Batería colosal y 90 Hz: el Redmi 10 lo rompe por casi 100 euros

Cambiar de móvil no es tan difícil como parece. Uno puede llegar a sentirse abrumado ante el enorme abanico de posibilidades que existe, pero cuando nos paramos a pensar lo que necesitamos con base a nuestras preferencias, todo es mucho más sencillo. Sobre todo, cuando hay marcas como Xiaomi que con la subdivisión Redmi ofrece alternativas económicas y repletas de características llamativas.

La compañía asiática es la reina de los móviles baratos y así lo lleva demostrando desde casi su nacimiento. Como es de esperar, también cuenta con opciones cuyo precio es elevado, pero en su catálogo hay teléfonos muy baratos como el Redmi 10. Un dispositivo que además está en oferta y que cuesta excesivamente poco para lo que es capaz de ofrecer.

Redmi es sinónimo de barato

Cuando uno apuesta por Xiaomi sabe a la perfección que no solo puede encontrar smartphones de mucha calidad, sino también dispositivos asequibles de todo tipo. Este es el caso del aquí presente, que muestra unas cualidades idóneas en términos de calidad-precio.

Si bien es cierto que no está pensado para ejecutar las aplicaciones más exigentes, pero esto no quiere decir que no tengas el placer de jugar a las entregas más conocidas del momento. Eso sí, a una calidad gráfica algo pobre, pues este terminal no cuenta con lo necesario para disfrutar de una experiencia gaming de alto nivel.

De todos modos y teniendo en cuenta esta increíble oferta, el precio del Redmi 10 queda establecido en 129 euros frente a los 179 euros que cuesta originalmente. Una rebaja de 50 euros que convierte este teléfono en la mejor alternativa para los que no quieren gastar demasiado.

Lo justo y necesario

El Redmi 10 de la mano de Xiaomi viene acompañado de prestaciones que resultan prácticamente imposibles de encontrar por semejante precio. Prueba de ello son los 90 Hz de su pantalla que permiten presenciar una fluidez desmesurada a la hora de desplazarte a lo largo del móvil. Asimismo, incorpora un brillo máximo de 1.000 nits muy por encima de lo habitual incluso en terminales de gama media. De modo que podrás visualizar la pantalla en todo momento independientemente de las condiciones lumínicas.

Redmi 10

La potencia es proporcionada por un procesador MediaTek Helio G88 que, como ya hemos mencionado, no asegura un rendimiento excepcional al abrir aplicaciones que precisen de una alta exigencia. No obstante, no tendrás problemas de congelaciones de pantalla o ralentizaciones, pues se encuentra muy bien optimizado para garantizar al usuario una navegación placentera.

El aspecto más llamativo de este teléfono es su inmensa batería de 5.000 mAh. La autonomía del Redmi 10 promete más de un día de duración debido a que no consume energía en exceso. Esto unido a su carga rápida de 18W que deja listo el dispositivo en cuestión de una hora es toda una delicia para el usuario, que podrá seguir usando su nueva adquisición sin parar.

Redmi 10

El apartado fotográfico no está a la altura de los grandes lanzamientos y esto es una obviedad. Principalmente, porque unas lentes de calidad suponen un incremento del coste de producción verdaderamente elevado. No obstante, los sensores que incorpora este smartphone de Xiaomi ofrecen una amplia variedad de imágenes gracias a las cámaras gran angular, macro y de profundidad que incorpora, las cuales están capitaneadas por una lente principal de 50 MP. En otras palabras, tienes a tu alcance muchas posibilidades fotográficas a una calidad aceptable.

Otros aspectos que merecen la pena destacar es la aparición de tecnología NFC y un doble altavoz que muestra un sonido claro y alto para reproducir películas o series. Sin lugar a duda, por un precio de 129 euros no encontrarás nada igual y que menos que de la mano de Xiaomi con este barato Redmi 10.

En este artículo MovilZona incluye enlaces de afiliados por los que se recibe una comisión que no repercute en nada al usuario. Estas recomendaciones de compra son independientes, sin que exista un acuerdo con las marcas.

¡Sé el primero en comentar!