¿La pantalla del móvil se ha roto? Aún puedes usarlo

Uno de los problemas con los que nos podemos encontrar en los teléfonos ocurre cuando por una caída o un mal golpe la pantalla del móvil se rompe, ante este problema hay muchas soluciones, pero antes de repararlo o comprar uno nuevo, intentaremos rescatar los archivos y utilizarlo. Es posible que el display siga funcionando aunque apenas podamos verla.

Antes de ponernos nerviosos o buscar soluciones rápidas, tenemos que asegurarnos de que el dispositivo sigue funcionando y solo la pantalla ha dejado de funcionar. Si tenemos indicios, aunque no veamos la pantalla, de que sigue encendido, hay una serie de cosas que aún podemos hacer para nuestra tranquilidad.

¿Qué es lo que no funciona?

Cuando un móvil no se enciende podemos pensar que está muerto del todo, pero la realidad es que únicamente el panel ha dejado de emitir imagen. Esto no significa que el smartphone no funciones y la mejor forma de comprobarlo es llamar a nuestro propio número de teléfono. Para ello antes deberemos subir el volumen al máximo pulsando los botones laterales de siempre.

galaxy s20 y dedo tocando pantalla

Una vez que lo hemos hecho, tan solamente debemos llamar a nuestro número con el teléfono de un amigo o familiar y esperar a que suene o vibre. Si esto es así, queda claro que lo que falla es la pantalla y, por lo tanto, tenemos mucho por hacer para continuar con el uso del smartphone. Lo mismo debemos hacer cuando esta se puede ver perr no detecta los dedos, pero también cuando el panel se ve solo en ocasiones o una parte del mismo.

Actúa dependiendo de la pantalla

Según la situación en la que te encuentres, tendrás que recurrir a una de las siguientes soluciones que te vamos a ofrecer. Según la situación tendremos que comprar una serie de extras, hacer unos trucos o probar suerte de diferente manera. Si no sabemos muy bien por cuál decantarnos, habrá que probar todas ellas, confiando en que alguna termine siendo la solución que necesitas. Puede parecer imposible que sin ser unos expertos seamos capaces de usar la pantalla de un móvil roto, pero con algo de maña y siguiendo estas indicaciones, lo conseguiremos.

Usa el ratón

Esta es probablemente una de las mejores situaciones ante las que nos podemos encontrar, porque las soluciones son muy sencillas, rápidas y efectivas en cualquier modelo o marca. Se recomienda utilizar este método cuando el panel nos permite ver todo lo que está ocurriendo, pero sin embargo no detecta nuestros dedos por muy fuerte que apretemos la pantalla. El sistema táctil, por lo tanto, es el que ha dejado de funcionar. Una causa que puede venir precedida de un chapuzón en el agua o en otros líquidos, aunque también con golpes accidentales.

Únicamente tendremos que conectar la entrada USB al teléfono de un ratón. Con un conector que vaya desde Micro USB, Tipo C o Lightning a OTG vamos a poder conseguir conectar tanto un ratón como un teclado, para conseguir hacer en nuestro móvil todo lo que deseamos incluso sin que funcione la capacidad táctil. En caso de no contar con el adaptador OTG, podemos comprarlo en Amazon, un producto que suele ser muy barato, pero de gran ayuda en emergencias.

cable otg

Posteriormente, solo tendremos que seguir las siguientes instrucciones y en cuestión de segundos estaremos navegando por el móvil con ayuda del ratón. Esto nos puede resultar muy útil para hacer una copia de seguridad, enviarnos los archivos necesarios o diferentes procesos para poner a salvo todo lo que tenemos en él antes de llevarlo a arreglar o comprar uno nuevo.

  1. Conecta el OTG a la entrada del terminal.
  2. Enchufa el ratón con cable a la toma OTG.

Duplica la pantalla

Cuando la pantalla de nuestro móvil no se ve, pero al menos este sigue encendido porque suenan las llamadas, nos queda la opción de intentar ver la imagen en el ordenador o en el televisor.

