Mejora la rentabilidad de los Sony Xperia pero las ventas no acompañan en 2016

Android

Seguimos con la ronda de resultados para los tres primeros meses del año y parece que en algunas marcas las noticias siguen siendo tan malas, o peores, que las de años pasados. En concreto para Sony, los Xperia están suponiendo cada vez un lastre mayor para unos resultados  donde sólo brilla con luz propia su negocio de videojuegos con la PlayStation.

Sony acaba de presentar sus resultados trimestrales y, de nuevo, el farolillo rojo de la compañía son los smartphones Xperia cuyas ventas siguen cayendo, a pesar de que el fabricante japonés quiso calmar hace tiempo los ánimos diciendo que se estaban centrando más en mejorar el beneficio por unidad que las ventas totales.

Cada vez mejor resultado operativo pero los Xperia siguen en pérdidas

Sea como fuere, la realidad que muestran las cifras es que por mucho rendimiento que se le saque a los terminales, si estos no se venden, el negocio es poco o nada atractivo. En ese sentido, Sony marca en números rojos una pérdida de 61.400 millones de yenes, lo que son unos 544 millones de dólares, para su división de telefonía móvil. Esto es una cifra que supone un 57,4% más de lo que la empresa había previsto hace un año.

El beneficio de la compañía por la venta de sus teléfonos en 2015, ya que este trimestre marca el final del año fiscal para Sony, han caído un 37,9% pese a que, rompiendo una lanza por su estrategia de enfocarse en la rentabilidad, las pérdidas operativas se han reducido en lo que va 2016, lo que es un buen dato, pero no se atisba cómo van a volver a contar con un negocio rentable en este sentido.

Smartphones Sony Xperia

PlayStation, la joya de la corona

En contraste está el 84,3% de crecimiento de Sony en ingreso operativo por su negocio de PlayStation. En el último trimestre han acumulado un 11,8% de mejora en las ventas de sus videoconsolas y los juegos propios de la compañía y se espera que con la llegada de las PlayStation VR, las gafas de realidad virtual, estas cifras no hagan sino aumentar en lo que queda de 2016 así como con la rumoreada PS4 mejorada que se espera en un futuro próximo.

Sony pierde pie como proveedor de componentes para la cámara

El resto de los negocios tiene suerte dispar, el negocio de Smart TV sigue bajando con una contracción del 6,4% pero con mejoras de sus beneficios operativos cifradas en 447 millones de dólares. Sus cámaras también caen un 1,7% por la contracción del mercado pero dado su enfoque a las réflex de gama alta consigue un incremento del beneficio operativo del 72,7%.

Por último, la división de dispositivos donde tiene su faceta de fabricante de sensores para las cámaras, baterías, etc. vuelve a presentar una caída importante hasta los 253 millones de dólares de pérdidas, algo que el año pasado era una división con el triple de beneficio. La culpa la tienen una mezcla de casualidades, con los terremotos en Japón que han afectado a alguna de sus fábricas y la pérdida de clientes clave en el terreno de las cámaras, que antaño suplían a marcas como Apple o Samsung, y que cada vez optan más por sus propios desarrollos.

También te puede interesar…

Escrito por David G. Bolaños (@d_gomez_b)