Los Xiaomi Redmi Note 7 morirán con MIUI 12.5 y el Mi A3 en Android 11

Con la llegada de tantos y tantos móviles de Xiaomi al mercado, los anteriores modelos que van cumpliendo su propósito se van quedando en el olvido y entre ellos aparecen tres smartphones que han tenido una gran acogida en España. Los Redmi Note 7 y Redmi Note 7 Pro cumplen con su propósito y se quedan sin más actualizaciones, del mismo modo que lo hace el Xiaomi Mi A3.

Aunque sus sistemas no tienen una relación directa, el fabricante Xiaomi ha comunicado que el final del soporte para estos smartphones está llegando y ha marcado en el calendario el día 24 de abril como la muerte de estos móviles. Lo que quiere decir que no tendrán más actualizaciones del sistema, ni de la capa de personalización en el caso de los Redmi.

El final de las actualizaciones «esperado»

Cada marca de móviles ofrece su propio soporte que está destinado a ofrecer al menos dos años de actualizaciones del sistema y de parches de seguridad, aunque entre las marcas que más actualizaciones frecen no está Xiaomi y tampoco al submarca Redmi. Cuando los dos años se cumplen para estos modelos, llega su final aunque en el caso del Mi A3 se adelanta un poco.

Este smartphone con Android One que tantos problemas ha dado con sus actualizaciones fue presentado en el mes de julio de 2019, por lo que se queda a las puertas de Android 12 y sin esta actualización. El final de su soporte se produce en China, a través del modelo equivalente Xiaomi CC9e, lo que quiere decir que si el desarrollo se interrumpe allí, tampoco lo tendrá en España.

En el caso de los Redmi Note 7, fueron presentados en enero de 2019 y por lo tanto superan en unos meses las expectativas y al menos sabemos que tendrán acceso a MIUI 12.5. Sin embargo no habrá MIUI 13 ni tampoco Android 12 para unos smartphones  que han sabido aguantar ante la gran competencia que Xiaomi ha ido lanzando posteriormente.

¿Qué alternativas nos quedan?

En caso de tener en nuestro poder uno de estos modelos que llegan al final de su protección, solo nos quedará optar por las ROMs cocinadas, las cuales nos permiten seguir disfrutando de las últimas versiones aunque nuestro móvil no las reciba de forma oficial. Para hacer esto hay que tener en cuenta que tenemos que rootear el móvil y perder la garantía del fabricante, aunque probablemente si compramos el móvil a principio al ser lanzado, ya no tengamos tampoco garantía.

Trasera del Redmi note 7

Para los que quieren cambiar de móvil, es un buen momento para pensar alternativas y dejar este smartphone como secundario para darle una segunda vida al móvil con las muchas opciones que hay. Podremos usar el Redmi Note 7 o el Mi A3 como cámara de vigilancia, dedicado a juegos o consumo de multimedia, así como todo lo que se nos ocurra para que nuestro nuevo móvil no tenga que cargar con todo el peso desde el principio y así hacer que nos dure más.

Fuente > ITHome

¡Sé el primero en comentar!