En primer lugar, probaremos con un cable conectado al HDMI del ordenador, con el cual no necesitamos llevar a cabo opciones en el dispositivo que no podemos usar. Tan solo necesitamos hacernos con un adaptador HDMI a USB Tipo C o la entrada que contenida nuestro smartphone. Este complemento también se puede encontrar en Amazon sin un coste elevado.

Una vez que lo tengamos solo habrá que seguir este sencillo proceso:

  1. Conectamos el adaptador al smartphone.
  2. Enchufamos el HDMI al adaptador.
  3. El otro extremo al monitor o TV.
  4. En caso de que no funcione, podremos mantener el botón de encendido pulsado unos segundos y esperamos a que encienda.

Si has utilizado aplicaciones como AirDroid anteriormente, también podemos recurrir a nuestro ordenador y confiar en que el teléfono esté conectado al WiFi previamente. Antes de rendirnos debemos agotar todas las opciones que te damos para ver la pantalla del terminal en el ordenador, sobre todo si tenemos archivos importantes guardados.

Extrae la MicroSD

En caso de que ninguna de estas opciones haya funcionado, podemos intentar sacar los archivos de otra manera. Tan solamente tenemos que utilizar el pincho para abrir la bandeja del mismo y conseguir sacar la tarjeta MicroSD, la cual nos asegura no perder ninguna foto o archivo almacenado en caso de que el smartphone deje de funcionar. Un proceso sencillo e instantáneo que no nos complica la existencia.

Conéctalo al PC

Ll problema llega para extraer el resto de archivos que no se encuentran en la MicroSD, en caso de que no veamos la pantalla. Tendremos que conectar el móvil al ordenador y confiar en que lo reconozca y además la opción de depuración USB para poder sacar todos los datos.

motorola movill conectado ordenador pc

Si al menos la el display se puede observar, podremos conectar el dispositivo a un ratón, como hemos hecho anteriormente, para completar estos pasos:

  1. Con el ratón desbloqueamos el móvil.
  2. Accedemos a los Ajustes de configuración.
  3. Ahora nos desplazamos hacia abajo hasta el menú Acerca del teléfono.
  4. Hacemos clic en Información del software.
  5. Busca el número de compilación y toca repetidamente siete veces.
  6. Vuelve a Configuración y desplázate hacia abajo hasta la parte inferior.
  7. Entre los ajustes hay ahora una opción para acceder a las opciones del desarrollador.
  8. Tan solo presiona el interruptor para activar la depuración USB.

Después de esto solamente tendremos que desconectar el ratón, enchufar el cable al ordenador e ir moviendo archivos al mismo y al menos ya estar seguros de que los datos están a salvo. Repararlo será complicado y posiblemente haga falta un Hard Reset, por lo que será mejor que los archivos no corran peligro.

Evita que vuelva a pasar

Acceder a un teléfono Android con una pantalla rota no es nada fácil como hemos podido comprobar, por lo que es una buena idea tratar de estar preparado si sucede lo peor. Lo mejor que podemos hacer es ir un paso por delante de los problemas y adelantarnos ante este tipo de situaciones. De ese modo, no perderemos ningún archivo aunque tengamos que acudir con el terminal al servicio técnico.

Copia de seguridad local

Tan solamente con ir sacando las fotos y archivos importantes de vez en cuando al ordenador, tendremos la certeza de que no las vamos a perder. Incluso podemos recurrir a alguno de los programas para ordenador que nos ofrecen esta ayuda y que nos permiten vivir más tranquilos.

En los propios smartphones Android también tenemos dentro de los ajustes un botón para generar una copia de seguridad de todas nuestras preferencias. Aunque no debemos fiarnos porque no almacenan archivos, fotos y otros elementos que son los que realmente nos importan cuando el móvil deja de permitirnos verlos.

La nube

También podemos confiar en las copias de seguridad de Google Fotos y Drive en los smartphones Android para salvaguardar todo tipo de archivos. Por otro lado, si tenemos un iPhone haremos lo propio con iCloud. Unas opciones que son muy sencillas, aunque limitadas en espacio gratuito.

¡Sé el primero en comentar!