita. En todos los terminales Android las opciones son muy similares, por lo que solo tenemos que encontrar el apartado al que nos referimos e imitar los pasos, consiguiendo nuestro objetivo. Además, aquí será difícil que deje de funcionar porque nos estén robando dicha conexión.

Entendiendo la zona WiFi

Crear una zona WiFi es lo que, desde hace mucho tiempo, se conoce como hacer Tethering con el teléfono, un término que es utilizado mucho por las redes móviles y los sitios web de tecnología. Pero, ¿qué significa realmente? ¿Cómo funciona? ¿Puedes usarlo en tu smartphone sin pagar más?

En pocas palabras, esta herramienta es una forma de convertir tu smartphone en un punto de acceso móvil o en un router Wi-Fi portátil. Activar la función de conexión de tu teléfono crea una pequeña conexión inalámbrica a Internet localizada que podrás usar para que otros dispositivos se conecten a tu Red. Es decir, vas a usar tu tarifa de datos como si fuese una conexión wiFi a la que se conectan otros equipos, en vez de hacerlo a un router.

Es algo muy útil cuando no se puede acceder a una red Wi-Fi, especialmente porque el 4G (y no digamos ya la conectividad 5G) es tan ágil y estable como la banda ancha de línea fija.

Configuración correcta

La mayoría de los teléfonos modernos permiten compartir la conexión a través de Bluetooth o USB, pero hoy en día lo más práctico es hacerlo a través de la zona Wi-Fi. Es probable que hayas visto el botón de punto de acceso en el cajón de ajustes rápidos de tu dispositivo. Si bien esa es la forma más rápida y fácil de activar y apagar tu punto de acceso móvil, querrás tomarte un momento para configurar todo correctamente antes de empezar a compartir datos y encontrarte con un sinfín de errores.

Crear la zona WiFi

Así es como se configura la zona WiFi en Android, teniendo en cuenta que cada capa de personalización puede variar ligeramente desde donde se accede a sus ajustes:

  1. Abre la app Ajustes.
  2. Selecciona Conexiones
  3. Entra dentro del menú de Datos móviles, u opciones de Punto de acceso o Compartir Conexión
  4. Pulsa en el punto de acceso Wi-Fi.
  5. Sigue las instrucciones para personalizar la función de punto de acceso a tu gusto.

Huawei zona Wifi

En esta página verás las diferentes opciones para activar y desactivar la función de punto de acceso. Además, puedes cambiar el nombre de la red, el tipo de seguridad, la contraseña y más.

Conéctate a esta Red

Una vez que hemos creado esta Red, es muy importante apuntar su nombre y contraseña ya que, después, quien se quiera conectar a tu Red solo tendrá que habilitar su Wi-Fi, localizar la conexión que has creado con el nombre anterior e introducir la password que has establecido previamente.

  1. Abre la app de Ajustes con el otro móvil
  2. Selecciona Conexiones
  3. Entra a Conexión Wi-Fi
  4. Localiza la Red que has creado en el paso anterior
  5. Introduce la contraseña facilitada

¿Por qué se corta?

Está claro que las utilidades que se esconden en los móviles Android no nos dejan de asombrar. Como es la función de compartir nuestro Internet a través de la función Zona Wi-Fi. Sin embargo, como toda tecnología, hay que saber cómo se configura, además de que es necesario conocer por qué en cualquier momento se puede llegar a detener sin que toquemos nada. O que, incluso, no funcione en ningún momento como veremos más adelante. Para poder corregir el problema esta conexión, deberemos seguir los siguientes trucos que os explicaremos al detalle.

Culpa del ahorro de datos

Los terminales cuentan con una opción ideada para optimizar el uso de datos móviles y esto es lo que puede provocar que la zona Wi-Fi del teléfono se desconecte sola. Solo será cuestión de seguir los pasos que te explicamos y apagar esto, para que en todo momento y siempre que lo deseemos, la opción compartir datos no esté limitada en nuestro smartphone y podamos darle el uso que tiene.

ahorro datos moviles

  1. Comenzamos por entrar en Ajustes.
  2. Accedemos al apartado de Redes e Internet.
  3. Tocamos sobre Ahorro de datos.
  4. Y, finalmente, lo desactivamos.

Se para al bloquear el teléfono

En otras ocasiones nos hemos encontrado con que el ahorro de la batería puede hacer cambios en nuestro smartphone que nosotros no teníamos planeados con la intención de extender la batería. Esto también puede estar provocando que el dispositivo entre en un modo de reposo elevado y por lo tanto cuando apagamos la pantalla del móvil, la zona WiFi deja de funcionar sin previo aviso. Para evitarlo tan solo tenemos que hacer esto:

ahorro bateria android

  1. Podemos evitarlo accediendo a los accesos rápidos del móvil y apagando la opción de ahorro de batería.
  2. En otros modelos tendremos que entrar en Ajustes > Batería > Ahorro de batería y desactivarlo.

