Por qué no vas a echar en falta una tarjeta microSD en tu móvil

Los móviles con ranuras para tarjetas microSD no son nada nuevo, ni mucho menos. Gracias a estas ranuras microSD los móviles Android se han diferenciado durante muchos años de los teléfonos de Apple. Pero con el paso de los años estas ranuras se han hecho cada vez más prescindibles. Y es que si tu teléfono no tiene una, no la vas a echar en falta.

Los móviles sin este tipo de ranuras para tarjetas microSD son cada vez más comunes, sobre todo en la gama alta, y es que no siempre el almacenamiento interno de nuestro teléfono es el aspecto clave para suplir su ausencia.

¿Por qué se prescinde de la ranura?

La práctica totalidad de móviles de gama media y baja cuentan con una ranura para tarjetas microSD. Y es que normalmente cuentan con almacenamientos internos de 32GB o 64GB, pero también hay muchos que las ofrecen incluso con 128GB de almacenamiento.

MicroSD para móviles

A partir de ahí, incluso en móviles con este almacenamiento, son mayoría los que prescinden de la ranura para tarjetas microSD. Y esto se puede deber a muchas razones, principalmente a que la ausencia de esta ranura permite contar con algo más de espacio dentro del teléfono para otros componentes, y también porque hay ciertos componentes del teléfono que permiten prescindir de ella más fácilmente.

Hay más alternativas que nunca

Y es que no contar con una de estas ranuras para tarjetas microSD no es ningún drama hoy en día, salvo que vayas a mover las apps. Y es que es la única funcionalidad de los móviles Android que no vas a poder hacer al no contar con una ranura de tarjetas. Pero para lo demás, no vas a tener demasiados problemas. Y es que si se trata de almacenar documentos, fotos, vídeos y lo que sea, hay alternativas en la nube que podemos utilizar para no saturar el almacenamiento interno de nuestro teléfono. Además la gran velocidad de transmisión de datos a los que accedemos hoy con las conexiones de fibra nos permite copiar los datos casi tan rápido como si se tratara de una SD, no solo para guardarlos, sino también para descargarlos. Sobre todo si se trata de un móvil de gama alta con Wifi 6, un protocolo de comunicaciones que permite transferir datos sin cables a toda velocidad.

MicroSD

Pero no acaban aquí las posibilidades, ya que tenemos a nuestra disposición la función de guardar los documentos en medios físicos, a través del puerto USB, ya sea tipo C o microUSB compatibles con OTG, al que podemos conectar un adaptador para conectar memorias USB o incluso lectores de tarjetas microSD o de otro tipo. Por tanto la mayoría de usuarios no va a echar en falta este tipo de ranuras, salvo que busquen expresamente la copia de apps en estas tarjetas. Es la razón por la que han proliferado tanto los móviles sin estas ranuras, sobre todo en los más caros, porque existen suficientes alternativas, incluso más cómodas a ellas. Por eso si te estás planteando la compra de uno de estos móviles, no lo dudes.