Así puedes forzar la actualización de Google Play en tu móvil

Android

Como sabéis, en las nuevas versiones de Android, Google Play ya forma parte de los ajustes de seguridad de nuestro móvil Android. Ahí podemos comprobar qué versión de es la que está instalada, por su mes de actualización. Y si has visto que esta por alguna razón no se ha actualizado desde hace varios meses, tenemos la opción de forzarla para evitar la aparición del error Android.process.media u otros problemas más graves.

Antes Google Play se solía actualizar como una app más, aunque lo hacía de forma sigilosa, en segundo plano, sin que nos enteráramos. Ahora lo hace más o menos de una manera similar, pero cuando hay una actualización sí que recibimos un mensaje de actualización, como el que habitualmente veríamos al actualizarse el sistema.

¿Tu Google Play está al día?

Esto es algo que desde que hemos actualizado a Android 10 podemos consultar en los ajustes del sistema. Normalmente debemos hacer lo siguiente para comprobarlo.

  • Entrar en los ajustes
  • Acceder a Seguridad
  • Consultar «Actualización del sistema de Google Play»
Google Play

Google Play sin actualizar

Por ejemplo en mi móvil aparece como que está actualizado a fecha del 1 de octubre de 2020, por lo que va con dos meses de retraso. Si pulso sobre este mismo botón lo que veo es un mensaje de que está al día y que busque nuevas actualizaciones. Tras hacerlo vemos que nos dice que no hay nada disponible, por lo que si se tratara del móvil, no habría nada más que buscar hasta nuevo aviso. Pero podemos forzar esta actualización fácilmente descargando directamente un «apk» en nuestro móvil.

¿Cómo se fuerza la actualización?

Pues bien, como decimos, se puede actualizar de forma manual igualmente con un archivo apk desde «Apkmirror» que como sabéis es el repositorio de apps Android. Lo que hay que descargar son los «Main Components» de Google, con los que actualizamos a la última versión Google Play. Para ello hay que hacer lo siguiente:

  • Asegúrate de que tienes instalado Android 10 o superior
  • Accede a este enlace
  • Descarga la última versión disponible
  • Instala el archivo «apk» como cualquier otra app
  • Activa las instalaciones desde fuentes desconocidas si es necesario

actualización Google Play

Este proceso no causará ningún daño a tu móvil, lo único que hará será actualizar a la última versión los componentes de los que depende Google Play y otros servicios de Google. Tras haberlo instalado, cuando vuelvas a la sección de seguridad de Google Play, vas a poder comprobar que la fecha de actualización de la tienda es la última existente. En este caso aparece el 1 de diciembre, por lo que hemos dado un salto de dos meses respecto de la última que teníamos instalada.

Esto no es algo que dependa del fabricante de nuestro teléfono, sino directamente de Google, por lo que a veces pueden surgir algunos problemas que nos impidan la actualización en tiempo. Esta es la manera más sencilla de forzarla y acceder a las últimas funciones de Google Play. Y lo mejor de todo, sin necesidad de rootear el sistema o de temer por perder algún dato, ya que aunque cada uno lo instalamos bajo nuestra responsabilidad, no comporta ningún problema.

Escrito por Jorge Sanz