Truco para añadir más huellas dactilares de las que permite tu móvil

Los sistemas de seguridad en los dispositivos móviles cada vez se han ido mejorando aún más, sobre todo, con la nueva posibilidad del Face ID. Sin embargo, la opción favorita por los usuarios sigue siendo el sensor dactilar que viene en la mayor parte de los smartphones actuales. Básicamente, porque este método es uno de los más rápidos que existen y el cual nos ofrece poder registrar varias huellas, aunque también cuenta con un límite establecido por el propio fabricante.

El objetivo principal de este tipo de sensor es poder sustituir el famoso PIN del bloqueo de pantalla o patrón por la propia huella dactilar del propietario. Incluso, también puede ser utilizado para firmar de forma segura en algunos sitios web, acceder a determinadas apps para no tener que introducir ningún tipo de clave o utilizarla para verificar los pagos. Y aunque exista un máximo de huellas permitidas, por suerte, hay un pequeño truco que nos ayudará a registrar más las permitidas por la marca.

Añade más huellas a tu móvil

Como os comentábamos, en estos terminales el lector tiene limitaciones, y es que según confirma cada fabricante, solo está permitido registrar un número máximo. No obstante, en cada marca será diferente, variando de tres dedos para su uso hasta cinco. Por eso mismo, os mostraremos unos pasos sencillos para poder añadir más en vuestro dispositivo móvil.

sensor huellas en pantalla

Y lo más llamativo es que no será necesario la instalación de ninguna aplicación especial ni hacer root al propio terminal. Lo único que hay que hacer es entrar en Ajustes y buscar el apartado en el que se encuentre el reconocimiento de huella digital de vuestro teléfono. Una vez dentro, tendréis que pulsar en la opción de añadir una nueva. En ese momento, os pedirán deslizar el dedo por el lector un número determinado de veces a una velocidad moderada.

Después de este paso, el propio smartphone nos ofrecerá la posibilidad de deslizarlo más veces para conseguir una mayor precisión a la hora de leer nuestro dedo. En ese mismo instante, habrá que aceptar y realizar esa misma operación. Sin embargo, ahora tendremos que hacer esta vez el proceso con un dedo distinto en lugar de con el mismo.

Por ejemplo, se puede probar a registrar los cinco dedos de una mano en la huella 1 y luego repetir los mismos pasos en la 2. Si lo hacemos de una forma correcta y con una velocidad adecuada podremos registrar todos nuestros dedos. De esta forma, lograremos desbloquear el terminal con cualquier dedo. Y aunque con este método se podrían registrar muchas más si reducimos el número de deslizamientos con cada dedo, no es recomendable. Más que nada porque cuantos menos deslizamientos se hagan con cada dedo, menos preciso se convertirá el escáner. Por tanto, más fallará a la hora de intentar desbloquear el móvil.