¿Nueva rival para la Mi Band? Google planea comprar Fitbit

Móviles

Los wearables son los compañeros perfectos de nuestro smartphone. Smartwatch y smartbands monitorizan nuestra actividad física para hacernos mejorar en cada sesión. Prácticamente todos los fabricantes importantes de smartphones tienen algún reloj o pulsera de actividad en el mercado, pero no Google. El fabricante de los Pixel siempre ha tenido interés por los wearables deportivos. Ahora, una fuente de la agencia Reuters afirma que Google podría adquirir la compañía Fitbit, especializada en este tipo de productos.

La jugada podría poner nerviosos a varios actores que actualmente se reparten el mercado de las smartband deportivas, incluyendo Xiaomi con su Mi Band 4. Al parecer, Google ha realizando una oferta en firme para comprar Fitbit, el famoso fabricante estadounidense de tecnología, especializado en monitores de actividad física. Google ha seguido la estela de otros fabricantes como Apple y Samsung en el desarrollo de smartphones de gama alta, pero la compañía no ha dado el salto a este tipo de producto.

¿Hay acuerdo?

Según Reuters, aún no hay nada decidido y no es seguro que Google y Fitbit vayan a llegar a un acuerdo. Al parecer la oferta está sobre la mesa, aunque tampoco ha trascendido la cifra que Google habría ofrecido por la compañía de wearables. El comunicado de Reuters termina afirmando que tanto Google como Fitbit han declinado pronunciarse al respecto.

Fitbit oficina

La espina clavada de Google

Este movimiento podría poner a Google directamente en el mercado de las pulseras inteligentes. Recordemos que la compañía siempre ha estado interesada en el sector, hasta el punto de contar con su propio sistema operativo especialmente desarrollado para relojes y pulseras inteligentes. Android Wear  (Wear OS después) es una plataforma que ha estado presente en multitud de wearables de compañías como Samsung, LG, Motorola o Huawei, pero nunca lanzado en un producto de la propia Google.

Wear OS

Sobre Fitbit

Recordemos que Fitbit es una de las empresas de wearables más reconocida a nivel mundial. Fundada en 2007 en San Francisco por James Park y Eric Friedman, la compañía ha compuesto un porfolio de dispositivos conectados entre los que destacan sus pulseras actividad y smartwatch. La Fibit Charge 3 es la última y más avanzada pulsera inteligente de la compañía, y que cuenta con sistemas avanzados incluyendo monitorización de la salud del usuario, controlando el ritmo cardíaco, el oxigeno en sangre o la calidad del sueño. Si finalmente se materializa la compra por parte de Google, la gran duda estaría en saber si la compañía pretende manejar los hilos de Fitbit  que la marca siga como tal, o aprovechar la experiencia de la compañía para derivar la producción hacia wearbles deportivos con el sello Google.

Escrito por David Girao

Fuente > Reuters