Galaxy S8 VS Galaxy S7: comparativa de rendimiento en Benchmark

Samsung

Esta misma mañana trascendía una filtración en la que se dejaba ver la diferencia de rendimiento entre las dos versiones de Samsung Galaxy S8 con procesador Exynos 8895 y Snapdragon 835. Los resultados, vistos en Benchmark, dejan ver una pequeña diferencia a favor del SoC de Samsung. Sin embargo, ¿cuál es la diferencia de rendimiento entre el Samsung Galaxy S8 en su versión internacional y el actual Samsung Galaxy S7?

Tras muchos rumores, hace meses se confirmaba que el Samsung Galaxy S8 incluiría en exclusiva el todopoderoso procesador Qualcomm Snapdragon 835. Sin embargo, del mismo modo que ya hicieran los surcoreanos en anteriores generaciones de la serie Galaxy S, el nuevo modelo S8 contará en su versión internacional con su propio SoC, el presentado Samsung Exynos 8895.

Samsung Galaxy S8 visto en Benchmark

Un procesador que, tal y como ya anunciamos el mismo día de su presentación oficial, determinaba que el rendimiento del mismo supondría un aumento del 27% respecto al desempeño del Samsung Exynos 8890, chip que da vida actualmente al Samsung Galaxy S7. Unas cifras oficiales teóricas. Sin embargo, ¿cómo se desenvuelve realmente el procesador del Samsung Galaxy S8 en el día a día? Esa es una respuesta que podremos responder con precisión cuando el modelo haya visto la luz. Comparativa de rendimiento Galaxy S8 VS Galaxy S7No obstante, la filtración producida en el día de hoy dejaba ver unos cuántos datos a este respecto en la plataforma de rendimiento de Benchmark. Allí el equipo fue registrado con su procesador Exynos 8895 con puntuaciones de 1978 puntos en tareas de un solo núcleo y 6375 puntos en multihilo. Estos datos nos permiten contrastar esta puntuación con la que puede lograr actualmente el Samsung Galaxy S7 en BenchMark. Los mismos son 1913 puntos con un solo núcleo y 5775 puntos en multinúcleo.

Galaxy S8 VS Galaxy S7

Si bien no es una prueba lo suficientemente precisa para valorar correctamente el rendimiento de un procesador dado que el Galaxy S8 visto en el test, entre otros factores, puede corresponderse con una unidad de pruebas -en la mayoría de ocasiones con software en Beta- sí supone un adelanto hasta la llegada de pruebas más concluyentes. Así pues, si contrastamos los resultados, podemos ver cómo las estadísticas de rendimiento tanto del Samsung Galaxy S7 como del Samsung Galaxy S8 están separadas por una diferencia del 11% del rendimiento.

A priori, no parece una diferencia tan notoria sobre el terreno, aunque hemos de considerar que se trata de un solo test, muy concreto, y habrá que esperar no solo a repetir la misma prueba y comparativa de ambos modelos en Benchmark una vez sea presentado oficialmente el Galaxy S8, sino que será igualmente necesario que pasen por los principales test de rendimiento para contar con una comparativa de procesadores más completa.

Escrito por Víctor Rodríguez