¿Por qué hay un millón de líneas de prepago menos en España?

Escrito por David G. Bolaños (@d_gomez_b)
Operadores

La CNMC ha publicado lo que son los datos correspondientes a la portabilidad y ganancia de líneas, tanto en el territorio fijo como en el móvil, del pasado mes de febrero en España. Sin embargo, es un dato que ya os hemos ido comentando anticipadamente desde MovilZona, donde tenemos cifras más actualizadas y hace poco hacíamos un repaso general al estado de la portabilidad en el primer trimestre del año. Sin embargo, en los datos que nos ofrece la CNMC hemos dado con un detalle interesante y es que hay cerca de un millón de líneas de prepago menos en nuestro país frente a estas mismas fechas de 2015.

No os vamos a volver a dar los mismos datos que ya os comentamos hace unas semanas, así que si queréis tener una visión de cómo está el mercado de las “telecos”, al menos en la portabilidad móvil, os invitamos a pasar por el reportaje en el que os ofrecíamos un análisis de la situación en los tres primeros meses del año.

Sin embargo, en la nota mensual de la CNMC referente al mes de febrero, de las cerca de 50,6 millones de líneas móviles que existen en España, se adivina una tendencia que nos ha parecido interesante. Y es que no es otra que las líneas de prepago van en franca decadencia y, lo que es más significativo, no se “pierden”, sino que engrosan las de contrato en la misma medida.

¿Por qué hay menos prepago en España?

En total, a febrero de 2016 según las cifras oficiales hay unas 13,1 millones de líneas de prepago en nuestro país frente a las 14,09 que había en febrero de 2015. Por otra parte, mientras que el año pasado la base de líneas de contrato alcanzaba los 36,2 millones de líneas, ahora sube a los 37,5 millones.

grafico lineas prepago vs contrato españa

Se puede ver como se ha producido un trasvase de clientes entre las ofertas que no requieren una relación contractual con las operadoras hacia las que nos cobran mes a mes por los servicios.

Las razones de este cambio son variadas y tienen que ver, principalmente, con la caída en la competitividad de la oferta de prepago y, sobre todo, que prácticamente en la totalidad de las tarifas de contrato de operadoras o OMV, ya no existe ningún tipo de permanencia incluso cuando adquirimos un terminal asociado a ellas, dado que se ha cambiado la subvención del terminal por la venta financiada o a plazos, lo que al final nos ata de otra manera a la operadora.

Además, sobre todo en el campo de las OMV, las ofertas de prepago o contrato ya no tienen diferencia, es decir, existe la misma tarifa y ventajas tanto para quien tiene que recargar mes a mes como para el que hace un contrato. De hecho, en muchas ocasiones, la recarga es automática. Es curioso, sin embargo, que pudiendo acceder a la misma oferta en prepago o contrato, en lugar de crecer el primero que supone menos atadura con la compañía la tendencia muestra que se opta por lo contrario.

Al final, el “pueblo” es soberano y como tal, os queremos hacer la pregunta a vosotros ¿ante una misma tarifa en prepago o contrato ¿cuál opción os parece más atractiva? Dejadnos vuestra opinión en la siguiente encuesta.