Huawei también se quedaría sin los paneles OLED de Samsung y LG

Huawei

La espada que mantiene a Huawei contra la pared es cada vez más afilada. Después de ver como los fabricantes de componentes están dando de lado a la marca y asumir que el año que viene venderán muchos menos móviles, ahora Samsung y LG aprietan un poco mas la soga al cuello de la división de telefonía de la marca.

Ayer supimos que Samsung dejaría de fabricar chips para Huawei pero ahora parece que tampoco la marca suministraría paneles OLED al fabricante Chino. El gobierno de Estados Unidos está reforzando su control sobre Huawei y sus negocios en todo el mundo y parece que el resto de grandes fabricantes, de momento, prefieren mantenerse al margen para no sufrir similares consecuencias o posibles sanciones.

Actualmente, los Huawei P40 Pro o el Huawei P40 Por+ son dos de los teléfonos de Huawei que montan paneles de Samsung pero según un nuevo informe de la publicación surcoreana Chosun Biz, tanto LG Display como Samsung Display dejarán de suministrar displays a Huawei para la fabricación de sus móviles a Huawei. Aunque  Samsung se negó a comentar sobre la noticia, LG Display la confirmó mediante un comunicado alegando que las medidas del gobierno de EE. UU. tendrá un impacto mínimo en su negocio, ya que apenas suministra paneles de visualización a Huawei.

Pero… ¿si son marcas coreanas, qué importa lo que diga EE.UU?

La razón esgrimida por las marcas para detener el suministro a Huawei estaría en que los paneles de visualización utilizan ciertos chips para su funcionamiento, y esos chips se basan en tecnologías desarrolladas por empresas con sede en EE. UU. Por este motivo Samsung también dejará de suministrar chips flash DRAM y NAND a Huawei.

¿Quién fabrica las pantallas de Huawei?

Actualmente Samsung y LG han colaborado en el desarrollo de los paneles de los topes de gama de Huawei pero uno de los principales socios de la marca en este aspecto es BOE, el proveedor de la mayoría de paneles de los teléfonos de la firma china.

A partir de ahora será interesante ver cómo Huawei se recompone de esta censura comercial de EE. UU. Si bien podría comprar paneles LCD y OLED de fabricantes de pantallas chinos como BOE y CSOT, obtener acceso a la memoria, el almacenamiento y otros chips fabricados con procesos modernos de China es una tarea ardua que, sin duda, elevaría los costes de los teléfonos.

De nuevo, lo mejor para Huawei, sería la no reelección de Trump en las elecciones de Noviembre.

 

Escrito por Miguel Martínez

Fuente > SamMobile