Samsung Galaxy Tab S: primera toma de contacto en vídeo

Tablet

La presentación del nuevo Samsung Galaxy Tab S nos ponía sobre la mesa datos, muchos datos, y sobre todo la calidad de imagen que ofrece el display SuperAMOLED. Tras probar ambos modelos de 10.5 y 8.4 pulgadas os podemos ofrecer un adelanto de cómo se comporta dicha pantalla. Igualmente hemos probado la función Call Forwading a través de SideSync 3.0, o cómo atender llamadas del móvil desde la tablet.

Lejos de ser una ligera actualización de especificaciones como en anteriores generaciones, las nuevas Samsung Galaxy Tab S representan un importante cambio en la línea de tabletas de la firma. No solo apreciamos un rediseño con estética muy parecida a la de los Samsung Galaxy S5 y Galaxy Note 3. También hay cambios destacados en el hardware y en el software, algunos de los cuales os los mostramos a continuación en la siguiente toma de contacto en vídeo.Pantalla de la Samsung Galaxy Tab S

Un display que promete fuertes sensaciones

En primer lugar nos centramos en la pantalla. No es para menos puesto que la presentación de los nuevos modelos estuvieron centrados en el display. Y es que los Samsung Galaxy Tab S introducen de nuevo los paneles OLED en el segmento de las tabletas. Este cambio de tecnología ofrece colores mucho más vivos, un mayor contraste, brillo y sobre todo, una calidad de imagen sin igual. Y es que además de los parámetros anteriormente citados, hemos de sumar que la resolución se eleva hasta los 2.560 x 1.600 píxeles, tanto en la versión de 8.4 como de 10.5 pulgadas.

Lejos de lo que pudiese parecer, el siguiente vídeo nos demuestra que la pantalla SuperAMOLED de la Galaxy Tab S ofrece unos ángulos de visión que nada tienen que envidiar a otros paneles LCD con tecnología IPS. Miguel Ángel Muñoz nos muestra que la línea de visualización prácticamente queda interrumpida por el propio marco y no por el display.

El mismo efecto es aplicable al modelo de 10.5 pulgadas, donde vemos que además los colores se aprecian vívidos. En conjunto, la imagen se presenta de forma más atractiva puesto que el contraste de la pantalla es apabullante. La profundidad de las tonalidades oscuras, especialmente el color negro, hacen que la experiencia multimedia del tablet sea especialmente atractiva por el tamaño de la pantalla.

Control remoto

Además de la pantalla, hemos tenido oportunidad de probar una de las funcionalidades que más nos llamó la atención en la presentación oficial. Y es que si Apple prometía algo similar de la mano de iOS 8, Samsung ya lo ofrece en sus nuevos Samsung Galaxy Tab S. Una de estas funciones es SideSync 3.0, protocolo inalámbrico que nos permite dar forma a la herramienta Call Forwading, o lo que es lo mismo, atender las llamadas de nuestro smartphone a través de la tableta. En el vídeo adjunto podéis ver que SideSync nos permite conectar el smartphone al tablet. En este caso se aprecia la interfaz del terminal en la propia pantalla del tablet, de modo que podemos interaccionar con el smartphone.

En la prueba realizada hemos podido comprobar que están activas la práctica totalidad de las funciones de llamada, salvo el Bluetooth como es obvio. Y es que podemos conversar con la persona que nos ha llamado y al mismo tiempo acceder a todas las funciones del móvil, tal y como si estuviésemos hablando con el manos libres. En realidad esta capacidad no es más que una evolución del manos libres.

Sin embargo, no es la única capacidad de SideSync 3.0. Como podemos ver en el siguiente vídeo, el acceso remoto de la tablet al smartphone permite incluso navegar por los menús del smartphone. Hasta tal punto tenemos acceso al sistema del móvil que podemos realizar transferencias de archivos desde el display del Samsung Galaxy Tab S.

¿Qué os parece estos primeros avances de las prestaciones del Samsung Galaxy Tab S? ¿ OS atrae la experiencia visual de las nuevas pantallas OLED de las Galaxy Tab S? ¿Qué pensáis del diseño? Hemos de recordar que en este apartado destacan sobre todo por su grosor y peso, ambas de 6 milímetros y pesos que no superan los 500 gramos en el mayor de los modelos.

Podéis analizar más detalladamente las especificaciones de los Samsung Galaxy Tab S a partir de las siguientes fichas técnicas:

Ficha técnica del Samsung Galaxy Tab S 8.4

Ficha técnica del Samsung Galaxy Tab S 10.5

Escrito por Víctor Rodríguez