Motorola Moto G

Análisis a fondo del Motorola Moto G

Valoración: 4 de 10

SELLO-MOVILZONA-8Una de las cosas que han quedado claras con el Motorola Moto G, independientemente de la calidad del propio teléfono, es que el impacto que ha tenido en medios y usuarios es grande, lo que se debe a que promete algo que todos quieren: una buena experiencia de uso a un precio contenido (en este caso, de 175 euros). Por lo tanto, no es de extrañar que su llegada a España se esperare como “agua de mayo”, lo que también ha significado el regreso a nuestro país de Motorola como tal.

Y, la verdad, es que si se revisan las especificaciones de este modelo queda bastante claro que hablamos de un terminal de gama media, que no se debe pensar que es capaz de competir con los modelos más potentes del mercado (y no lo pretende, todo hay que decirlo). El caso es que con 1 GB de RAM y un procesador Snapdragon 400 de cuatro núcleos a 1,2 GHz, desde Motorola creen que han encontrado el “punto” exacto para que se pueda quedar satisfecho con su funcionamiento… y, justo esto, es lo que vamos a comprobar en este análisis.

Teléfono Motorola Moto G

Un rendimiento muy convincente

De lo primero que queremos hablar es del rendimiento que ofrece este Motorola Moto G ya que es una de las claves en las que se sustenta el supuesto “renacer” de la gama media de producto que ha supuesto su llegada al mercado. Además, con este modelo es posible que desde Google, actual propietaria de Motorola, sean capaces de hacer desaparecer el estigma de que los dispositivos Android de gama media no dan la talla.

La verdad, es que los resultados no pueden ser mejores en este apartado, ya que la experiencia de uso que obtuvimos con este modelo fue realmente buena. Todo funciona a la perfección, con transiciones fluidas en el sistema operativo (Android 4.3) y la ejecución de las aplicaciones apenas muestran retardos al ejecutarse, incluidos los juegos -eso sí, al tener muchos procesos activos comprobamos que su capacidad baja un poco-. La verdad es que si se tiene en cuenta su hardware, la sensación es que se tiene un terminal mucho más potente, por lo que sólo se puede catalogar en este apartado al Motorola Moto G como un gran acierto y que justifica la expectación creada.

Resultados en NenaMark del Motorola Moto G

Evidentemente, no es comparable con un Nexus 5 e, incluso, un Samsung Galaxy S4, pero no hay que olvidar que estos dispositivos son mucho más caros que el Motorola Moto G. Si, por el contrario, lo comparamos con otros terminales de gama media, como por ejemplo los Lumia de Nokia o algunas de las nuevas versiones Mini de HTC o Samsung, la verdad es que poco o nada tiene que envidiarles.

A continuación dejamos los resultados obtenidos en las diferentes pruebas específicas de rendimiento en las que, evidentemente, queda bastante claro que no es un modelo pensado para ser el mejor, pero la solvencia es muy clara:

Antes de pasar a otro apartado, es casi una obligación hablar de la autonomía. Y, la verdad, es que de nuevo hay que hacerlo para poner por la nubes al Motorola Moto G, ya que nuestra sorpresa fue mayúscula al comprobar lo bien que funciona aquí este teléfono. En el uso habitual se puede completar un día sin necesidad de realizar recarga alguna (en el caso de ser un usuario intensivo, el tiempo puede alcanzar las 10 horas sin problemas). Es decir, que supera a todos los gama media que hemos probado hasta la fecha e, incluso, a muchos modelos de los considerados “referencia”.

Batería del Motorola Moto G

Esto es más sorprendente si se tiene en cuenta que la batería es de 2.070 mAh, por lo que no es de las que mayor carga tiene. Por lo tanto, hay que pensar en un excelente equilibrio entre software y hardware, justo lo que se espera del Motorola Moto G. Por cierto, en las pruebas específicas donde el procesador funciona siempre al 100%, el tiempo que aguantó el Motorola Moto G fue de 4 horas y 10 minutos, lo que es una gran marca si, por ejemplo, se compara con las tres horas y diez minutos que consigue en la misma el Samsung Galaxy S4 Mini.

Diseño del Motorola Moto G

De siempre los terminales de esta compañía han ofrecido un diseño, cuando menos, interesante. Un ejemplo de ello es la carcasa trasera de kevlar que ofrecía el RAZR hace unos años. Pues bien, en el Motorola Moto G se sigue con la línea de ofrecer un aspecto atractivo que le hace destacar frente a otros modelos de gama alta.

carcasa extraíble del Motorola Moto G

En el lado positivo de este apartado encontramos que es muy ergonómico y se sujeta con facilidad y sin riesgo de que caiga. Además, a pesar de tener cierta curvatura en la carcasa trasera (que se quita para insertar la tarjeta SIM, aunque la batería no es posible cambiarla), si está encima de una mesa no “baila”, por lo que se manipula con firmeza. Además, en la parte exterior del cristal de la pantalla hay cierto saliente para que esta no apoye en una superficie si se deja boca abajo.

Por cierto, que existe la posibilidad de cambiar la carcasa trasera, que es de plástico como el resto del terminal, por otra de diferentes colores, lo que es un detalle adicional que se debe tener en cuenta e, incluso, se pueden adquirir fundas tipo flip que añaden una tapa delantera.

