Primero fue el minijack y ahora Apple quiere quitar del iPhone el conector Lightning

Apple

Vivimos tiempos convulsos dentro de la industria de telefonía móvil. Después de eliminar los márgenes de la pantalla y reducir el notch a la mínima expresión, ahora los fabricantes tratan de buscar nuevas formas de innovar en el diseño de sus dispositivos. En este sentido parece que Apple apuesta por eliminar todos los conectores de su próximo iPhone.

Ahora que los iPhone 11 Pro están presentados, hay dos modelos de Apple que comienzan a estar en boca de todos. Uno es el esperado iPhone SE 2 que, según parece, esta vez sí que podría ver la luz a lo largo de la primera mitad de 2020. El segundo, evidentemente, es el sucesor del modelo Pro de este año que llegaría en forma de iPhone 11s Pro o de iPhone 12, esto solo lo sabe Apple.

Durante esta semana se ha especulado con que los de Cupertino apostarían por rediseñar su futuro iPhone una vez más, esta vez eliminando el notch de la parte frontal de la pantalla. No sabemos si para conseguirlo ubicarán la cámara bajo el cristal del display o alojarían el sensor delantero en un módulo emergente del cuerpo como ya hemos visto en numerosos móviles de Android.

iPhone sin conectores

Apple ya eliminó el puerto de auriculares de su iPhone 7 en beneficio del puerto Lightning del móvil, el cual puede usarse desde encantes para conectar los casos al teléfono mediante un pequeño adaptador. Ahora Ben Geskin, uno de los mayores leakster de la industria, asegura que Apple también quiere eliminar este conector de sus próximos iPhone, dejando un teléfono sin ningún tipo de acceso por cable.

La desaparición del conector Lightning sería un gran paso adelante de Apple, ya que implicaría un funcionamiento totalmente inalámbrico del teléfono. YA no hablamos solo de a nivel de carga de la batería, que sería lo más sencillo, sino también de conexión a Car Play sin necesidad de un cable que se conecte a nuestro vehículo.

Además, esto implicaría que Apple debería añadir al teléfono un cargador inalámbrico que elevara aún más el precio de venta del iPhone, algo que se ha demostrado no le viene nada bien a la compañía. De hecho si el año pasado era el iPhone XR el móvil que más compraban los usuarios, este año se repite la situación con el iPhone 11.

Por el momento no es más que un rumor y es más probable que se haga realidad en smartphones futuros de la compañía que en el iPhone de 2020.

Escrito por Miguel Martínez