Comparativa del Samsung Galaxy S9 y S9+ frente al iPhone X

Apple

Llegó el gran día que todos estábamos esperando, el de la presentación de los nuevos buques insignia de Samsung, los Samsung Galaxy S9 y S9+. Y como no, a muchos se les viene a la cabeza otro teléfono presentado el pasado otoño por Apple, por aquello de enfrentarlos. No te pierdas esta comparativa del Samsung Galaxy S9 y S9+ frente al iPhone X.

No estamos realmente ante un Mobile World Congress hasta que no hemos visto la presentación de Samsung, normalmente, aunque el año pasado no fue así, con los primeros buques insignia de este 2018. Y como era de esperar no han defraudado en absoluto. Los Samsung Galaxy S9 y S9+ han dejado claro que quieren mandar en la gama alta, y ante este panorama no cabe duda de que su gran rival es el iPhone X, vamos a comprobarlo en esta comparativa del Samsung Galaxy S9 y S9+.

Comparativa del Samsung Galaxy S9 y S9+ vs iPhone X, diseño y pantalla

En este apartado es evidente que los tres móviles nos entran por los ojos, no en vano son los teléfonos que cuentan con las pantallas más agresivas del mercado, con permiso de la espectacular pantalla OLED del LG V30S. En este apartado encontramos paneles AMOLED en los Samsung, de 5,8 pulgadas en el Galaxy S9 y de 6,2 pulgadas en el Galaxy S9+. Ambos con resolución QHD+ de 1440 x 2960 píxeles y relación de aspecto de 18.5:9. Estos nos dan como resultado una densidad de 570 ppp en el S9 y 530 ppp en el S9+.

Comparativa del Samsung Galaxy S9

Por su parte el iPhone X tiene una pantalla de 5,8 pulgadas, con resolución Super Retina HD de 1125 x 2436 píxeles, inferior a la de los Samsung, y con una densidad también inferior de 458 ppp. Estos son los datos, pero hay otros aspectos que diferencian a estas pantallas, en el caso del Samsung Galaxy S9 y S9 Plus con una pantalla curvada en los laterales, y que ocupa gran parte del frontal, definida por Samsung como pantalla infinita, incluso un poco más que en el caso de su predecesor. En el caso del iPhone X nos encontramos con una pantalla plana en todos sus bordes, pero muy delgados incluso en la parte superior e inferior, Con su característico “notch” en la parte superior de la pantalla, la mancha negra tan característica.

iPhone X con pantalla LCD

En cuanto al diseño, en los Samsung Galaxy S9 y S9+ la principal diferencia respecto del Samsung Galaxy s8 es sin duda la nueva ubicación del lector de huellas, que ahora se encuentra debajo de la cámara de fotos, en lugar de en el lateral como en su predecesor. Así como la cámara dual que estrena por primera vez el Samsung Galaxy S9+ en un móvil de la gama Galaxy S. Por su parte del iPhone X se caracteriza además de su pantalla sin bordes por la ausencia del Touch ID y la cámara de fotos dual vertical que ya han copiado otros fabricantes.

Especificaciones Samsung Galaxy S9 vs iPhone X

Rendimiento

En este caso los Samsung estrenan dos nuevos procesadores, por un lado el Exynos 9810 de ocho núcleos y a una velocidad de 2.9GHz, de fabricación propia. Por otro lado encontraremos también versiones en otras regiones con el procesador Snapdragon 845, el nuevo procesador de Qualcomm para los topes de gama de 2018, que estrenan en exclusiva los nuevos Samsung. Por su parte del iPhone X ha estrenado el año pasado el nuevo Apple A11 Bionic, un procesador de seis núcleos que hasta la llegada de los nuevos procesadores de los Galaxy S9 se había convertido en el más rápido del mercado. Testigo que ahora recogen los Samsung.

Comparativa del Samsung Galaxy S9

En cuanto a la memoria RAM, el Samsung Galaxy S9 cuenta con 4GB, mientras que el Samsung Galaxy S9+ da el salto a los 6GB, como ya hizo el Samsung Galaxy Note 8. Por su parte del iPhone X ofrece 3GB de RAM (no oficiales). Sobre el almacenamiento interno, los Samsung Galaxy S9 y S9+ ofrecerán en España 64GB ampliables mediante tarjetas, mientras que el iPhone X ofrece alternativas con 64GB y 256GB de almacenamiento interno.

