Apple sin Steve Jobs: muchas preguntas y una sola respuesta

Escrito por
Apple
0

Aunque no conocemos el estado de salud real de Steve Jobs, CEO de Apple, su historia clínica y el comunicado de ayer, nos hace pensar que la situación es grave. No somos los únicos que hemos pensado de esta manera porque las acciones de Apple cayeron ayer en la bolsa de Fráncfort un 7%, y estamos esperando a ver cómo se comporta esta mañana la bolsa estadounidense, ya que ayer fue fiesta en el país.

Los problemas de salud del CEO de Apple se remontan a finales de 2003, cuando se le diagnosticó un cáncer de páncreas, del que no supimos nada hasta un año después. De hecho, tuvo que delegar el puesto en la figura de Tim Cook. Tras su recuperación, de nuevo llegaron las alarmas a principios de 2009 por dos razones: su extrema delgadez y su ausencia en el MacWorld. Meses después supimos que su ausencia fue debida a un trasplante de hígado. Con estos antecedentes, y teniendo en cuenta que en los dos casos anteriores nos hemos enterado del verdadero estado de salud de Steve Jobs pasados los meses, no es extraño que la preocupación sea máxima dentro de la propia Apple y en el mundo de la tecnología en general.

Comunicado de 2009 y de ayer

Apple comunicó que su presidente ejecutivo, Steve Jobs, va a ausentarse por razones médicas durante un tiempo indeterminado. Aunque la noticia nos ha impactado a todos, el New York Times ha comentado que Steve Jobs “parecía cada vez más frágil”.

Para saber de la gravedad real de Steve Jobs lo mejor es comparar su carta de 2009, cuando se tomo un receso de seis meses, con la de ayer. En la primera, Jobs se dirigía a su equipo comentando que “desafortunadamente, la curiosidad sobre mi estado de salud continúa siendo una distracción no solo para mi y mi familia, sino para también para todo el mundo en Apple”. En este punto hacía hincapié en que su problema de salud era más complicado de lo que pensaba en un principio. Por tanto, Jobs decía que con la finalidad de dejar de ser “el centro de atención y centrarme en mi salud”, se tomaba una baja médica de seis meses, hasta finales de junio. Llegado a este punto, en el comunicado, Steve escribía “he pedido a Tim Cook que sea el responsable de Apple para el día a día. Sé que él y el resto del equipo ejecutivo harán un gran trabajo. Como CEO, tengo previsto seguir participando en las principales decisiones estratégicas mientras estoy fuera”. Y se despedía con un sencillo, “espero veros a todos este verano”.

Obviamente, Steve Jobs era consciente de que su estado de salud era grave, pero en sus palabras se puede ver optimismo dado que comunicaba una fecha concreta de regreso al trabajo y además, decía claramente que iba a seguir participando como CEO en las decisiones estratégicas de la empresa.

En el comunicado de ayer, las cosas han cambiado un poco. Para empezar la carta es más escueta. Y dice, “a petición mía, el consejo de administración me ha concedido un tiempo para poder concentrarme en mi salud. Continuaré como CEO y estaré involucrado en las principales decisiones estratégicas de la compañía”. En este caso, no se dice cuánto tiempo durará su ausencia.

De nuevo, Tim Cook va a ser el responsable de Apple para el día a día y Steve Jobs dice “tener plena confianza en Tim y en el resto del equipo ejecutivo que tendrá un tremendo trabajo para ejecutar los interesantes planes que tenemos para 2011”. Su despedida es mucho más cercana que en la carta anterior: “Amo a Apple y espero volver tan pronto como pueda. Mientras tanto, mi familia y yo apreciaríamos profundamente el respeto por nuestra privacidad”.

Una de las claves de este comunicado y que ha preocupado a toda la comunidad tecnológica, es el carácter abierto del mismo, es decir, el hecho de que en ningún momento se menciona una fecha de regreso. Esto no suena a que Steve Jobs pueda estar de vuelta en un corto periodo de tiempo. Es más, el duro trabajo que Jobs augura para su equipo y los interesantes planes de 2011 –la llegada del iPad 2 y del iPhone 5–, parece que quedan en manos de Tim Cook y el resto de ejecutivos de Apple. Parece indicar que Jobs podría no estar de vuelta para 2011.

Esperamos sinceramente que el tema no sea tan grave como parece y que Steve Jobs pueda superar sus problemas de salud porque, estemos de acuerdo o no con sus estrategias, lo que está claro es que es un genio de los negocios.

+ Fichas técnicas Apple

+ Foro Apple