Ranura SIM del Motorola Moto G

Pero no todo es bueno, hay algunos detalles que no nos convencieron. Un par de ejemplos es que su peso, que es mayor del esperado para un terminal con una pantalla de 4,5 pulgadas (143 gramos) y, el segundo detalle, es que los botones de control de volumen y encendido –todos en la parte derecha- tienen algo de holgura y al manipularlo se mueven más de lo esperado.

Pantalla de lo mejor que hay en su segmento

Valorando que el Motorola Moto G, hay que decir que esta es la mejor que existe para un terminal que se sitúa por debajo de los 200 euros. Ofrece una resolución de 720p que hace que lo que se visualiza en sus 4,5 pulgadas ofrezca una calidad muy destacable (además, su densidad de píxeles es de 326 ppp). La verdad es que de nuevo hay que alabar el trabajo del fabricante.

Resumen calidad de la pantalla del Motorola Moto G

Bien es cierto que en exteriores sufre más de lo debido con la luz directa pese a ser IPS, pero no es menos verdad que la saturación es realmente buena y la definición de los colores excelente (el brillo, para nuestro gusto algo escaso). Además su respuesta táctil es perfecta… sólo si se compara con paneles Full HD, disponibles en terminales de alto coste, sale perdiendo. Si se hace lo propio con los 720p de otros modelos de su mismo “mercado” les gana a todos… y por goleada.

Estas son capturas en las que se puede comprobar la buena calidad de la pantalla de este terminal, en especial en lo referente a la saturación:

Cámara, su talón de Aquiles

Aquí es donde falla el Motorola Moto G, no hay duda de ello. Ya que el disponer de un sensor de 5 megapíxeles hizo que no fuéramos muy optimistas antes de realizar las pruebas. Y nuestros temores se confirmaron plenamente ya que el componente incluido simplemente es apto para hacer tomas puntuales sin ningún tipo de pretensiones.

Como se ha podido ver en las fotos que hemos dejado antes, las imágenes muestran colores muy pálidos en general y los detalles no son especialmente definidos. Y, esto, en condiciones de buena luminosidad… si esta no es adecuada, las imágenes muestran bastante ruido y pierden incluso más definición. Por lo tanto, aquí no se deben esperar grandes cosas.

En lo referente a la aplicación Cámara, hay que decir que esta es simple y sencilla de aprender a manejar, con opciones como HDR que son útiles. Eso sí, el autoenfoque tampoco es que sea muy rápido, así como el disparo de una fotografía. A continuación, también os dejamos un ejemplo de cómo graba el Motorola Moto G, donde se comprueba que “sufre” de los mismos males que a la hora de hacer fotografías:

Software incluido

La versión del sistema operativo que incluye el Motorola Moto G, como ya hemos indicado antes, es la Android 4.3 y llega casi “limpia” (stock). Esta ya funciona de forma más que correcta con el hardware del terminal, por lo que hay que ser muy optimistas con la llegada de 4.4, que ha asegurado el propio fabricante.

Interfaz de la cámara en el Motorola MOto G

Hay que indicar que todo funciona con soltura y todas las aplicaciones que instalamos funcionan bien. Hay que destacar que se incluyen algunos programas específicos de Motorola para ayudar a los usuarios. Un ejemplo es Migración, que permite traspasar los datos de un antiguo terminal a este (como por ejemplo los contactos y los correos) y, también, Assist, que es un asistente que automatiza las acciones habituales que se realizan con el teléfono (lo que parece una evolución de las Smart Actions que ya eran parte de los antiguos modelos de este fabricante).

Conclusión

Sin duda alguna, estamos ente el mejor terminal de gama media con sistema operativo Android. Su funcionamiento es excelente y la experiencia de uso que se obtiene con él es fantástica. No se nota apenas que su hardware es tan contenido como su precio. Además, su autonomía es simplemente espectacular. Tampoco hay que olvidarse de su pantalla a 720p.

Evidentemente tiene detalles negativos, como por ejemplo la ausencia de NFC o que su cámara trasera no es nada buena. Pero, lo cierto, es que este modelo consigue cambiar la percepción de la gama media que existía en la actualidad -y que no era muy buena- y, además, obliga al resto de fabricantes a dar un salto decidido para no perder “el paso”. Pero, lo cierto, es que el Motorola Moto G ha tomado la delantera y se convierte en una opción interesantísima. Ideal como regalo de navidades.

A favor:

  • Muy buen rendimiento
  • Precio muy atractivo
  • Excelente autonomía

En contra:

  • Cámara de poca calidad
  • No incluye NFC y, tampoco, MHL

Fotos del producto:


Opiniones



Los campos con * son obligatorios.

4 opiniones
  1. toro 0
    12 Dic, 13 23:30
    8/10 Podrian hacer una comparativa con el bq …

    Podrian hacer una comparativa con el bq aquaris 5 hd, que tiene el mismo precio y pertenece tambien a la gama media….

  2. MG 0
    13 Dic, 13 22:09
    8/10 el mejor precio/calidad...

    el mejor precio/calidad…

  3. mario 0
    02 Feb, 14 13:08
    8/10 tiene slot para memoria externa?

    tiene slot para memoria externa?

    1. Luis 0
      15 Feb, 14 18:34
      8/10 No, no tiene micro-SD. De hecho la falt…

      No, no tiene micro-SD.

      De hecho la falta de micro-SD, conectividad 4G y la cámara son las principales quejas que hemos encontrado en nuestro análisis del Moto G, si bien por lo demás es excelente.