Móviles con 5G… ¿Han muerto los teléfonos con 4G?

Móviles con 5G… ¿Han muerto los teléfonos con 4G?

Daniel Caballero

Es innegable que estamos ante un salto tecnológico muy relevante, la tecnología 5G comienza a tener una gran presencia en España y el despliegue esperado se está cumpliendo en las principales operadoras. Pero más allá de esto, la herramienta principal para sacar partido de esta nueva tecnología es el móvil, motivo que nos lleva a hacernos muchas preguntas como, entre ellas, si sigue siendo un acierto comprar un móvil 4G en la actualidad.

Para tratar de dar respuesta a las preguntas, tenemos que plantearnos muchas cosas y vamos a analizar cada tecnología desde todos los ángulos. Seamos el tipo de usuarios que seamos, tarde o temprano la conectividad 5G llamará a nuestra puerta y las mejoras serán necesarias para aprovechar todo lo que promete. Si en los últimos tiempos hemos visto muchos modelos, en los próximos años llenarán el mercado de smartphones.

Por esto mismo, es el momento de ver los pros y contras que supone comprar o tener un smartphone 4G o 5G. Y es que, con el paso del tiempo, los puntos a favor y en contra de cada conexión móvil se han ido cambiando. Aunque, ya os avisamos de que, la conexión de quinta generación está más presente que nunca.

Por qué comprar un móvil 4G en la actualidad

Llegado el momento de comprar un nuevo móvil, ya sea para nosotros o para regalar, debemos tener muy presentes varios motivos que nos harán escoger un móvil 4G antes que uno con 5G. Hay casos y circunstancias para pensar que los móviles con una red de cuarta generación son una buena opción todavía y entre ellos nos encontramos razones muy relevantes e indispensables que te mostramos:

  • No vivimos en una gran ciudad y el 5G tardará en llegar donde vivimos.
  • Renovamos el móvil aproximadamente cada año.
  • Nuestro presupuesto es limitado. Aunque, cada vez hay una menor diferencia entre sus precios.

movil 4g mano

El lugar donde pasamos el mayor tiempo será muy importante, puesto que las principales ciudades de España y localidades de mayor tamaño serán las que tienen acceso al 5G o lo irán recibiendo antes. También será muy relevante tener en cuenta cada cuanto solemos cambiar de móvil, puesto que si aún no tenemos el 5G en el lugar donde vivimos, quizás podemos ahorrarnos un dinero y en la próxima generación de móviles que compremos, entonces sí dar el salto para aprovecharlo.

El presupuesto por supuesto, como ya hemos mencionado, es algo drástico al pensar en escoger un móvil 4G, pues la diferencia de precios, aunque se ha rebajado, aún muy considerable y encontramos modelos con estas dos conexiones, pero sin sumar una importante diferencia de precio entre ambos. Aunque, esto dependerá de la marca que ofrezca un mismo teléfono con diferentes características, es decir, que tenga un procesador mejor que ofrezca una conexión de quinta generación o no. Pues hay firmas de smartphones que tienen terminales 5G mucho más baratos que otros de gama media-alta que con 4G.

¿Por qué elegir un teléfono con 5G?

No hay duda alguna de que las mejoras en velocidad, cobertura dentro de hogares y edificios, así como la interconexión con otros dispositivos, son motivos más que suficientes para confiar en que el 5G puede traer consigo muchos cambios a mejor en nuestro día a día. Pero para terminar de decidirnos, debemos valorar, como antes hemos hecho, si un móvil 5G es mejor compra que un móvil 4G en nuestro caso, por los siguientes motivos:

  • En la ciudad o localidad donde vivimos ya funciona el 5G.
  • Queremos que el móvil nos dure mucho tiempo.
  • Utilizamos el móvil a diario y necesitamos la mejor velocidad.
  • Podemos permitirnos invertir más en un móvil con 5G.

movil samsung mano 5g

Si ya tenemos la posibilidad de disfrutar del 5G por el lugar donde vivimos, podemos plantearnos rápidamente optar por un móvil 5G para disfrutar de todas sus ventajas, sobre todo si necesitamos ya un móvil nuevo y pensamos en tenerlo el suficiente tiempo como para amortizar la inversión. Pues el 5G conlleva un gasto extra, consiguiendo que, de esta manera, no nos quedaremos en pocos meses atrás en tecnología.

