iPhone 7 de color rojo con el frontal negro, así se transforma en unos minutos

Apple

A comienzos de esta semana Apple sorprendía a propios y extraños lanzando una nueva edición del iPhone 7 y 7 Plus de color rojo. Esta nueva edición se enmarca dentro de los productos RED de la firma, que tienen en la ayuda a la lucha contra el cáncer y otras enfermedades su origen. A muchos no les ha cuadrado que esta edición cuente con el frontal de color blanco, de hecho algunos usuarios se han apresurado ya a imaginar cómo quedaría en algunos render. Ahora un vídeo nos muestra convertir esta edición a un iPhone 7 de color rojo con el frontal negro.

Ayer mismo os contábamos cómo algunos artistas 3D habían imaginado cómo sería el iPhone 7 de color rojo con el frontal negro, una variante que parece bastante más del agrado de los usuarios que el que ha elegido Apple finalmente con el frontal de color blanco.

iPhone 7 de color rojo, así puedes cambiar su frontal a color negro en minutos

Hay una mejor forma que imaginar cómo quedaría el iPhone 7 de color rojo con el frontal en color negro, y esa forma es directamente cambiar la pantalla y poner una de un modelo de color negro. En el vídeo adjunto se puede ver cómo se cambia la pantalla del iPhone 7 de una forma relativamente rápida. Como podéis observar uno de los pasos críticos es despegar la pantalla de la carcasa roja trasera, al fin y al cabo la única pieza de color rojo es la parte trasera.

Para desmontar la carcasa hay que quitar con una cuchilla el adhesivo que rodea al teléfono, y que además de unir ambas partes sirve de aislante para la humedad y el polvo.

iPhone 7 de color rojo

Después toca desconectar la pantalla de la placa, no sin antes quitar varios tornillos para después seguir el proceso inverso con la nueva pantalla con el frontal completamente negro. Aparentemente es un proceso sencillo, pero como os podéis imaginar acabará con la garantía de vuestro iPhone 7 rojo de forma instantánea.

iPhone 7 de color rojo

Además de perder una de sus principales novedades este año, como es la protección frente al agua y el polvo, que si bien no es la máxima, sí que es mayor que la de sus predecesores.

En cualquier caso aquí se demuestra que es posible hacerse con un iPhone 7 color rojo con el frontal negro, eso sí, el precio a pagar en componentes y garantía ya es algo que tendrá que valorar cada uno si compensa. Eso sí, chirría un poco el botón home de color blanco, pero es un “daño menor”.

Escrito por Jorge Sanz

Fuente > Jerry Rig Everything