Evita gastar tus datos al ver vídeos de YouTube en Android y iOS

Android

En YouTube podemos encontrar prácticamente el vídeo que queramos, en cualquier momento y en cualquier lugar, simplemente disponiendo de una conexión a Internet. Esto puede ser muy útil ya que nos va a permitir tener siempre a nuestro alcance la inmensa base de datos de vídeos de la compañía, sin embargo, si no tenemos cuidado, ver muchos vídeos conectados a las redes móviles 3G y 4G pueden hacer que los datos disponibles de nuestra tarifa desaparezcan sin darnos cuenta.

El streaming de vídeo es una de las actividades que más datos consumen. Además, cuanto mayor sea la calidad de los mismos, más datos se consumirán por cada segundo de vídeo reproducido. Esto se aplica a todas las plataformas de reproducción de vídeo en streaming, tanto a YouTube, la red social estrella de Google, como a Netflix, HBO y cualquier otra aplicación similar.

Si tenemos tarifas de datos con mucha capacidad (o ilimitadas) podemos utilizar estas aplicaciones, en un principio, sin problemas. Sin embargo, si tenemos una tarifa con uno o dos gigas de datos, es muy fácil agotar nuestro bono en muy poco tiempo, incluso sin darnos cuenta.

Para evitar quedarnos sin datos viendo YouTube, o, al menos, reducir el consumo de datos de la plataforma, en el siguiente artículo os vamos a explicar cómo podemos ahorrar datos al ver vídeos de YouTube en nuestro móvil, tanto si es Android como si es iOS.

Descargar vídeos de YouTube puede ser una opción para evitar quedarnos sin datos

Lo mejor para evitar quedarnos sin datos es ver los vídeos de YouTube desde una red Wi-Fi, sin embargo, esto no siempre es posible. Por ello, en caso de tener que disponer de un vídeo sí o sí para poder verlo en cualquier momento, lo ideal, aunque no bien visto por Google, es descargarlo y guardarlo en la memoria interna del dispositivo para que, cuando queramos verlo, no tengamos que gastar datos.

En el siguiente enlace os explicamos cómo podemos descargar los vídeos de YouTube que necesitemos para poder verlos en cualquier momento y en cualquier lugar sin depender de una conexión a Internet y sin gastar datos de nuestra tarifa.

Si, por ejemplo, queremos ahorrar datos al ver vídeos desde otras aplicaciones, como Netflix, el proceso es el mismo, reducir al mínimo la calidad del streaming para consumir la menor cantidad de datos posible. También podemos optar por descargar el contenido para verlo sin conexión, algo que, por ejemplo, esta plataforma de películas y series nos pone más fácil.

¿Alguna vez te has quedado sin datos por ver demasiados vídeos de YouTube?

Escrito por Rubén Velasco