Además, debemos tener en consideración el uso que hacemos del móvil, no lo necesita igual un usuario que le saca provecho a diario, en comparación con otro que no lo usa en todo el día. También tendremos que echar un vistazo a los móviles 5G, para saber si hay alguna opción que entra en el presupuesto y si esto no será un inconveniente. Por supuesto, hay que valorar el uso que realizamos de la nube, ahora que las opciones de memoria online se expanden. Tenemos la oportunidad de guardar todos los archivos de esta manera y poder trabajar o consultar elementos en remoto desde el móvil, tablet u ordenador, donde el 5G nos será de gran ayuda.

El 5G llegará a todos

Aunque por ahora podemos tomar la decisión de escoger entre un móvil con 5G o con 4G por los diversos motivos que hemos conocido, tarde o temprano esa elección desaparecerá y no tendremos que plantearnos. Algo similar ocurrió con el 3G y con el 4G, dando un salto evolutivo muy importante a los smartphones para ofrecer mayor velocidad en todos los procesos basados en la nube. Y no solo esto, ya que quinta generación nos ofrece una mayor velocidad y menor latencia (de entre 1 y 2 milisegundos) al conectarnos a la red. Además de que la velocidad de descarga será más rápida, llegando a contar con una descarga máxima de 2 gbps. Incluso, esta tecnología es capaz de permitir conectar 100 veces más dispositivos que el 4G al mismo tiempo.

Por el momento ya tenemos la tecnología 5G implantada por completo en los móviles de gama alta, con unos avanzados pasos en los smartphones de gama media y no tardará en hacer su aparición en los terminales más básicos. Las compañías que desarrollan los microprocesadores y el resto de compuestos de los smartphones se han puesto al día para democratizar el 5G y cada vez estamos más cerca de verlo hecho realidad.

Cuando esto suceda y según se va extendido, los costes para comprar un móvil con 5G dejarán de tener una clara diferencia con los móviles 4G y será entonces cuando no habrá que decidir. Entonces las cuestiones volverán a centrarse en si es mejor una pantalla mayor, plegable o clásico, así como las capacidades de sus cámaras y batería. Si tenemos claro que el 5G es el siguiente paso, lo mejor que podemos hacer es olvidarnos de este campo y fijarnos en todos los modelos que nos ofrecen 5G, para encontrar la opción ideal.

5G

Los móviles 5G ya son más baratos

Puede que hace un par de años, cuando el despliegue de esta nueva conectividad estaba más estancado que en marcha, muchos pensáramos que era absurdo comprar un terminal con estas prestaciones, teniendo en cuenta el incremento de precio que ello conllevaba a pesar de no tener cobertura en nuestra casa o lugar de trabajo.

Ahora la cosa ha cambiado mucho. Todas las marcas se han sumado a la moda de lanzar smartphones baratos compatibles con redes 5G y la diferencia no es tan grande respecto a los modelos 4G como el año pasado. Sirvan como ejemplo los últimos smartphones de Redmi, un Note 11 Pro 5G que apenas cuesta 30 euros más que la versión 4G.

Eso sí, para justificar este mayor precio, no es solo la conectividad lo que cambia, sino que nos hemos acostumbrado a ver cómo, los modelos que pueden navegar a mejor velocidad, también cuentan con otros ‘pluses’ como pueden ser una mejor cámara o una carga de batería algo más rápida. Pero, lo que está claro, es que la diferencia de precios entre un 4G y 5G ya no es tan abrumadora como veníamos viendo al inicio con la llegada de los smartphones con conexión a los datos móviles a través de una red de quinta generación.

redmi note 11 pro plus 5g

Emiten menos radiación

Puede parecer sorprendente pero así es. El avance tecnológico al que estamos sometidos es tan brutal, que una red por la que pasan más datos a mayor velocidad es capaz de emitir menos radicación que las redes 4G de menor velocidad. Y no es que lo digamos nosotros, es que así lo indica un reciente estudio de los niveles de radiación de la red móvil realizado por la principal operadora de telefonía en Suiza.

Esta compañía se ha dedicado a calcular con precisión los niveles de exposición a los campos electromagnéticos de 5G, independientemente del operador, la calidad de los datos y el coste de las instalaciones. Se analizó el nivel de radiación que aporta la señal de cada generación de telefonía móvil en 22 ubicaciones situadas a distancias comprendidas entre 30 y 410 metros alrededor de 4 estaciones base en la ciudad.