Debemos tener en cuenta que si tenemos menos de un 15% de batería, la zona Wi-Fi puede hacer que en pocos minutos nos quedemos sin autonomía y por lo tanto será mejor no utilizarlo en este caso.

Una mala configuración

En muchas ocasiones cuando nos topamos con el problema de compartir Internet, directamente pensamos en efectos derivados de otras opciones, cuando realmente solo tenemos que poner el punto de mira en las opciones del punto de acceso.

Para solucionar, tan solo tenemos que dirigirnos a:

  • App de Ajustes
  • Redes e Internet
  • Punto de acceso Wi-Fi y fijarnos en las opciones que aparecen.

opciones punto acceso wifi android

Al escoger la banda del punto de acceso debemos tener en cuenta que los dispositivos que queremos contar son compatibles, por eso elegir la banda de 2,4 GHz es la adecuada en la mayoría de casos y además la que mayor alcance ofrece. En las opciones avanzadas también nos podemos encontrar con la opción que permite desactivar automáticamente el punto de acceso cuando no hay dispositivos conectados.

Cuidado con la cobertura

Una de las cuestiones que más tenemos que tener en cuenta a la hora de compartir nuestros datos es cómo se encuentra nuestra cobertura, pues si nosotros no tenemos la posibilidad de conectarnos a la red, tampoco podremos esperar que el resto de personas se conecten a la señal que deberíamos estar poniendo nosotros a su servicio. El principal culpable de esto puede ser nuestra cobertura; si la misma es débil y a pesar de que conseguimos estar conectados a la red, tarda mucho, lo normal es que cuando activemos nuestra zona WiFi, las personas que deseen conectarse, experimenten los mismos problemas o incluso lo hagan de una manera más grave.

Para evitar este tipo de problemas, lo más fácil será que antes de viajar o de irnos al sitio en el que sabemos que vamos a necesitar casi con total seguridad esta zona WiFi, nos aseguremos y estemos al tanto de cómo es la conexión allí para que luego no tengamos ningún tipo de problema para poder compartir nuestros datos. Esto podremos hacerlo mirando en los diferentes portales que nos anticipan cómo es la señal de las diferentes compañías telefónicas en esos puntos; eso sí, si es una zona rural o una zona de playa ya os avanzamos que la conexión puede llegar a complicarse para nosotros

Configura el tipo de APN

Otra de las cosas por las que puedes tener problemas a la hora de usar tu zona Wi-FI es por el tipo de configuración de APN. Por lo que, en todo momento, debes valorar la posibilidad de revisar las opciones de APN. Estas las podremos encontrar dentro de:

  • App de Ajustes
  • Opciones de Redes Móviles
  • Entrar en Nombre de Punto de Acceso
  • Seleccionar Tipo de APN

Una vez que estés dentro de este apartado de tu teléfono móvil, tendrás que verificar que esté escrito lo siguiente ‘default,supl‘. Si no es así, tendrás que pasar a rellenar el campo y, a continuación, reiniciar el dispositivo móvil. Al volver a encender este tipo de conectividad debería funcionar correctamente sin ningún tipo de error que te lo impida.

Por qué no funciona la conexión

En otras ocasiones el problema no estará en que se conecte y se quite a los minutos, o apenas dure unos segundos, sino que directamente no nos deje que ningún otro dispositivo se pueda conectar a nuestra zona Wi-Fi. Pero, para estas situaciones, también podremos encontrar alguna solución disponible que nos funcionará a las mil maravillas.

Comprueba tu Red

Aunque no os hayáis caído en esto, es de cajón, ya que es uno de los errores más comunes que surge entre los diferentes usuarios. Más que nada, porque es posible que sin querer o sin recordarlo, hayamos desactivado nuestros datos móviles del teléfono Android. La Zona Wi-Fi no nos avisa de este aspecto, es decir, que permite activar el interruptor pero no nos alerta que los datos están desactivados.

datos moviles Realme

Esto mismo nos puede hacer pensar que los datos móviles se han habilitado bien, pero será imposible que se produzca el flujo necesario para que, si quieres compartir Internet con el smartphone, puedas hacerlo sin errores. Por esto mismo, será muy importante verificar en todo momento que los datos móviles estén activados en el teléfono. Además, podremos hacerlo desde el menú rápido de la barra de tareas o desde los ajustes del terminal.

Por el límite de usuarios

Del mismo modo, si queremos llegar a poder compartir Internet con un móvil y un portátil al mismo tiempo, pero el límite de usuarios conectados está establecido en un solo dispositivo, uno de los dos no se llegará a conectar a la Zona Wi-Fi portátil que acabamos de crear con nuestro smartphone Android. Para comprobarlo, deberemos seguir los siguientes pasos:

  1. Entra a los ajustes.
  2. Accede al apartado de Redes e Internet.
  3. Pulsa en mi zona Wi-Fi y Compartir conexión.
  4. Entra en esta función > Administrar dispositivos.
  5. Aquí deberás pulsar sobre el límite y ampliar lo máximo que puedas el número para que se puedan conectar el mayor número de smartphones o dispositivos a nuestra conexión.

