Prueba de caída del iPhone X frente al iPhone 8 Plus

Apple

Es evidente que el iPhone X está copando toda la actualidad, no en vano ayer llegaba a las tiendas, eso sí, con unidades muy limitadas, pero las suficientes para que ya hayamos conocido sus pruebas de resistencia más importantes. En este caso nos hacemos eco de la prueba de caída del iPhone X frente al iPhone 8 Plus.

Precisamente ayer os contábamos algunos de los mejores trucos para sacarle el máximo rendimiento al iPhone X desde el mismo día de su lanzamiento, algo que podéis encontrar en el siguiente tutorial con los mejores trucos del iPhone X.

¿Qué daños dejará una gran caída del iPhone X?

Sin duda es la pregunta que nos hacemos antes de visionar esta prueba, por otro lado ya clásica cada vez que llega un nuevo terminal a la calle. Enfrente del iPhone X tenemos el iPhone 8, que también cuenta con una trasera de cristal, uno de los materiales más delicados a la hora de sufrir una caída. En la primera prueba los móviles caen sobre su parte trasera, y aquí el iPhone 8 Plus sufre daños importantes, rompiéndose todo este cristal trasero, mientras que el iPhone X permanece intacto a los golpes en su parte trasera, sólo con algunos rasguños.

En la caída sobre una esquina los daños son muy similares entre ambos terminales, con algunos rasguños que tampoco se aprecian demasiado, por lo que en este aspecto ambos teléfonos responden bien. Las cosas comienzan a ponerse feas en la prueba de caída sobre la pantalla, donde ambos móviles ven cómo el cristal frontal se rompe. Quizás en mayor medida en el iPhone 8 Plus, aunque el iPhone X también sufre daños en este aspecto sin duda. En la última prueba, la caída sobre la pantalla a una mayor altura, los estragos en los móviles son muy importantes.

caída del iPhone X

Comenzando por el iPhone 8 Plus, que rompe completamente su parte trasera, dejando incluso a la vista parte de su chasis junto a la cámara dual, incluso la pantalla también se rompe, en definitiva, unos daños muy importantes. Por último el iPhone X también cae desde una altura mayor, y resiste bien a los golpes, aunque es después de cinco golpes cuando la pantalla termina fallando, justo en un punto muy importante, la parte inferior, ya que con la ausencia de un botón físico Touch ID, se hace imposible su uso, ya que el táctil de esta zona deja de funcionar. En cualquier caso sorprendentemente el iPhone X aguanta mucho mejor las caídas que el iPhone 8 Plus, lo que sin duda es decir mucho teniendo en cuenta su diseño.

Escrito por Jorge Sanz

Fuente > Phone Buff