Así llegan los primeros OnePlus One, en un pésimo embalaje y defectuosos

Así llegan los primeros OnePlus One, en un pésimo embalaje y defectuosos

Carlos González Villamil

Las primeras cien unidades del OnePlus One, las cuales recordamos han sido conseguidas por sus usuarios tras pasar el concurso «Smash the past», están llegando ya a los «afortunados» usuarios que, recordamos también, han tenido que echar a perder un teléfono inteligente de gama alta -que funcionaba- destrozándolo para poder comprar el OnePlus One. Sí, el precio del OnePlus One ha sido para ellos de 1 dólar, pero han tenido que pagar, en realidad, bastante más, puesto que han destrozado su anterior terminal. Pues bien, según los vídeos de «unboxing» y primeras impresiones que ya están llegando, estas unidades de OnePlus One llegan en pésimas condiciones de embalaje y, además, muestran un funcionamiento y fabricación defectuosos. ¿Ha salido barato el OnePlus One a estos usuarios? Parece ser que no.

En primer lugar os dejaremos ver un vídeo con el que directamente desde OnePlus -su fabricante- y Cyanogen -su desarrollador de software- nos mostraban el primer unboxing real del terminal. A juzgar por estas imágenes que a continuación mostramos, estos cien primeros usuarios deberían haberse encontrado con un embalaje propio y único del OnePlus One diseñado por el equipo de la compañía, en el cual se encontraría bien protegido el terminal y aislado de cualquier tipo de impacto posible en el proceso de manipulación y transporte hasta llegar al comprador. Además, en este embalaje, según muestra el vídeo de la compañía, vendría incluido también el cargador del dispositivo móvil en cuestión.

Es innegable que, tras ver este vídeo, en realidad nos quedamos «igual». Es decir, no varía nada con respecto al unboxing de cualquier otro dispositivo móvil, salvo el diseño del empaquetado. Por otra parte, cargador, terminal y demás componentes del interior del embalaje vienen a ocupar la parte que corresponde a cualquier producto del segmento.

Esta es la realidad del embalaje de su embalaje, ¿ha salido barato el OnePlus One?

Si tomamos como referencia terminales más económicos que sus competidores, podemos encontrarnos el Nexus 5 o el Motorola Moto G, entre algunos otros. Estos dos anteriores coinciden en dos puntos. En primer lugar, no incluyen auriculares, lo que supone un ahorro en el proceso de fabricación y, evidentemente, un precio por debajo del que ofrecen los competidores. Además, concretamente el Moto G, no incluye toma de corriente, aunque el cable de carga sí viene dentro del embalaje. Ahora bien, cuando compramos dispositivos de este tipo sabemos que «de alguna parte» viene el menor precio con respecto a los principales rivales. Per, ¿hasta qué punto se puede prescindir de «accesorios»? Y no sólo de accesorios, sino, ¿hasta qué punto se pueden abaratar costes? A continuación podéis ver el unboxing real de una de las cien primeras unidades del OnePlus One, concretamente de la unidad número 70, como puede apreciarse.

Tal y como puede apreciarse, el OnePlus One ha llegado a estos cien primeros «afortunados» con un pobre embalaje que muestra una pésima resistencia para proteger al terminal en este anteriormente mencionado proceso de transporte y, en general, manipulación hasta que llega al usuario. En una caja de cartón, el One se mueve con plena libertad resbalando y golpeándose con los laterales y siendo protegido, únicamente, por papel de burbujas. Una vez retirado este papel, la máxima protección que encontramos en el embalaje, nos encontramos con una lámina mal colocada que se supone está situada en la pantalla para protegerla de posibles arañazos, aunque podemos contemplar cómo deja al descubierto gran parte de la pantalla.

Por otro lado, poco más podemos buscar en la caja que una tarjeta firmada por la propia compañía en la cual, una vez más, el fabricante alardea de que «esto es sólo el principio», un principio que llega marcado por una pésima presentación del producto y un marketing extremadamente potente que está tratando de convencer de lo que, a juzgar por estas imágenes, no es cierto. Y, ¿además de esta tarjeta? Absolutamente nada. Ni cargador, ni auriculares, ni ningún otro accesorio. Pero eso no es lo más importante.

Tras descubrir un pésimo embalaje, se descubre un defectuoso producto

Aunque ya lo anteriormente visto es completamente intolerable y demuestra que en realidad no ha salido tan barato a los usuarios como pensábamos, continuaremos estudiando todo lo que nos es presentado desde que el dispositivo móvil de OnePlus llega a casa. Después de ver un pésimo embalaje que pobremente protege al terminal, y de reconocer la ausencia de cualquier accesorio en el interior de la caja de cartón, nos damos cuenta de que el terminal llega con un 0% de carga de batería. ¿Es que acaso no ha sido probado antes de llegar a casa?

pete firmando oneplus one

En último lugar queda lo fundamental, lo más importante. Según los reportes de los primeros usuarios, los cuales podemos encontrar en los propios foros de OnePlus, el terminal ha llegado con un funcionamiento defectuoso. Ya no se trata sólo de un defecto mínimo de construcción -fabricación-, sino de un mal funcionamiento del dispositivo. Lo que hasta la fecha han comentado estos primeros usuarios, y actualizaremos la información tan pronto como lleguen novedades, ha sido exactamente lo siguiente:

  • El ecualizador de audio parece no funcionar correctamente.
  • La conexión WLAN permanece activa incluso cuando no recibe señal, lo que resulta en la imposibilidad de utilizar redes móviles. Tiene que ser desactivado de forma manual.
  • El GPS, en ocasiones, se desactiva por sí solo.
  • La conectividad NFC no funciona

Nosotros tenemos nuestra propia opinión. Vosotros qué pensáis, ¿ha salido barato el OnePlus One a estos 100 primeros usuarios «afortunados»?

Fuente