Límite de dispositivos zona Wi-Fi Android

Es por esto que no solo deberemos verificar tanto el caso anterior como el número máximo de conexiones, sino que también tendremos que comprobar que el temporizador automático de desconexión de la Zona Wi-Fi no esté activado en un periodo demasiado corto, ya que podría dar la sensación de falsas interrupciones en la conexión. No obstante, esto último dependerá también de la capa de personalización del propio fabricante, ya que no todos los softwares cuentan con esta función.

Problemas en el servicio

Una de las cuestiones que más ‘daño’ pueden hacer a nuestra zona WiFi es la de un fallo en el servicio que tengamos contratado, es decir que el mismo no funcione como debería o no nos dé el resultado que estábamos buscando y por ende, tampoco llegue a funcionar correctamente la zona WiFi. Para ello, lo único que podremos hacer es ponernos en contacto con nuestra operadora para que sean ellos los que nos comenten qué es lo que está ocurriendo y por qué se están dando estas anomalías en el servicio que nos prestan.

Este problema puede deberse a múltiples causas, desde que haya algún tipo de mantenimiento en el servicio hasta que se hayan caído los servidores del mismo y exista algún problema con ellos que nos impida conectarnos correctamente. En la primera de las opciones, seguramente nos debería de haber avisado nuestra compañía del corte en el servicio que íbamos a sufrir; en el segundo caso, lo más rentable es que acudamos a redes sociales a preguntar y a asegurarnos de que no es una cuestión que la estemos sufriendo solo nosotros, sino que también afecta a otros usuarios. En cualquiera de los casos, para su solución sol cabe esperar.

Problemas en la tarjeta SIM

Uno de los problemas más habituales a la hora de comprobar la conexión puede estar relacionados con nuestra tarjeta SIM, que puede estar experimentando diferentes problemas con la conexión hasta el punto de que nosotros mismos no podamos acceder a la conexión por datos móviles.

Muchos son los problemas que pueden estar dando problemas con la tarjeta SIM; el más probable y sencillo de solucionar, puede ser que esté mal colocada en la bandeja de nuestro teléfono móvil -para lo cual simplemente tendremos que sacar la bandeja y rectificar su posición. También puede ocurrir que haya un fallo más grave como que no se haya activado correctamente la tarjeta, esté rota o defectuosa. De la misma forma, en el caso de que sea algún problema de los últimos que hemos explicado, lo ideal es que nuestra operadora nos haga llegar un duplicado de la misma.

Por supuesto, en el caso de que el problema resida en la tarjeta SIM, casi con total seguridad, tú tampoco puedas realizar llamadas ni ningún otro tipo de proceso con la tarjeta como es el caso de realizar llamadas; por lo que antes de contactar con tu operadora, lo mejor es que te cerciores sobre ello.

tarjeta SIM

Reinicia el teléfono

Si ves que no encuentras una causa al problema y tampoco una solución, te queda la opción de reiniciar el teléfono. Puede parecer el comodín de todo técnico/experto en reparación de equipos, pero la verdad es que funciona. Si hay algo que falla en tu smartphone, como en este caso sucede con el punto de acceso Wi-Fi, un reseteo a tiempo del teléfono puede arreglar muchos problemas.

Al hacerlo vas a acabar con cualquier error, ya sea de sistema o de cualquier otra app que esté impidiendo que el smartphone se use con normalidad, siendo los problemas de Red uno de los que más fácil se solucionan de esta manera. De todas maneras, debes tenerlo claro y haber probado antes otras opciones.

Cuidado si no te quedan datos

Ya hemos visto que puede darse el caso en el que la conexión no sea el problema, ni nuestro teléfono móvil, así como tampoco puede serlo la persona que tenemos enfrente, por lo que quizás puede darse el caso en el que el problema esté con los datos del dispositivo y en que los mismos se han agotado de una vez. Este será un caso con el que tendremos que tener sumo cuidado en el caso de que seamos nosotros los que estemos compartiendo internet, aunque en el caso de que podamos saberlo y tengamos a la persona cerca, lo ideal es que también se lo comentemos para que no le ocurra.

Como os decimos, el problema radica en que quizás al momento en el que se nos caban los datos móviles, comienzan a gastarse de manera automática los diferentes bonos de datos que vienen a complementar nuestra tarifa, por lo que al final del día, sin darnos cuenta debido a que hemos estado compartiendo WiFi hasta el punto de que nos hemos quedado sin datos. Para no tener sustos a final de mes en nuestra tarifa de móvil, lo más recomendable es que eliminemos cuanto antes este consumo de los bonos de datos para que no se hagan de manera automática cuando se nos acaben.

¡Sé el primero en comentar!