Nokia compra Alcatel Lucent para dominar el despliegue del 5G

Operadores

Quizás pase desapercibido o este movimiento pueda parecer que nos afecta poco, pero la compra de Alcatel Lucent por parte de Nokia es una de las operaciones con más calado en el mercado de los últimos tiempos. La razón no es otra que en este segmento, que al final es el encargado del despliegue de las redes 3G y sobre todo 4G, había cuatro nombres propios – Ericsson, Alcatel-Lucent, Huawei y Nokia-Siemens –  que ahora se reducen a tres.

La Nokia que se quedaba en Finlandia tras la venta de su división de móviles a Microsoft era dada por muerta por muchos. Sin embargo, nada más lejos de la realidad. Ya desde el principio se afirmó que se centraban en dos negocios principalmente, el de las telecomunicaciones y los mapas con HERE. Mientras estos últimos ya han llegado a iOS y Android, y suenan vientos de que podría ser un momento dulce para también deshacerse de esta división, volvían al mercado de productos de consumo “alquilando” su marca a Foxconn para lanzar la espectacular tablet Nokia N1 – cuya prueba en vídeo en el MWC 2015 podéis ver aquí -.

Ahora han hecho el gran movimiento que se estaba esperando, la compra de otro nombre propio de las telecomunicaciones como es Alcatel-Lucent por unos 15.600 millones de euros. No estamos hablando que los teléfonos Alcatel sean ahora propiedad de Nokia, de nuevo, ya que Alcatel Mobile está en mano de TLC y no de Alcatel-Lucent. Es algo diferente, se trata de la parte de la empresa destinada a la creación de hardware y software para telecomunicaciones, es decir, antenas y las aplicaciones para gestionar todo el tráfico de redes.

El acuerdo tiene el beneplácito de los consejos directivos de las empresas a la espera de lo que digan las autoridades. El pago se realizará en forma de canje de acciones por las que los accionistas de Alcatel-Lucent recibirán 0,55 acciones de Nokia, lo que hará que pasen a tomar control del 33,5% de la empresa finlandesa mientras que los de Nokia alcanzarán un control del 66% de Alcatel.

Con este movimiento Nokia se planta de lleno ante Huawei y Ericsson pero no para competir ya en el actual mercado del 4G, su visión está puesta en 2020 y en los desarrollos 5G. Y es que para esta fecha está previsto que se empiecen a ver los primeros despliegues comerciales de esta tecnología que supondrá un nuevo negocio, y muy lucrativo, para todas estas empresas.

Fuente: The Next Web

Escrito por David G. Bolaños (@d_gomez_b)