Curiosamente, las redes 4G en las bandas de 800 y 1800 MHz, además del 2G y 3G en la de 900 MHz, son las que más radicación emitían, en valor total, frente al 5G. La respuesta a esto se encuentra en la tecnología de las antenas 5G, que focalizan el haz de radiación hacia el usuario cuando lo está utilizando y lo cambian de dirección cuando el teléfono no se usa.

Mejor cobertura y velocidad

Allí donde tenemos antenas 5G, es decir, en las grandes ciudades, la cobertura es mucho mejor en smartphones que se conectan a estas redes que a las LTE. LA clave está en el tiempo de respuesta y ante un mismo nivel de señal, es más rápido entablar conexión co del 5G que con el 4G. Siempre y cuando, repetimos, tengamos antenas de telefonía cerca.

Además, esto se relaciona directamente con la latencia de la Red, es decir, al tiempo que tarda en responder nuestra conexión ante una orden. Aquí el 5G gana por goleada, ya que tarda entre e 1 y 2 milisegundos, mientras que una conexión 4G tiene una velocidad 100 veces moñas lenta, de 100 ms. Esto provoca que, durante nuestras conexiones, no haya apenas retardo entre la orden nada y la acción ejecutada.

Inconvenientes de cada opción

Está claro que por muchas ventajas que nos den estas dos tecnologías de conexión a Internet de los teléfonos, lo cierto es que nos encontraremos también diferentes aspectos que nos harán decidir finalmente entre un móvil 4G o 5G. Para empezar, en su momento la primera tecnología fue la más rápida, pero ahora se ha quedado muy por detrás de la conexión 5G de los smartphones como acabamos de decir.

Sin embargo, todo avance se paga, es decir, para poder hacernos con un teléfono con esta nueva tecnología de conexión nos supondrá un coste mayor que si escogemos cualquier smartphone que solo pueda optar como máximo a 4G. Por tanto, debemos tener claro que sí ganaremos velocidad de carga y descarga, pero el precio será más elevado. Aunque, esto último ha ido variando con el tiempo. Especialmente, con la idea de los fabricantes de llenar su catálogo con más smartphones con la posibilidad de conectarse a redes de quinta generación.

5G y 4G diferencias

Y no solo esto, la red 4G está extendida prácticamente por casi toda España. Por lo que será fácil disfrutar de este tipo de conexión en cualquier rincón. Todo lo contrario sucede con esta nueva tecnología, que sigue expandiéndose no solo a nivel nacional, sino a nivel mundial. Aunque, está claro que según vaya avanzando el tiempo, llegará a más y será el sustituto definitivo de la anterior conexión. Actualmente ya está presente en las grandes ciudades de nuestro país y se está centrando en llegar a núcleos urbanos más reducidos.

Otra duda que surge es si consumirá más batería en el teléfono. Para responder a esta cuestión, ya os avisamos que hay algo de cierto. Es decir, el gasto de energía de los smartphones podría ser algo superior por el simple hecho de que el terminal cambiará habitualmente entre la señal 5G y 4G. Por lo que implica directamente un gasto más elevado de batería. Sin embargo, a medida que vaya aumentando su cobertura, el teléfono no cambiará constantemente su conexión a los datos móviles. O, simplemente, deberemos pasar a configurar su conectividad manualmente cada vez que estemos en una zona 4G.

Sobre el papel, el 5G, con una conexión estabule, consume menos energía que los smartphones que solo se conectan a redes LTE.

¿Qué tecnología escoger?

Para finalizar te queremos invitar a que saques tus propias conclusiones, en este caso no podremos llegar a decidir por ti. Pero, está claro que ya tenemos argumentos de sobra para acertar con la compra, tanto si pensamos que la tecnología 4G en los móviles sigue siendo una buena decisión o si, por ejemplo, creemos que el 5G tiene aquí su momento.

En todo caso, ya no estamos en la misma situación que hace unos años, cuando el despliegue del 5G era tan lento que pensar si comprar un móvil u otro era una difícil decisión. Ahora mismo, ya usemos el móvil de una forma u otra, es 100% recomendable gastar unas decenas más de euros y adquirir el terminal más moderno.

Todos los moviles 5G

Ya sabemos que todo dependerá de lo que dé de sí nuestro presupuesto, de lo que utilicemos en el día a día y de lo que estemos buscando para el uso que hagamos del dispositivo móvil y su conexión a Internet a través de los datos móviles. Aunque, ahora mismo, el 5G llega ya hasta las zonas rurales y no hay motivo para no comprar un terminal con esta importante característica.

