Samsung Galaxy SL: comparativa de pantallas Súper AMOLED, Súper Clear LCD e IPS LCD

Desde que Samsung comunicara que las pantallas Súper AMOLED darían paso a las Súper Clear LCD por no poder satisfacer la alta demanda, el debate sobre las diferencias de estos dos tipos de pantallas ha aumentado. Esta reacción ha propiciado que algunos medios se hayan lanzado arealizar comparativas in situ las virtudes y carencias de los display más utilizados actualmente: Súper AMOLED, Súper Clear LCD e IPS LCD. No te pierdas el vídeo de la prueba.

Esta semana una de las noticias más sonadas ha sido la supuesta carencia de pantallas Súper AMOLED, que habría obligado a Samsung a prescindir de dicho display en el teléfono revelación del año pasado, el Samsung Galaxy S. El descontento general ha sido la regla predominante y es lo que ha llevado a los chicos de Gsmarena a realizar una comparación de las prestaciones de las tres pantallas protagonistas, montadas en los terminales Galaxy S, Galaxy SL y LG Optimus 2X.

Lo que aportan las Súper AMOLED

El debate está servido porque es cierto que no a todo el mundo le gusta el efecto de saturación de colores de las pantallas Súper AMOLED, pero esta tecnología propietaria de Samsung tiene virtudes difícilmente asumibles por otras alternativas. Desde su salida al mercado, las pantallas Súper AMOLED han maravillado a la mayoría por unos colores vivos muy atractivos, un brillo superior y un gasto energético presumiblemente bajo respecto a los LCD convencionales. Otra característica innata es la reproducción fiel del color negro debido al propio funcionamiento de la tecnología, con la iluminación independiente de cada píxel del panel. No obstante, no todo son virtudes y es que las Súper AMOLED no se caracterizan por ofrecer una visión nítida de texto o la distorsión del blanco con colores rosáceos.

Una imagen vale más que mil palabras

Actualmente, los terminales de gama alta disponen de algo más avanzado que las convencionales LCD. En los últimos meses los fabricantes han adoptado con decisión pantallas alternativas como las Súper Clear LCD e IPS LCD. Así, la comparativa de estas pantallas con las atractivas AMOLED y Súper AMOLED ha sido inevitable. Si bien hemos comentado las virtudes y defectos de estas últimas, los display montados en el Samsung Galaxy SL y LG Optimus 2X (Súper Clear LCD e IPS LCD) también ponen de manifiesto sus características más destacadas. Las SC-LCD, al igual que las IPS LCD, tienen un buen ángulo de visión y bajo el Sol se comportan de forma notable, aunque la reproducción de negros deja que desear debido a la retroiluminación. En cuanto a los colores, el LG Optimus 2X aprueba con una puntuación aceptable, pero no pasa lo mismo con el Galaxy SL y Súper Clear LCD. Según Gsmarena, los colores se muestran un tanto pobres respecto a las otras alternativas. Como siempre se dice, es mejor una imagen que mil palabras por lo que os animamos a que visualicéis el vídeo de la prueba y comentéis qué os parece a vosotros, qué sensaciones os producen estas pantallas y por cuál os decantaríais.

Fuente