Las zonas más peligrosas de una casa para estrenar tu nuevo iPhone 5

Escrito por David G. Bolaños (@d_gomez_b)
Apple

Squaretrade, una compañía aseguradora de dispositivos electrónico, ha elaborado una curiosa estadística de los accidentes más habituales y las zonas de las casas donde los iPhone tienen más peligro de sufrir un accidente.

Quizás el nuevo iPhone 5 y su unibody de aluminio sea algo más resistente, pero es indudable que la delicadeza de las grandes pantallas de smartphones, tablets y, en especial, de algunos terminales como el iPhone 4/4S, son  uno de los principales temores de sus usuarios.

SquareTrade ha hecho uno de esos estudios curiosos, y a la par bastante inútil, en el que han estudiado qué zonas de la casa son las más peligrosas para los dispositivos táctiles de Apple confeccionando también una vistosa infografía.

Peligros para iPhone y cualquier otro dispositivo electrónico

Evidentemente, no hace falta que nadie lo comente, los peligros que se mencionan no sólo amenazan los terminales con manzana, cualquiera es susceptible de  sufrir uno de los accidentes que se mencionan. También habría que mencionar que el negocio de SquareTrade es ofrecer pólizas que cubran los posibles incidentes de los dispositivos tecnológicos.

El 51% de los accidentes de un iPhone se producen en el hogar

Según la información que ofrece la compañía aseguradora, el 51% de los accidentes que sufren los iPhone es dentro del hogar. Puede que también pasemos la mitad del tiempo de nuestra vida ahí y la probabilidad juegue un papel más importante que la peligrosidad. Dentro del hogar, el lugar más peligroso para un smartphone es la cocina, en la que se producen el 21% de los accidentes y donde menos se registran en los dormitorios (8%).

La taza del inodoro, la bestia negra de los iPhone

Por otra parte, el incidente más común por el que los smartphones y tablets acaban inutilizados no tiene que ver con su pantalla. Cerca del 9% del total de los incidentes que acaban con un iPhone inutilizado tienen que ver con su caída a la taza del inodoro. Le sigue, como incidente más común con un 6%, el olvidarnos el teléfono en el techo del coche y arrancar, con tremenda caída del teléfono de por medio. Finalmente, en el 5% de las ocasiones, el olvido del teléfono en un bolsillo que acaba en la lavadora está en tercer lugar.

Los más torpes, los propios dueños

Como detalle, SquareTrade indica que los más manazas son los propios dueños de los terminales, causantes directos del 69% de los accidentes. Lo que ya no comenta es si es por torpeza o poca habilidad.

Agua, ese enemigo silencioso

Finalmente, esta curiosa estadística acaba con la clasificación de los líquidos que más comúnmente acaban encima de los iPhone. En primer lugar, con un 43% estaría el agua, seguido de bebidas gaseosas, cerveza y, en cuarta posición, café o té.

Una excusa para charlar con los amigos ¿a ti también te ha pasado?

Sin entrar en lo científico de los datos, ya que es probable que salgan de las propias estadísticas que tiene la compañía entre sus asegurados, ya que estamos en fin de semana y el tema da para reir un poco, comentadnos ¿cual es el accidente más curioso o, directamente, lamentable que os ha ocurrido?