¿Es interesante que LG, Samsung y Huawei cuenten con su propio procesador?

LG

Poco a poco, los fabricantes están tomando el camino que los separa de Qualcomm y de contar todos con el mismo procesador. Bien es cierto que las fichas técnicas de los terminales empezaban a ser muchas de ellas clónicas, ofreciendo en todas ellas características parecidas ya que partían muchas de utilizar el mismo SoC. Sin embargo, primero Samsung con sus Exynos, luego Huawei con los HiSilicon y ahora, según las informaciones que llegan de Corea, también LG quiere para sus terminales sus propios procesadores.

Empezando por la información que llega desde Asia, LG parece que también quiere tener protagonismo en el mundo de los procesadores y si bien no es algo que veamos en el LG G4, el LG G5, al menos, contaría con una versión con su propio procesador de cara a 2016. Según parece, estaríamos hablando de un chip con cores Cortex-A72 y A53 en una configuración octa-core con tecnología big.LITTLE y, se espera, que también integre la nueva GPU Mali-T880.

Lo cierto es que en esta pelea, el único que sale perjudicado es Qualcomm. El usuario, al fin y al cabo, contará con procesadores de más o menor potencia, diferente rendimiento y optimización, pero eso no supondrá problema alguno porque, al fin y al cabo, la mayoría están creados con tecnología ARM por lo que, en cuestiones de compatibilidad, y que nos perdonen los más técnicos por tan somera explicación, estaremos cubiertos y no nos encontraremos con problemas como los que tuvo MediaTek para la actualización de ciertas versiones de Android.

Los grandes fabricantes quieren diferenciarse de los demás

Sin embargo, volvemos a Qualcomm que en los últimos tiempos parece que los fabricantes están retirándose cada uno a su trinchera para ofrecer una experiencia personalizada con sus productos. Huawei lleva desde 2014 mostrando que sus HiSillicon podían mirar de tú a tú a los Snapdragon, lo que además les permitía rebajar, y mucho, el coste de los productos.

Samsung, por su parte, ha esperado hasta 2015 para dar el salto definitivo. Amparándose en los problemas de calentamiento del Snapdragon 810, que han sido negados hasta la saciedad por Qualcomm, se ha propuesto hacer el “samsung más samsung” con el Galaxy S6 como ya hemos comentado.

lg nuclun

LG ya hizo su primer intento con los procesadores Nuclun

El último en discordia, LG, es el que ha aguantado al lado de Qualcomm dado que ya había anunciado que el Snapdragon 810 estaría presente en el LG G Flex 2 y parece que, aunque puede que haga la misma jugada que Samsung, lanzar dos modelos con diferente procesador, puede también buscar la diferenciación para desmarcarse de sus rivales. Aún así, no es el primer paso que da LG en este sentido, ya en 2014 presentaba el LG G3 Screen, el pasado mes de octubre, donde podíamos ver ya el primer SoC Nuclun, sobre el que se construiría este nuevo procesador para el LG G5.

Sólo queda Sony y HTC junto a Qualcomm

Sólo quedarían dos apoyos para Qualcomm entre los grandes fabricantes, Sony, que aún no ha dado muestras de que quiera cambiar los que, hasta ahora, han sido los procesadores de sus Xperia, y HTC, que no parece que tenga ganas de variar, de momento, el chip de sus terminales, tanto de la serie One como Desire.

Escrito por David G. Bolaños (@d_gomez_b)

Continúa leyendo

Comentarios

2 comentarios
  1. Anónimo 17 Feb, 15 18:52

    es un problema grave para qualcomm, pero tampoco es el fin del mundo. aun le que ciento de empresas china que usas su procesadores

    0
  2. Anónimo 17 Feb, 15 23:24

    Y que Motorola no cuenta en la lista de clientes de Qualcomm? Últimamente vende mas que sony y htc

    0