YouTube se ha convertido en una de las plataformas/red social más visitadas en todo el mundo. El número de horas de vídeo subido a esta plataforma es cada vez mayor, y los usuarios acceden a ella tanto desde sus propios ordenadores (aunque cada vez la cuota de mercado de PC es menor) como desde dispositivos móviles, tanto Android como iOS.

Toda la plataforma YouTube está diseñada para permitirnos ver los vídeos en streaming, es decir, desde la propia aplicación a través de nuestra conexión a Internet, ya sea por Wi-Fi como por datos, 3G o 4G. Sin embargo, en ocasiones puede que nos interese descargar un vídeo para verlo sin conexión en otro momento en el que no tengamos conexión de datos, como, por ejemplo, cuando viajamos en un avión.

YouTube, por lo general, es muy reacio a permitirnos la descarga de vídeos de su plataforma con su aplicación oficial (aunque su mentalidad está cambiando) hasta el punto de que toda descarga está prohibida por los Términos del Servicio. De todas formas, esto no significa que sea imposible de hacer.

A continuación os vamos a explicar cómo podemos descargar vídeos de YouTube para verlos sin conexión cuando lo necesitemos.

Cómo descargar vídeos de YouTube desde Android

Como hemos dicho anteriormente, la mentalidad de Google está cambiando en lo referente a ver YouTube sin conexión, al menos en parte. Una muestra de ello es la creación de la aplicación (aún en fase beta) de YouTube Go, una app desarrollada por Google que nos va a permitir guardar en nuestro teléfono los vídeos de YouTube que queramos para poder reproducirlos más adelante sin conexión.

Interfaz de la app de YouTube Go

Esta aplicación aún se encuentra en fase de desarrollo, por lo que no se puede descargar desde la Play Store. Para utilizarla, debemos descargarla e instalarla manualmente como os explicamos a continuación.

Además de esta aplicación, hay otras muchas desarrolladas para permitirnos la descarga de vídeos desde YouTube fácilmente. Debemos tener cuidado al descargar este tipo de aplicaciones desde la Play Store ya que muchas están, literalmente, plagadas de publicidad, y las aplicaciones que realmente son profesionales (como los gestores de descargas) no permiten la descarga de vídeos.

Por ello, para descargar estas aplicaciones, debemos recurrir a tiendas de aplicaciones alternativas. Para esta tarea, nosotros os recomendamos YouTube Cacher, una aplicación de código abierto, gratis y sin publicidad para descargar de YouTube, o OG Youtube, una aplicación forjada en la comunidad de XDA, similar a YouTube, que nos permite, entre otras cosas, descargar el vídeo directamente.

Los compañeros de SoftZone nos recomiendan, además, otras aplicaciones para descargar vídeos de YouTube desde Android, además de las mejores aplicaciones de 2017 para descargar vídeos de YouTube en HD desde nuestro ordenador.

Por último, siempre podemos recurrir a las siguientes webs que nos permiten descargar música y vídeos de YouTube de forma sencilla desde el navegador.

Cómo descargar vídeos de YouTube desde un iPhone o iPad con iOS

iOS es un sistema operativo mucho más cerrado que Android, por lo que algunas tareas, como, por ejemplo, descargar e instalar aplicaciones que no están disponibles en la Tienda de iOS no es posible (al menos, no sin Jailbreak). Apple, además, controla mucho más que Google las aplicaciones que se publican en su tienda, por lo que es complicado que ciertas aplicaciones, consideradas como “de dudosa legalidad” se cuelen en su tienda. Difícil, pero no imposible.

Dentro de la App Store es posible encontrar algunas aplicaciones especializadas en la descarga de vídeos de Internet. Al no estar estas aplicaciones controladas por Google, no bloquean la descarga de vídeos de YouTube, tal como mandan los términos de licencia de la plataforma, por lo que es posible utilizarlas para este fin.

Una de las aplicaciones más sencilla de utilizar es Video Editor que nos ofrece, además de un editor de vídeo (como su nombre indica) un navegador y un gestor de descargas para poder descargar los vídeos que queramos desde allí. La aplicación es gratuita, aunque tiene mucha publicidad (demasiada, incluso), pero también cuenta con una versión “Pro” totalmente libre de anuncios.

Debemos tener en cuenta que el almacenamiento de iOS no funciona igual que el de Android, por lo que si utilizamos estas aplicaciones, los vídeos descargados quedarán guardados dentro de la propia aplicación, y tendremos que recurrir a ella para poder reproducirlos cuando no tengamos conexión.

Además de esta aplicación, y otras muchas similares que podemos encontrar por la App Store, también podemos recurrir a las formas clásicas mencionadas anteriormente, como, por ejemplo, descargar los vídeos desde el ordenador y copiarlos a nuestro iPhone o iPad e incluso utilizar las plataformas de descarga web para bajarlos desde nuestro navegador.