¿Tendré problemas de 5G en España?

La llegada de la red 5G ha supuesto toda una revolución en cuanto a conectividad dentro de nuestros dispositivos móviles. La rapidez y la fluidez con la que se mueven estas ondas es una cuestión que hace tan solo cinco años, era impensable. A priori son todo ventajas con este 5G y nada debería impedirnos un correcto uso de este, pero, enseguida nos asalta una duda, también en base a muchas de las experiencias y comentarios sobre el 5G. ¿Se puede usar bien en España? ¿Podemos exprimir al máximo sus funcionalidades?

Y la respuesta es, depende. Depende de muchísimas cuestiones, aunque en este caso, bien alejadas de los problemas habituales en cuanto a lo que señal se refiere en los dispositivos móviles. Dependerá en gran parte de nuestra operadora actual, la que nos suministra la señal y la compatibilidad que la misma tenga con las antenas 5G. Si la compatibilidad y la integración de esta tecnología son buenas, no habrá que temer sobre la velocidad que tendremos en nuestra conexión y tendremos una experiencia óptima con su uso.

Para comprobar si esta conexión es óptima o no, tienes varios métodos. El primero y más sencillo, ponerte en contacto con la operadora para comprobar si tienen disponible y la calidad que tienen en su servicio 5G y si no te convencen sus comentarios, o mejor será pasar a comprobar las diferentes antenas que tenemos a nuestro alrededor.

¿Van a desaparecer los móviles 4G?

Existe un miedo generalizado entre los usuarios que piensa que la llegada del 5G va a dejar obsoletos sus teléfonos. Bien, esto es una afirmación que tiene algo de verdad y mucho de mentira. Lo cierto es que el 5G es una tecnología revolucionaria, con la capacidad de aumentar drásticamente la velocidad y la cobertura de las redes inalámbricas. Sin embargo, su despliegue y alcance no es tan rápido como podríamos desear, lo que va a provocar que los terminales 4G y 5G coexistan en el mismo espacio durante mucho tiempo.

b, como así sucedió cuando el 4G superó al 3G. En su lugar, el 5G se basa en 4G LTE, utilizando señales y software actualizados. De hecho, según un informe de la GSMA, habrá que esperar a 2025 para que, tan solo el 15 % de las conexiones móviles en el mundo, se hagan sobre redes 5G. Esto implica que, incluso cuando dentro de 10 años el 5G está muy extendido, los teléfonos aún tendrán que acceder a tecnologías inalámbricas más antiguas. En particular algunas áreas rurales, pueden no tener 5G durante años, y hay algunos dispositivos, como cerraduras inteligentes y otros productos para el hogar inteligente, que pueden usar 4G durante una década o más.

Los móviles 4G terminarán desapareciéndoos sí, pero puede que aún tengan que pasar un par de décadas para poder comprobarlo con nuestros propios ojos. Para entonces, quizá hasta el 7G, o incluso el 8G, ya haya comenzado su implementación en la sociedad.

De cara al futuro

Una vez ya descubrimos las bondades y las dificultades que aporta a nuestro teléfono móvil el tener 5G quizás estemos pensando en el futuro de la telefonía móvil y como afectar al mismo el desarrollo y la extensión de esta tecnología en nuestro teléfono móvil. De esta manera, realmente poco o nada depende de los fabricante, puesto que ellos ya han integrado los chip 5G en sus teléfonos y por lo tanto, podemos operar con él de forma natural, sino que esto se trata más de una pelota que se encuentra en el tejado de las operadoras que son las que ahora tienen que dar el Do de pecho para que podamos disfrutar de una buena conectividad 5G en nuestro móviles.

Por lo tanto, esta tecnología se irá integrando cada vez más en nuestros teléfonos móviles hasta quedarse como el ‘estándar’ de conectividad en los teléfonos móviles. Si miramos mucho más allá en el futuro, veremos como ya hay muchos que elucubran con la posibilidad de la existencia de una conectividad 6G dentro de no muchos años que viniera a suplir y a mejorar lo que hoy conocemos como 5G; a pesar de que esto pueda llegar a existir como una evolución, lo vemos como algo aún muy lejano.

¡Sé el primero en comentar!