iPhone 4. Lo mejor y lo peor

Después del atracón mediático que nos dimos ayer con el iPhone 4 y sumidos en la resaca informática vamos a analizar un poco más a fondo qué ofrece y qué puede aportar el mercado el nuevo producto de Apple. Veamos lo mejor y lo peor del iPhone 4.

Es evidente que además del ruido informativo propio de un lanzamiento de Apple, el nuevo iPhone tiene algo en lo que sí merece la pena pararnos a observar que no es otra cosa que la pantalla de Retina con tecnología IPS, una de las mayores sorpresas de la presentación.

Pantalla. Insuperable

Es indudable que este nueva pantalla aporta una manera diferente de mostrar la información, siendo una clara alternativa a las Super AMOLED de Samsung que eran por el momento lo más en la materia. Ahora bien hasta que no tengamos el iPhone en las manos no podemos olvidar que las Super AMOLED se ven como ningunas a la luz del sol, así que veremos si la pantalla del iPhone 4 llega a ese nivel. Donde parece que la pantalla del iPhone 4 no tiene rivales es en la calidad gráfica, sus 326 píxeles son mucho decir y sin duda que va a obligar al resto de fabricantes a mejorar la calidad de sus displays de manera inmediata.

Consumo de batería

El punto final de la nueva pantalla del iPhone 4 es el consumo de batería. La firma se ha lanzado al ruedo informativo diciendo que el iPhone consumo es hasta un 40% mejor que los modelos anteriores, pero eso hay que demostrarlo. Hasta el día de hoy las pantallas con mucho brillo, incluidas las AMOLED, como no optes por regular un poco el brillo, generan un alto consumo de batería. Por lo que habrá que ver si esa pantalla de gran tamaño y brillo exacerbado no afecta a la batería del iPhone como nos esperamos. Batería de la que como paso con los modelos anteriores no hemos podido saber el tamaño de la misma.

Diseño. Un paso adelante

Es innegable que el diseño es el mismo que descubrieron los de Gizmodo. Digan lo que digan desde Apple ese iPhone 4G era el verdadero móvil que la firma al final ha lanzado al mercado. Sea como fuere, el ahora llamado iPhone 4, es muy continuista en diseño, que no por ello menos bello que los anteriores. Además, la firma a base de un cristal muy elaborado, tratamientos antideslizantes y buenos materiales ha logrado un aspecto imponente. Por si fuera poco es muy delgado y eso le hace todavía más atractivo. ¿Es más bonito que sus precedesores? Sinceramente es demasiado pronto para saberlo. Su imagen es para nuestras retinas, nunca mejor dicho, más fresca y reciente. Es cierto que perder esas formas redondas de los ya primeros iPhone le hace alejarse un poco del diseño pata negra del iPhone. No obstante nuestro veredicto es claro, estamos ante uno de los terminales más bellos del momento.

iphone 4 lo mejor y lo peor 2

Cámara. Eterno debate

El tema de la cámara una vez más hay que decir que Apple se ha quedado más que corto. Cinco megapíxeles son muy pocos para lo que hay en el mercado. Es cierto que para los usuarios del iPhone 3GS será una importante mejora, a lo que hay que unir el Flash Led, pero siendo serios, el iPhone 4 debería llevar al menos una cámara de ocho megapíxeles. Sabemos que los fans de Aplle, repetimos, entre los que nos encontramos verán con buenos ojos esa mejora. También sabemos que la calidad de la fotos de los iPhone siempre han estado entre las mejores, pero dudamos mucho que puedan superar a los doce megapíxeles que ofrece Nokia con su lente Carl Zeiss o Sony Ericsson con sus lentes de origen CyberShoot.

Vídeo. Qué más se puede pedir

Grabar y reproducir vídeo en Alta Definición es lo más a los que podemos optar dentro de un teléfono móvil y aquí si que Apple ha cumplido como el que más. Con lo amantes del tema multimedia que son los usuarios del iPhone van a disfrutar como poco de esta prestación. Bien por Apple. Una prestación que va a dar a alas al iPhone 4 como generador de contenidos.

Procesador. Veloz, muy veloz

En el tema del procesador la firma ha dado en la diana, el Apple A4 no solo es veloz, sino que está más que probado en el iPad y además por velocidad, con su gigahierzio, se coloca entre los mejores de la especialidad. Una garantía de calidad y velocidad para un móvil al que más ningún otro, sus usuarios le van a pedir alto rendimiento a cualquier hora del día.

Sistema operativo. Dos pasos adelante

iOS4 es el nuevo entorno en el que nos moveremos cuando tengamos el iPhone 4. De aspecto similar a las versiones anteriores y tremendamente continuista en su diseño ofrece al fin la multitarea. Los más detractores de la firma dirán que ya es hora de tener algo tan extendido en el iPhone. Nosotros aquí solo podemos dar la bienvenida a esta nueva función del sistema operativo. Más de los mismo con el tema de las carpetas. Es cierto que Symbian Series 60 lleva años ofreciendo esta posibilidad, como otros sistemas operativos, por lo que Apple llega tarde. Ahora bien, ya que lo tenemos no somos nosotros los que nos vamos a quejar.

Música. Diez sobre diez

Qué decir del iPhone 4 sobre sus posibilidades como reproductor musical. Su ADN se gestó en los reproductores de música de la firma por lo que está todo dicho. Una memoria de hasta 32 GB, eso sí sin posibilidad de insertar tarjetas de memoria, y todo el potencial de iTunes detrás de él le hacen ser insuperable en este apartado. Sin duda que un apartado en el que pocos modelos podrán hacerle sombra.

Internet. Bien pero sin Flash…

La navegación en el iPhone 4 a poco que mejore o incluso iguale lo que ofrecen sus hermanos pequeños será excelente. Además en esta versión se añade la posibilidad de realizar bñusquedas en Yahoo y Bing. Lo que seguimos sin entender es la ausencia de Flash. La firma sigue empecinada en HTML5 que está muy bien pero hasta que salga sus seguidores seguirán sufriendo cuando naveguen por la Red. Quizá la única pega que le podemos poner al iPhone 4 en este apartado, el de la navegación en el que ya se licenció con sobresaliente en su primera versión de iPhone.