¿Cómo queda un Samsung Galaxy Alpha tras caer desde un séptimo piso? Te mostramos las imágenes

Escrito por Víctor Rodríguez
Samsung

No ha sido producto de una prueba de resistencia premeditada. Podemos catalogar el suceso como un hecho fortuito al que todos y cada uno de nosotros estamos expuestos en el día a día. De un modo u otro, hemos podido comprobar en qué medida se ve afectado un Samsung Galaxy Alpha al caer de un séptimo piso, desde una altura aproximada de unos 25 metros. Os mostramos los desperfectos causados por el impacto a través de la siguiente galería de imágenes.

La batería no es el único punto débil de los smartphones. La fragilidad de la pantalla frente a impactos contra el suelo se ha convertido en uno de los principales temores de los usuarios ya que es una amenaza constante. Este punto está íntimamente relacionado no solo con el diseño de la carcasa, sino que los materiales utilizados influyen notablemente en la resistencia del conjunto.Imagen frontal del Samsung Galaxy Alpha

La virtud está en el término medio

Durante los últimos años se ha generado un intenso debate a este respecto ya que gran parte de las marcas optan por distintos tipos de materiales plásticos (el más usado es el policarbonato), pero de forma paralela ha surgido la “moda” de materiales premium, los metales como el aluminio. ¿Cuál de las dos opciones es la más recomendable para garantizar la más alta resistencia del smartphone frente a golpes y caídas? Samsung acabó con toda polémica al aprovechar las virtudes de ambos materiales y desarrollar  el ya conocido Samsung Galaxy Alpha. Estructura y marco de aluminio para ofrecer un acabado premium de verdad y carcasa parcialmente fabricada con plásticos flexibles y livianos que absorben bien la fuerza de los impactos. El resultado es un smartphone rígido, resistente, agradable a la vista y ligero, muy ligero, tanto como denotan sus 115 gramos. Una combinación con la que la marca parece haber acertado de lleno por su aceptación en el mercado….y su resistencia.

La escena: más de 25 metros en caída libre

Tal y como avanzábamos al inicio, tenemos oportunidad de relatar un accidente en toda regla con el mentado Samsung Galaxy Alpha. Tras abandonar una reunión y acceder al ascensor de una séptima planta, el móvil ha terminado cayendo por uno de los resquicios entre la pared y el suelo del mismo. Por el tipo de edificio y hueco en el que va encajado el ascensor, el Galaxy Alpha ha recibido diferentes golpes en su caída antes de acabar en el foso. Tanto es así que la tapa trasera de la carcasa y la batería han aterrizado en el cuarto piso y el resto de lo que quedaba del smartphone en la parte baja.

Los desperfectos

Tal y como podéis ver en las fotos, la batería aparece con una marca del impacto. La tapa trasera, como era de esperar, indemne. Lo que más nos preocupaba era el cuerpo del Samsung Galaxy Alpha. Al acceder al foso nos encontramos el equipo con la pantalla hacia abajo. Típica estampa y típico pensamiento: “la pantalla hecha añicos seguro….” Nuestra sorpresa ha sido mayúscula cuando comprobamos que el display estaba intacto. Lo único que hay que destacar como daños materiales son las muescas en varios puntos del perfil metálico que os mostramos en las fotografías.

¿Suerte? ¿Resistencia del conjunto? Un compendio de ambos donde la ligereza del conjunto también ha sido un factor fundamental, aunque desde luego queda demostrado que Samsung esta vez sí ha fabricado un smartphone premium bonito y además “duro de roer”.