Diseño del iPhone X con pantalla OLED

Cámara de fotos

Sin duda es uno de los aspectos que marcan la diferencia, la cámara de fotos. Aquí Samsung ha vuelto a dar el do de pecho, con dos cámaras sobresalientes. Dos cámaras que destacan porque tienen la apertura más baja del mercado, de sólo f/1.5. En el caso del Samsung Galaxy S9 con 12 megapíxeles y en el del Galaxy S9+ con dos sensores de 12 megapíxeles.

Comparativa del Samsung Galaxy S9

Mientras que en la parte frontal ambas son de 8 megapíxeles con una apertura también destacada, de sólo f/1.7, lo que permite sacar fotos nocturnas con gran detalle. Por su parte el iPhone X ofrece una cámara dual con dos sensores de 12 megapíxeles, con apertura de f/1.8 y una cámara frontal de 7 megapíxeles. Hay que recordar que tanto en el caso del Samsung Galaxy S9+ como en el del iPhone X, se cuenta con Zoom óptico 2X gracias a la cámara dual.

Batería, seguridad, asistentes, dimensiones…

En este apartado el Samsung Galaxy S9 ofrece una batería de 3000mAh, mientras que el Galaxy S9+ hace lo propio con 3500mAh, sin duda una buena cantidad de energía para aguantar encendidos todo el día. Por su parte el iPhone X cuenta con unos “presuntos” 2716 mAh, y decimos lo de presuntos porque Apple no da esta información de forma oficial. Por su parte en cuanto a seguridad, Samsung ofrece distintas formas de desbloquear el terminal, tanto con el tradicional lector de huellas, como por reconocimiento facial o incluso del Iris, por lo que sin duda son terminales muy completos en este aspecto.

Comparativa del Samsung Galaxy S9

Por su parte el iPhone X ofrece el Face ID, que ha desterrado al Touch ID con un escáner facial que reconoce nuestro rostro en 3D, algo que ofrece también Samsung, tal y como hemos visto con los nuevos ARmoji, que son la respuesta de los coreanos a los emoji 3D de Apple. Otro detalle interesante a tener en cuenta en los Samsung es el sonido, que este año ha estrenado una configuración de doble altavoz frontal estéreo AKG, perfectamente integrados bajo la carcasa de una forma prácticamente imperceptible.

Pantalla OLED de 5.8 pulgadas del iPhone X

Mientras que el iPhone X también ofrece altavoces estéreo. No puede faltar tampoco en estos terminales un asistente personal de altura. Con el característico Siri en el iPhone X y el nuevo Bixby en los Samsung. Por último las dimensiones son las siguientes, en el caso del Samsung Galaxy S9 es de 147,7 x 68,7 mm con un grosor de 8,5 mm, en el Galaxy S9+ es de 158 x 73,8 mm con un grosor de 8,5 milímetros. En el caso del iPhone X son de 143,6 x 70,9 mm con un grosor de 7,7 milímetros.

Comparativa del Samsung Galaxy S9

El peso por su parte es de 163 gramos en el Galaxy S9, siendo el más liviano de los tres, seguido del iPhone X con 174 gramos y el Samsung Galaxy S9+ con 189 gramos. Tampoco hay que olvidar dos detalles importantes, los Samsung Galaxy S9 y S9+ podemos utilizarlos como un ordenador gracias a Samsung DeX Pad, que podemos conectar al monitor y teclado utilizando el móvil como TouchPad. Por otro lado los Samsung son también resistentes al agua y el polvo, con certificación IP68, mientras que la del iPhone X es mucho más limitada.

iPhone X por detrás

Precio y conclusión

El precio de los Samsung es claramente inferior al del iPhone X, los 849 euros y 949 euros que valen los Galaxy S9 y S9 + son sin duda es un gran punto a su favor. No en vano estamos ante móviles igual de sobresalientes o más que el terminal de Apple, siendo el coste mucho más reducido. De hecho el iPhone X parte de los 1159 euros, siendo su modelo con más almacenamiento mucho más caro que el Galaxy S9+. Con estos datos en las manos, sin duda estamos ante tres móviles espectaculares, pero sin duda los Samsung tiene a favor su gran pantalla con bordes curvos y una cámara de fotos difícil de superar, que además capta escenas nocturnas con un detalle sin precedentes. Un aspecto clave que los diferencia claramente del iPhone X.

Escrito por Jorge Sanz