¿No quiere Huawei los procesadores 4G de Qualcomm?

Huawei

Huawei sigue pasando el trago debido a veto de los Estados Unidos. Además de tener prohibido instalar los Servicios de Google en sus dispositivos, la compañía china tiene problemas para poder seguir implantando procesadores de gama alta en sus dispositivos. La serie Kirin parece haber terminado, y las opciones alternativas como usar chips de Qualcomm, no parecen ser viables para una firma que pretende estar a la vanguardia en la tecnología 5G de consumo.

Los problemas que atraviesa Huawei en occidente están siendo aprovechados por otras marcas, que ya vislumbran un trozo de pastel demasiado jugoso. Además, hay que sumar la llegada de otros actores de peso, como el reciente aterrizaje de Vivo en nuestro país. Mientras tanto, Huawei lucha por encontrar opciones que le permitan mantener viva su división de consumo, al menos en occidente. Los informes que llegan desde China y recogidos por GizChina, indican que Huawei podría no estar interesada en los chips de Qualcomm.

Licencia sí, pero no como quiere Huawei

Si rebobinamos la cinta, recordaremos que Qualcomm ha obtenido una licencia para poder suministrar procesadores a Huawei, pero con la condición de que sean procesadores 4G. Según detalla la fuente, Zhang Pingan, el presidente de los servicios en la nube de Huawei para empresas, ha afirmado que la firma está barajando otras opciones y que Qualcomm no es la primera de la lista.

Snapdragon

Este no sería un inconveniente a corto plazo, ya que los móviles 4G seguirán contiendo durante bastante tiempo con los chips 5G. No obstante, ya comenzamos a ver terminales 5G en la gama media y es cuestión de tiempo que aterricen en la gama de entrada. Esto, volvería a posicionar a Huawei en clara desventaja. La gran duda es saber si los P50 previstos para comienzos de año, contarán con el Kirin 9000, aunque Huawei ya declaró que muy posiblemente, los Mate 40 hayan sido los últimos smartphones de la casa con Kirin.

¿Cuál es el plan B de Huawei?

El problema es que Qualcomm, MediaTek y la propia HiSilicon, responsable de los Kirin de Huawei, encomienda la fabricación de los chips a TSMC, empresa taiwanesa que usa tecnología estadounidense, y esa ahí donde se frena en seco los planes de Huawei de contar a corto plazo con el funcionamiento de procesadores 5G de gama alta. El plan B de Huawei de contar con HarmonyOS o cualquier otra alternativa de software para salvar el veto de Google, no tiene parangón con lo que supone montar de cero una factoría propia de procesadores insignia, y eso es algo con lo que Huawei no contaba.

potencia inteligencia procesador kirin huawei

Sin embargo, según el Financial Times, Huawei planea construir una fábrica de chips en Shangai, que no utilice tecnología estadounidense. Según la fuente, se espera que la planta de fabricación comience a fabricar chips de 45 nm de gama baja. Huawei tiene recursos de sobra para esta y otras empresas, por muy grandes que sean, pero es el tiempo el que corre en contra de la firma china.

Escrito por David Girao

Fuente > GizChina