¿Estamos a las puertas de un cambio de nombre de la gama Samsung Galaxy Note?

Escrito por Miguel Martínez
Samsung

Llevamos un tiempo haciéndonos eco de las noticias de un futurible Samsung Galaxy Note 8, hasta que hemos caído en la cuenta de que la compañía ya lanzó al mercado una Samsung Galaxy Note 8. Y decimos “una” porque nos referimos a esa tablet Samsung Galaxy Note de 8 pulgadas que era comercializada en verano de 2013, hace ahora casi 4 años.

En los últimos meses hemos asistido a una interesante estrategia de las compañías en favor de hacer más reconocibles sus productos. Samsung ha abandonado la nomenclatura Edge en sus últimos buques insignia y OnePlus, por ejemplo ha decidido llamar a su próximo terminal estrella OnePlus 5 para eliminar toda referencia al número 4 en el nombre del dispositivo ( asociado a la mala suerte en la cultura oriental).

Echa un vistazo a este diseño conceptual del Samsung Galaxy Note… ¿8?

Ahora Samsung podría verse obligada a cambiar de nombre la gama Samsung Galaxy Note, o al menos de apellido, aunque por causas bien distintas.

Ya existe una Samsung Galaxy Note 8

Como decimos al principio de este artículo, hace 4 años la firma coreana lanzaba al mercado una nueva tablet en forma de Samsung Galaxy Note 8.0, cuyas características puedes encontrar en la ficha técnica alojada en nuestra guía. Se trata de una tablet de 8 pulgadasque ejecutando Android Jelly Bean 4.1 ya contaba con el clásico S Pen de la gama Samsung Galaxy Note. El terminal presumía y presume de una CPU Exynos 4412 de cuatro núcleos que funciona a una velocidad de 1,6 Ghz así como 2 GB de RAM y 2 versiones de 16 o 32 GB de almacenamiento.

samsung galaxy note 8 tablet

Ante este panorama, Samsung tiene 2 opciones: ignorar la nomenclatura de esta tablet y haciendo coincidir en el mercado un Samsung Galaxy Note 8 y una Samsung Galaxy Note 8.0, o optar por la solución más agresiva y cambiar los apellidos de su phablet de gama alta. Esta última opción sería la más factible, puesto que además indicaría ante los usuarios un cambio de rumbo y estrategia después de los problemas que la compañía ha sufrido con el Samsung Galaxy Note 7 retirado del mercado y que ahora está a punto de regresar en versión refurbished.

¿Siguiendo el camino de los Google Pixel?

Tampoco sería la primera compañía en enfrentarse a cuestiones de esta índole, pues sin ir más lejos el pasado año Google se encontró en la misma tesitura. Tras lanzar al mercado el Google Nexus 6 y el Google Nexus 6 P, el gigante de Internet tuvo que cambiar de nombre su marca de teléfonos ante la posibilidad de coincidir con una de sus tablets más famosas, la Nexus 7.

De ahí nacieron los Google Pixel y, el resto, ya es historia…